Juan Fernando Lara. Hace 5 días
El 23 de julio anterior en San José, un grupo de taxistas tomaron Avenida Segunda en ruta a la Asamblea Legislativa para reclamar a los diputados por la salida de Uber del país. Foto: Jeffrey Zamora
El 23 de julio anterior en San José, un grupo de taxistas tomaron Avenida Segunda en ruta a la Asamblea Legislativa para reclamar a los diputados por la salida de Uber del país. Foto: Jeffrey Zamora

Dirigentes del gremio de taxis rojos se declaran molestos con el nuevo plan de ley para regular plataformas tecnológicas de transporte como Uber, dado a conocer este miércoles por diputados de la Comisión de Asuntos Económicos del Congreso.

Los transportistas amenazaron con realizar nuevas protestas en las calles.

“Ese proyecto nuevo es una camisa, pantalón, zapatos, corbata y saco a la medida de Uber. Al 100%. Perdí la batalla, pero la guerra la pueden ganar ustedes compañeros”, afirmó Gílberth Ureña, vocero del Foro Nacional de Taxistas.

Según el dirigente, da por cerrado su ciclo en esta lucha y prevé que el lunes informará a sus compañeros del Foro su salida de las negociaciones sobre el tema de la reforma legal.

Por su parte, Rubén Vargas Campos, de la Unión Costarricense de Taxistas, denunció que el plan de ley es una burla y que son risibles las sanciones propuesta para plataformas tecnológicas. Lo calificó de “adefesio”.

“Se llevaron más de una semana redactando esa ley, me imagino la belleza de cerebros detrás de este panfleto. Hoy no vamos a bajar la guardia, no vamos a meter, como el avestruz, la cabeza en la tierra, hoy con más fuerza, vamos a decir: ' el taxista está vivo y peleará sus derechos de trabajo'”, advirtió.

El dirigente amenazó con más medidas de presión incluida la toma de calles.

“Hoy si conocemos de los nombres de los terroristas de la legalidad que nos quieren arrebatar nuestro trabajo y entregarlo en manos de empresas internacionales y sus esclavos modernos”, lanzó Vargas.

Vargas, quien días atrás dijo que renunciaban a la posibilidad de una indemnización con tal de sacar adelante la regulación, manifestó este jueves: “la indemnización la vamos a sacar por medio de la legalidad y esa será inalterable y contundente”.

La molestia de los taxistas rojos contra el plan es que, para ellos, el proyecto libera el transporte modalidad taxi para cualquier empresa y los deja a ellos en supuesta desventaja.

Vargas, además, mencionó que el texto limita a tres los vehículos registrados por concesionario para otorgar el servicio, pero no limita la cantidad de vehículos ilegales en circulación.

Tampoco les satisface la posibilidad de que el taxista negocie con el usuario la tarifa y que el monto que fije la Autoridad Reguladora de los Servicios Públicos (Aresep) sea solo de referencia. Para el dirigente gremial, la medida podría beneficiar a los transportistas ilegales.

‘Mayor justicia para todos’

La nueva propuesta de Ley Reguladora de los Servicios de Transporte de Personas por Medio de Plataformas Tecnológicas se tramita en el expediente 21.587.

Fue presentado por los diputados Roberto Hernán Thompson Chacón, Daniel Isaac Ulate Valenciano y Ana Karine Niño Gutiérrez de Liberación Nacional, Erick Rodríguez Steller, congresista independiente, Pablo Heriberto Abarca y Pedro Muñoz de la Unidad Social Cristiana, Giovanni Alberto Gómez Obando de Restauración Nacional y Paola Vega y Luis Ramón Carranza de Acción Ciudadana.

“Este trabajo no ha sido fácil, ha implicado tomar decisiones que lo más sencillo hubiese sido postergarlas. Aquí hemos hecho arduas sesiones de trabajo para garantizar la mayor justicia para todas las partes. Cuando una plataforma entra, es inevitable que desplace a sectores”, señaló este miércoles Paola Vega.

Según la legisladora, se procuró ofrecer un texto de discusión con mejores condiciones para el usuario, que el modelo de negocio de plataformas tecnológicas sea viable para abrir nuevas fuentes de empleo pero sin que arrase con el trabajo honesto del gremio de taxistas.

El texto, entre otros objetivos, pretende poner al usuario como la figura más importante para ejercer la regulación, al tiempo que se toman en cuenta la situación de los conductores de taxistas rojos.

“Se pretende regular los servicios mediante plataforma, mejorar las condiciones para los taxistas porque sabemos que aquí de por medio hay ante todo una situación de empleo. Hemos, en mi opinión, consensuado un texto donde el centro es el usuario pero en un sano equilibrio con quienes dan el servicio de transporte”, explicó Roberto Thompson Chacón, diputado del Partido Liberación Nacional y presidente de la Comisión.

Dentro de este sistema de protección al usuario, se incluye la posibilidad de limitar la cantidad de tiempo que un conductor acreditado se mantiene conectado.

Además, se establecen obligaciones de emitir políticas y procedimientos para fomentar la seguridad de la persona usuaria, evitar el acoso sexual y la discriminación.

Del lado de los taxistas, la nueva propuesta reforma disposiciones de la Ley Reguladora del Servicio Público de Transporte Remunerado de Personas en Vehículos en la modalidad de Taxi del 22 de Diciembre de 1999.

Por ejemplo, se autorizaría que los vehículos usados como taxi con menos de 8 años de antigüedad, solo cumplan una revisión técnica vehicular al año (hoy son dos visitas).Solo modelos con más de 8 años requerirán una revisión vehicular cada 6 meses.

También se permite al taxista la colocación de publicidad, dentro y fuera del vehículo, siempre que no impida la visibilidad del usuario o del conductor hacia el exterior y que no implique alterar la estructura original del vehículo (se prohíbe modificar sus dimensiones o colocarle artefactos encima del mismo).