Organización fija también un nivel máximo de 30% de calorías de grasa

Por: Irene Rodríguez 21 febrero, 2016

¿Cuánto es demasiada azúcar o demasiada grasa para alimentos o bebidas procesadas?

La Organización Panamericana de la Salud (OPS) se dio a la tarea de establecer nuevos lineamientos para que las personas no consuman más de lo necesario.

Tanto para alimentos procesados como para ultraprocesados, los azúcares no deben sobrepasar el 10% de las calorías totales del producto, y en el caso de la grasa, no debe ser de más del 30% .

El modelo también especifica que los comestibles cuyos ingredientes incluyen edulcorantes –artificiales o naturales, con calorías o sin ellas– deben tener leyendas que indiquen “que contienen otros edulcorantes”.

“Tenemos datos que muestran que el consumo de alimentos ultraprocesados ricos en calorías y pobres en nutrientes en los países de las Américas está directamente relacionado con las crecientes tasas de sobrepeso y obesidad”, explicó, en un comunicado de prensa, Chessa Lutter, Asesora Principal en Alimentación y Nutrición de la OPS .

Para trazar estos lineamientos, la OPS convocó a especialistas en nutrición y tecnología de alimentos de toda América Latina y el Caribe. La idea de la publicación es que sirva de guía para que los gobiernos tracen políticas públicas sobre el tipo de alimentos que se comercializan y ofrecen en supermercados, así como en restaurantes.

Esto es particularmente importante dado que excesos en el consumo en uno de estos componentes están relacionados con enfermedades crónicas, como la hipertensión, la diabetes o dislipidemias (niveles irregulares de colesterol o triglicéridos).

La OPS define a un alimento como procesado cuando son producidos industrialmente utilizando sal, azúcar u otros ingredientes para su conservación o para hacerlos más apetecibles.

Dentro de estos productos están los embutidos, vegetales congelados o en conserva, los enlatados y comidas preparadas para solo calentar y servir.

Las bebidas carbonatadas como las gaseosas son parte de los alimentos y bebidas procesadas. | ARCHIVO
Las bebidas carbonatadas como las gaseosas son parte de los alimentos y bebidas procesadas. | ARCHIVO

Existen también los llamados ultraprocesados, que no surgen de alimentos “naturales” (como el queso) si no de componentes de estos (como la caseína, sustancia encontrada en el queso).