Ángela Ávalos. 6 abril
La OMS hizo hoy un llamado a todos los países, compañías e institutos de investigación para que apoyen la apertura de datos y la colaboración científica con el fin de beneficiar a toda la población en esta lucha contra covid-19. En la foto, el Centro Nacional de Referencia de Virología, del Inciensa, en Costa Rica. Foto: Jeffrey Zamora
La OMS hizo hoy un llamado a todos los países, compañías e institutos de investigación para que apoyen la apertura de datos y la colaboración científica con el fin de beneficiar a toda la población en esta lucha contra covid-19. En la foto, el Centro Nacional de Referencia de Virología, del Inciensa, en Costa Rica. Foto: Jeffrey Zamora

La Organización Mundial de la Salud (OMS) apoya la iniciativa costarricense de promover un esfuerzo conjunto para facilitar el acceso gratuito a pruebas, medicinas y vacunas, o con licencias en términos “razonablemente asequibles”, a todos los países enfrentados en la lucha global contra la pandemia de covid-19, especialmente, los más pobres.

En su conferencia de este lunes, el director general de esa organización, Tedros Adhanom, agradeció la propuesta presentada por el presidente Carlos Alvarado Quesada y el ministro de Salud, Daniel Salas Peraza, en una nota enviada el 23 de marzo a la OMS.

“Apoyo esta propuesta, y estamos trabajando en conjunto con Costa Rica para finiquitar los detalles", manifestó Tedros Adhanom.

Para el dirigente de la OMS, los países pobres y las economías frágiles son los que encaran la mayor conmoción provocada por esta pandemia y quedarán desprotegidos con el riesgo de prolongar todavía más la crisis sanitaria y el daño económico.

“Hago un llamado a todos los países, compañías e instituciones de investigación para apoyar la apertura de los datos, la ciencia y la ayuda para que todas las personas puedan disfrutar de los beneficios de la ciencia y la investigación”, manifestó Adhanom la mañana de este lunes.

El presidente Carlos Alvarado confirmó que sostuvo una conversación telefónica con Tedros Adhanom. “Estamos trabajando en conjunto una propuesta para sumar a líderes mundiales y a sus equipos técnicos”, mencionó el mandatario en un tuit.

En la carta enviada a la OMS por Alvarado y Salas, se apela a emprender un esfuerzo conjunto que facilite a los países, sobre todo los más desfavorecidos, el acceso a tecnologías útiles para la detección, la prevención, el control y el tratamiento de la pandemia causada por covid-19.

(Video) Director de OMS habla con presidente Alvarado

En ese conjunto de medidas, se deberían contemplar los actuales y futuros derechos de patente, los derechos de regulación de las pruebas, líneas celulares, derechos de autor sobre la manufactura de las pruebas de diagnóstico, equipos, medicinas y vacunas, entre otros.

Costa Rica esperaría que la iniciativa facilite el libre acceso o, al menos, licencias razonables y términos posibles para cada país miembro de la OMS.

Dada la urgencia del asunto, Costa Rica propuso hacer un memorando inicial de entendimiento para compartir derechos y tecnologías para el sector público y otros actores relevantes en el contexto de esta pandemia.

El ministro de Salud, Daniel Salas Peraza, explicó la importancia de este llamado que elevó el país a la OMS.

"Costa Rica está matriculada desde la petición hasta el avance en la implementación. Es importantísimo porque todos los países estamos necesitados de desarrollar tecnologías, aplicaciones, medicamentos, cualquier tipo de dispositivo que nos permita hacerle frente al covid-19. Y hay muchos de estos dispositivos, medicamentos y tecnologías en general que tienen patente y esa patente no está liberada; entonces esto impide desarrollarlas en cada país.

“Queremos que la OMS haga un llamado abierto a todos los países, industrias y a todas las empresas para que liberen esa patente y permitan, en esta situación tan difícil y compleja de maneja, que tengamos acceso a como se hacen esos dispositivos, medicamentos, y cualquier tipo de tecnología que permita abordar el covid-19 con más efectividad”, manifestó Salas.

Costa Rica propone así tener acceso a los planos, diseños o información de investigación y desarrollo de esas tecnologías. “Es un asunto de solidaridad, de unirnos como planeta para hacer posible que ningún país se quede atrás porque no tuvo acceso a una patente que sea de utilidad para hacerle frente al covid-19”, agregó el ministro.

“Las tecnologías específicas y los términos de otras asignaciones pueden ser definidas después, durante la implementación del esfuerzo conjunto”, aclara la misiva costarricense.

El Gobierno costarricense también solicitó a la OMS crear en el Observatorio Global sobre Salud una base de datos relacionada con covid-19, que incluya, entre otras cosas, los costos estimados de ensayos clínicos, y los subsidios de gobiernos.

Mercado cambiante

Actualmente, las patentes de productos investigados y desarrollados por institutos o farmacéuticas tienen un periodo de hasta diez años, un tiempo durante el cual los desarrolladores de estos productos (medicinas o vacunas, por ejemplo) intentan recuperar la inversión realizada.

Esto encarece sustancialmente el costo de esos insumos que se traslada a los países, sin importar, la mayoría de las veces, el ingreso de sus habitantes. También, mientras esté vigente la patente, el resto de países no puede desarrollar la tecnología para tener disponibilidad de los tratamientos a un menor costo.

La consecuencia inmediata es una brecha enorme de acceso, que impide a los países más desfavorecidos económicamente y a su población tener la posibilidad de disfrutar de los beneficios de medicinas innovadoras y de tecnologías de salud de punta.

Cuando vencen los derechos de la patente por propiedad intelectual es cuando caen los precios a la mitad; incluso más.

En las últimas semanas, también se ha informado sobre los cambios en el comportamiento del mercado de insumos médicos para atender enfermos con covid-19.

El presidente ejecutivo de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), Román Macaya Hayes, se refirió a ese nuevo comportamiento como “canibalismo”, debido al pulso por productos como mascarillas, respiradores y batas. Ha sido un pulso en donde los países más poderosos han llevado la de ganar.

Hasta este lunes, el mundo registraba más de 1,3 millones de enfermos con covid-19 y las muertes superaban las 72.000.

En Costa Rica, la cantidad de casos confirmados subió este lunes a 467. Solo dos personas han fallecido a causa de esta pandemia.