Ángela Ávalos, Sofía Chinchilla Cerdas. 5 abril
La adquisición de respiradores se ha vuelto una necesidad de primer orden en todo el mundo pues se trata de equipo de soporte para los enfermos más graves de covid-19.
La adquisición de respiradores se ha vuelto una necesidad de primer orden en todo el mundo pues se trata de equipo de soporte para los enfermos más graves de covid-19.

La pandemia de covid-19 también ha afectado el comportamiento del mercado internacional al punto de que la adquisición de insumos básicos para tratar a estos enfermos se podría poner en riesgo.

El presidente ejecutivo de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), Román Macaya Hayes, describió la situación de “canibalismo”, lo cual está obligando a Costa Rica a explorar la posibilidad de producir localmente algunos de estos insumos.

Algunas universidades públicas están colaborando con el diseño y fabricación de respiradores y protectores faciales.

"Hay casi un canibalismo en la compra, donde una entidad o país adquiere insumos antes que otros. También ha habido cierres de frontera para la exportación de productos estratégicos; estoy hablando de respiradores, de kits de diagnóstico y hasta equipos de protección.

“Por eso, como país tenemos que estar muy unidos pero también mentalizarnos de que estamos en un mundo donde ese mercado internacional no está trabajando normalmente. Tenemos que producir localmente; desde la producción de los kits de diagnóstico, el equipo de protección, hasta los respiradores”, comentó el jerarca de la CCSS.

Las manifestaciones de Macaya se dieron durante la conferencia virtual de este domingo 5 de abril, cuando trascendió que Costa Rica llegó a los 454 enfermos confirmados de covid-19.

De ellos, 26 necesitan recibir atención hospitalaria; 14 en una Unidad de Cuidado Intensivo (UCI) en donde, precisamente, se requiere del apoyo de respiradores para la supervivencia.

“Estos no son tiempos normales. Probablemente, no haríamos esto si no fuera una pandemia. Esto no se va a acabar en unos días o unas semanas, tenemos que acostumbrarnos a que lidiar con este virus no va a ser cuestión de días o de pocas semanas y vamos a necesitar muchos más recursos de los que tenemos ahora”, advirtió Macaya.

El jerarca de la CCSS reveló que el miércoles 15 de abril saldrá de Costa Rica un avión charter rumbo a China para traer material indispensable para la atención de enfermos y personal de salud.

En este primer vuelo, informó Macaya, traerán equipo de protección personal, como batas y mascarillas. Se calcula que el costo de esos insumos ronda los $350.000. El vuelo cuesta una cantidad similar.

“Esa es la naturaleza de los costos que estamos asumiendo”, dijo el funcionario, quien no descarta más viajes de este tipo en las próximas semanas.

Esta institución ha recurrido la autorizaciones de la Contraloría General de la República (CGR) para la realización de compras directas de emergencia por casi $15 millones.

Casi 300 respiradores vienen en camino hacia los hospitales de la Caja, con lo cual la capacidad instalada para atender a los enfermos más complicados con covid-19 pasaría de 440 respiradores, en la actualidad, a casi 740 en los próximos días.

También se incrementarán las camillas para cadáveres, porque es probable que esa nueva enfermedad respiratoria eleve el número de muertes en Costa Rica por esa causa.

Pulso mundial

Esta misma semana, la agencia AFP reveló la carrera mundial por materiales como mascarillas. Especialistas consultados por la agencia confirmaron el fenómeno mundial.

El primer ministro canadiense, Justin Trudeau, pidió el jueves a los funcionarios de su país investigar reclamos similares de que se estaban desviando mascarillas de su país.

“Los mercados de suministro para el coronavirus se están colapsando”, dijo a la AFP el profesor Christopher R. Yukins, de la Universidad de Washington.

“Hay una tensión extrema con respecto a estas mercancías frente a las necesidades inmediatas de los estados”, explicó Bolloré Logistics, un gran empresario de logística francesa, en China.

“Los Estados están en competencia entre sí para acceder a recursos”, manifestó a la agencia de noticias el investigador Jean-Sylvestre Mongrenier, del instituto franco-belga Thomas More. “Es desagradable, pero no significa un estallido de las hostilidades”, aclaró.

En esta lucha, algunos países han desplegado a sus servicios secretos, informó AFP.

Según el diario francés Le Figaro, citado por esa agencia, el Mosad israelí llevó a cabo en marzo un operativo clandestino para hacerse con kits de detección del virus en un país que no fue identificado.

“Es un tiempo de negociaciones directas (...) que a menudo están acompañadas de favoritismo, malversación y sobrefacturación”, escribió Laurence Folliot Lalliot, profesora de derecho público, en una columna en el periódico francés Le Monde.

19 enfermos más; 454 en total

A casi un mes de confirmarse el primer enfermo con covid-19 en Costa Rica, el Ministerio de Salud contabiliza 454 casos positivos en todo el territorio nacional; 19 enfermos más que el sábado.

Según el más reciente informe, emitido al mediodía de este domingo 5 de abril, en conferencia de prensa virtual, de los casos confirmados a la fecha 232 son hombres, 222 mujeres, entre uno y 87 años.

Del total, 411 son personas adultas, 28 adultos mayores y 15 menores de edad, que habitan en 55 cantones del país.

En este grupo, hay 31 extranjeros de 13 nacionalidades diferentes. Del total de confirmados, Salud informó de que hay 16 personas ya recuperadas.

Además, hay 26 enfermos que han requerido hospitalización; 14 de ellos, por su gravedad, han sido ingresados en Cuidado Intensivo, un caso más que lo reportado este sábado.

Hasta la fecha, se han realizado 5.098 pruebas, y se han descartado 4.644 casos.