Ángela Ávalos, Juan Fernando Lara. 25 abril
Este miércoles, a primera hora de la mañana, el área de recepción de pacientes en el Hospital México estaba desierta. Allí quedaron los expedientes de los asegurados que tenían citas programadas. Foto: Alonso Tenorio
Este miércoles, a primera hora de la mañana, el área de recepción de pacientes en el Hospital México estaba desierta. Allí quedaron los expedientes de los asegurados que tenían citas programadas. Foto: Alonso Tenorio

Al menos 1.500 pacientes con citas programadas en el Hospital México quedaron sin atender debido a la huelga convocada por los movimientos sindicales para oponerse al proyecto de reforma fiscal que discute el Congreso.

Muchos de esos asegurados tenían la atención programada con meses de antelación.

Para las autoridades del Hospital México, el impacto fue "fuerte" porque todas las recepcionistas se unieron al movimiento y, por lo tanto, no hay personal que reciba a los pacientes que llegan a cita, confirmó Susana Saravia; vocera del centro médico.

El México atiende al 52% de la población del país.

Los reportes indican que se dejaron de dar entre 1.000 y 1.500 consultas y se suspendieron 65 cirugías. Los funcionarios administrativos también se sumaron al movimiento. Solo las áreas críticas como Oncología, Cardiología y Hematología están trabajando, explicó Saravia.

“Si bien el hospital ya tiene expediente digital, de todos modos las recepcionistas tienen que ingresar un código para iniciar la atención de cada paciente. Como ninguna está, no hay atención”, señaló Saravia.

En el área de Radioterapia, explicó la vocera, solo tres técnicos de 30 estaban en funciones. Debido a esto, se decidió utilizar uno de los aceleradores lineales para atender con prioridad a los niños y a los adultos que ya tenían cita programada para recibir terapia en ese aparato.

"En Quimioterapia, hay una situación parecida al depender directamente de enfermería donde se quedaron solo dos personas para dar atención. En Quimioterapia no se han devuelto pacientes, pero la atención es muy lenta", aclaró.

En Consulta Externa, los servicios de Oncología Médica y Hematología han funcionado con lentitud a falta de recepcionistas. Mientras tanto, en la consulta médica de Radioterapia la atención se interrumpió por completo ya que el personal se sumó a la huelga.

Por su parte, el Centro de Resonancia Magnética aclaró esta mañana que está trabajando con normalidad y, por ello, solicita a los pacientes que se presenten a las citas.

A esperar

A quienes vinieron este miércoles y no pudieron ser atendidos, se les está entregando un comprobante de asistencia, pero la reprogramación de citas tardará, al menos, entre 22 y 30 días, advirtió la vocera. Si dentro de este plazo no se les ha llamado a sus casas o celulares, deben comunicarse con el hospital para reprogramar.

“Venimos desde Paquera, tenemos que pagar todo y ahora estos muchachos (personal del hospital) me piden venir el lunes otra vez y viera que tengo la cita el otro jueves. El ferry nos cuesta a cada uno ¢810, el pasaje de autobús poco más de ¢5.000 y, además, hay que pagar alojamiento”, expresó Antonio López Castrillo en compañía de su hijo Keneth quien lo acompañó a la diligencia.

El caso de ambos se multiplicaba esta mañana en los despoblados pasillos del hospital donde aún quedaban algunos pacientes a la espera de recibir un comprobante para hacer constar que sí habían acudido a la cita programada.

“Vengo de Upala, me la cambiaron para hoy. Pero, sinceramente, me duele porque vengo de largo. Tengo que pagar pasajes y abandonar allá a mi esposo enfermo que requiere diálisis por una deficiencia renal. No debería dejarlo solo mucho rato. Hoy vine por mi cita ,pero solo a perder el tiempo”, se lamentó Clara Ortiz Paladino, de Santa Clara de Upala, quien viajó ayer desde su casa a San José.

Ortiz venía a una cita de revisión por cirugía plástica en la mano. Al final, lo único que le dijeron es que debían cambiarle la fecha, pero sin ofrecerle mayor detalle.