María Fernanda Cisneros. 7 febrero

Este martes 7 de febrero, las ventanillas de los intermediarios financieros, en su mayoría, situaron el precio de venta del dólar en ¢578 o ¢579.

Bancos, cooperativas, mutuales y financieras registraron un incremento de entre ¢2,5 y ¢4 en el indicador, entre el lunes 29 de enero y el martes 6 de febrero.

Los bancos BCT e Improsa registraron el tipo de cambio más alto con un precio de ¢580 por cada dólar. Promérica sitúo el indicador en un nivel más bajo, con ¢577,95.

Mientras, 12 de un total de 15 bancos registraron un precio de venta entre ¢578 y ¢579.

La incertidumbre ante el panorama político es uno de los factores que explican la subida del dólar, cuando no hay razones económicas para que el colón se devalúe después de tantos meses de relativa calma, explican economistas consultados por La Nación.

Sin embargo, también se atribuye al aumento de los precios del petróleo, que genera una mayor demanda de divisas para pagar los hidrocarburos.

Por su parte, el precio del dólar en el Mercado de Monedas Extranjeras (Monex) llegó a ¢574,97 este 6 de febrero. Esto se traduce en una devaluación del colón de ¢5, en la última semana.

Entre tanto, ante la presión cambiaria, el Banco Central mostró sus cartas de intervención.

Entre el 29 de enero y el 6 de febrero, la autoridad monetaria vendió $51,9 millones en operaciones de estabilización cambiaria.

Esta intervención va acorde con lo anunciado por el Central - en su Programa Macroeconómico 2018-2019 - , que exaltó que enfrentará el tipo de cambio cuando éste muestre fluctuaciones violentas, comentó el economista Luis Mesalles.

Además, el BCCR podría hacer uso de la tasa de política monetaria (TPM) para estabilizar el tipo de cambio.

Al lado del anuncio de la adopción explícita del esquema de metas flexibles de inflación y del Programa, la autoridad monetaria anunció un alza en su TPM, que pasó de 4,7% a 5%.

La teoría dicta que en un esquema flexible de inflación y de tipo de cambio, un banco central actúa de forma anticipada y ajusta la tasa de interés – a la baja o al alza – cuando espera presiones en los precios.

"El BCCR no va a dejar que el tipo de cambio suba porque no existen razones económicas para que ello suceda en estos momentos", afirmó el economista William Calvo.

El precio del dólar en el Mercado de Monedas Extranjeras (Monex) llegó a ¢574,97 este martes 6 de febrero, ¢5 más respecto al lunes 29 de enero.
El precio del dólar en el Mercado de Monedas Extranjeras (Monex) llegó a ¢574,97 este martes 6 de febrero, ¢5 más respecto al lunes 29 de enero.

¿Por qué sube el tipo de cambio? El resultado de las elecciones presidenciales impactó a la baja el precio de los bonos de Costa Rica y el tipo de cambio no está exento de registrar movimientos.

La incertidumbre y las especulaciones explican el movimiento que registra el precio del dólar.

Las urnas dieron el pase a la segunda ronda a Carlos Alvarado, del Partido Acción Ciudadana (PAC) y a Fabricio Alvarado, de Restauración Naciónal.

Más allá de la contienda, los inversionistas están a la espera de que ambos aspirantes aclaren si será posible avanzar en una agenda de ajuste fiscal y den a conocer sus ideas puntuales en el campo económico.

Mientras esto no sea respondido, la incertidumbre prevalecerá.

Es "perfectamente posible" que eso le dé un impulso a la dolarización de la riqueza financiera y suba la posibilidad de que aumente la tenencia de activos en el exterior, (de costarricenses y residentes), explicó el economista José Luis Arce.

Al lado del tema política está la ya conocida presión fiscal así como la erosión en el premio por invertir en colones, asociada a los aumentas de las tasas de interés en dólares; y por el lado de la demanda de dólares, también el incremento en los precios del petróleo.