Yeryis Salas. 26 septiembre
Al costado sur del parque de Tibás, el auto viró en dirección oeste. Foto: José Cordero.
Al costado sur del parque de Tibás, el auto viró en dirección oeste. Foto: José Cordero.

Una mujer recorrió casi 500 metros en un vehículo, con la puerta abierta y la mitad de su cuerpo afuera, luego de que un sujeto la sorprendió en un cajero electrónico en Tibás para robarle el dinero en efectivo y el carro en el que viajaba.

Ella fue liberada pocos minutos después, gracias a que varios ciudadanos le dieron persecución al auto y llamaron al 9-1-1 para intentar auxiliarla.

Lo que empezó a desarrollarse a las 8 p. m. del lunes en el cajero del Banco Nacional, ubicado diagonal al parque del cantón, lo relata una testigo que pidió no ser identificada.

(Video) Mujer es retenida en su auto por presunto ladrón

Ella afirmó que iba en un auto con dos compañeros de trabajo cuando escucharon “gritos femeninos desgarradores”. Notaron que provenían del carro al frente suyo.

“Ella iba gritando, la gente solamente veía, no hacía nada, nosotros íbamos en movimiento y el muchacho (el ladrón) como que le decía ‘métase, cierre la puerta’, asumimos que era un pleito de pareja”, contó.

Ellos siguieron el auto para ayudarle y llamaron al 9-1-1. Según la mujer que presenció el hecho, quien iba en el asiento de atrás del vehículo, el otro conductor aceleró al percatarse de que lo estaban siguiendo y no había autos enfrente.

“Tenía miedo de que nos matara o de que la matara a ella”, narró. A pesar del temor, la adrenalina les permitió continuar la persecución varias cuadras al oeste del parque.

“Él, en algún momento paró en seco y nosotros le rayamos, nos agachamos porque pensamos que nos iba a balear”.

La testigo y sus amigos se estacionaron algunos metros al frente del carro. Escucharon al hombre gritando órdenes a la mujer, mientras ella gritaba y lloraba.

El ladrón la sacó del vehículo y se dio a la fuga. Durante la huida, golpeó otros tres carros, detalló el Organismo de Investigación Judicial (OIJ).

Los presentes, entre ellos vecinos del lugar, se acercaron a la afectada, quien les pidió que siguieran el auto y les contó lo sucedido.

“Todo el rato de la persecución pensamos que ella era víctima de agresión de pareja (...). Le preguntamos qué pasó y nos dijo que (el sujeto) la había interceptado en el cajero, y que ella le había dado la plata, no recuerdo si iba armado, la obligó a subirse al carro de ella, por eso ella trataba de escapar, le robó la plata y la tiró ahí”, relató.

La víctima, quien no fue identificada, tendría unos 40 años y es vecina de Goicoechea.

“Si ella llega a leer esto, quiero que sepa que estamos felices de que está con vida, porque el escenario fue tan frustrante que pensamos que la iba a matar”, contó la testigo.

El OIJ confirmó que una denuncia fue presentada por este caso, el cual ya es investigado.