#NoComaCuento

#NoComaCuento: Vacunas contra covid-19 no son ‘terapias transgénicas’, como lo afirma doctora Jimena Campos

En una transmisión que se comparte masivamente, la médica utiliza argumentos desmentidos por la ciencia para recomendarle a sus seguidores que no se vacunen

En una transmisión que se comparte masivamente en Facebook, la médica Jimena Campos segura que las vacunas contra la covid-19 son terapias transgénicas y que no producen inmunidad.

Campos también dice que las pruebas de PCR no sirven para detectar el virus SARS-CoV-2 y que dicho patógeno no se ha logrado aislar en laboratorios.

La doctora, además, les recomienda a los costarricenses no vacunarse, con el argumento de que hacerlo es “muy peligroso” para la salud.

Sin embargo, todas esas afirmaciones son erróneas e inducen a error sobre la forma como actúan en realidad las inoculaciones contra la covid-19.

Las ideas que expone la doctora circulan en el mundo desde hace meses, y han sido desmentidas en múltiples ocasiones por científicos e iniciativas de verificación, como #NoComaCuento.

La Nación contactó a Campos y le consultó cuáles son las fuentes de la información que difunde. La doctora remitió su respuesta luego de la publicación de esta información. En un mensaje de texto, Campos se quejó del artículo y afirmó que puede debatir para defender sus posiciones.

Vacunas no son una ‘terapia transgénica’

“Es importante aclarar que las vacunas de ARN mensajero creadas por Moderna y Pfizer son terapias génicas”, asegura Campos en su transmisión.

Anteriormente, Fernando Morales, médico especialista en medicina interna, indicó a La Nación que dicha afirmación es errónea.

Según la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) de los Estados Unidos, la terapia genética es un proceso científico que se puede aplicar en algunos pacientes, con el propósito de sustituir un gen que esté defectuoso, mediante la colocación de genes sanos.

De acuerdo con Morales, ni la vacuna de Moderna ni la de Pfizer se consideran terapias genéticas, debido a que no introducen información nueva a los núcleos de las células.

“Por definición inicial, la terapia génica como tal requiere que material genético exógeno (es decir, externo) entre en el núcleo de las células, para que las mismas puedan sintetizar (o formar) proteínas”, afirmó Morales, en un correo electrónico.

Asimismo, el doctor Carlos Araya, miembro de la Junta de Gobierno del Colegio de Médicos y Cirujanos de Costa Rica, explicó que estas dosis no alteran los genes de las personas.

“Esta vacuna no se puede considerar terapia génica porque usted no está metiendo información dentro del núcleo, ni modificando el ADN.

“Usted lo que está haciendo es aprovechar la maquinaria ya desarrollada por la célula, para que usted produzca una proteína”, detalló Araya.

Pruebas PCR sí detectan covid-19

Según Campos, la prueba de reacción en cadena de polimerasa (PCR) solo sirve para identificar genomas, bacterias y virus, pero, según asevera, no identifica si una persona es positiva o no para la covid-19.

Dicha aseveración también es falsa: este test, cuya sensibilidad y especificidad ronda el 95%, es el que tiene el mayor aval de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Este tipo de examen amplifica el material genético que se obtiene de los pacientes, por medio de un hisopado, hasta un punto en el que un lector puede verificar e indicar, por medio de una señal luminosa, si el virus está presente.

Rodrigo Cruz, jefe del Laboratorio de la Clínica Bíblica, explicó que si la prueba sale positiva, es seguro que la persona contrajo la enfermedad.

Además, en una entrevista que brindó al medio español Maldita.es, el especialista en biología molecular Manuel Bautista afirmó que este examen está diseñado específicamente para detectar la presencia del SARS-CoV-2, no de otros patógenos.

Lo que sí puede ocurrir es que un paciente tenga este coronavirus pero su prueba salga negativa, porque el virus aún no se ha replicado en la cantidad suficiente para ser detectado.

Vacunas sí generan inmunidad

“No son vacunas porque en los estudios o en los ensayos no se analizó la inmunidad y tampoco se demostró que impidiera la transmisibilidad del virus”, dice Campos en el video, sobre las inoculaciones desarrolladas por Pfizer y AstraZeneca.

Tales afirmaciones contradicen la evidencia científica.

El doctor Roberto Arroba, coordinador de inmunizaciones del Ministerio de Salud, dijo a La Nación que la vacuna contra la covid-19 estimula la creación de defensas para repeler el virus SARS-CoV-2.

“La vacuna crea inmunidad (...). La dosis inicial, el día cero, ya nos produce anticuerpos, sin embargo, cuando completamos el esquema con la segunda dosis al día 21, y han pasado 15 días más, ya nuestro organismo ha producido las suficientes defensas o anticuerpos como para estar protegidos contra el coronavirus”, enfatizó Arroba.

El pasado 1.° de abril, Pfizer y BioNTech anunciaron en un comunicado que su vacuna había sido eficaz en un 91,3% en prevenir que los participantes de la fase 3 de su estudio clínico enfermaran gravemente de covid-19.

Tales resultados se obtuvieron cuando los pacientes llegaron al sexto mes, luego de haber recibido las dos dosis de la vacuna.

Además, un estudio realizado en el Reino Unido encontró que las personas vacunadas tienen un 50% menos probabilidades de contagiar a sus familiares, si llegan a contraer el virus. Así lo reportó El País, de España, el pasado 7 de mayo.

El coronavirus sí se ha estudiado en Costa Rica

En su transmisión, Campos también manifestó que en Costa Rica no se ha aislado el virus, por lo que, según ella, “no se sabe si la causa realmente de la covid-19 es el virus SARS-CoV-2”.

Ambas afirmaciones son incorrectas, porque el patógeno que causa la enfermedad se ha secuenciado por completo en múltiples países del mundo, incluido Costa Rica.

Además, desde el inicio de la pandemia, se identificó que el patógeno que causa la enfermedad es el virus SARS-CoV-2, el cual forma parte de la familia de los coronavirus.

El jueves 30 de abril del 2020, hace más de un año, el Ministerio de Salud anunció que el grupo de genómica del Instituto Costarricense de Investigación y Enseñanza en Nutrición y Salud (Inciensa) culminó la secuenciación del genoma completo del nuevo coronavirus.

Es decir, se determinó la secuencia de las moléculas que componen los genes del virus.

Nota del editor: Esta información se actualizó a las 2.45 p. m., cuando la doctora Jimena Campos respondió a la consulta que le remitió este medio.

Esta información forma parte del proyecto #NoComaCuento, una iniciativa de La Nación que busca analizar la veracidad de la información que circula en redes sociales. Usted puede formar parte de este proyecto enviándonos información que le parezca falsa o poco confiable al WhatsApp 6420-7160 o al correo nocomacuento@nacion.com.

También puede recibir nuestras publicaciones directamente en su celular uniéndose a este grupo de WhatsApp o al bot de Telegram.