Salud

Hospitales privados disponen de 340 camas en caso de que se desborde capacidad de CCSS por covid-19

Convenio con Caja para usar estos espacios está pendiente; esperan convocatoria para nueva reunión, afirma Cámara Costarricense de la Salud

Los centros médicos privados disponen de unas 340 camas para ceder a la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) en caso de que los hospitales públicos sobrepasen la capacidad instalada debido al incremento exponencial de enfermos de covid-19.

Las camas serían utilizadas para atender casos no covid, con el propósito de que la CCSS desahogue espacios para atender a los más afectados con la pandemia, especialmente, quienes requieren de una Unidad de Cuidados Intensivos (UCI).

De esas 340 camas, entre 30 y 40 tienen el perfil para usarse con pacientes que requieran Cuidado Intensivo o Cuidado Intermedio, informó Massimo Manzi, director ejecutivo de la Cámara Costarricense de la Salud, organización que reúne a los principales hospitales y clínicas privadas del país.

Estos centros están en conversaciones desde hace varios días con la Caja y con el Ministerio de Salud. Según dijo Manzi, están a la espera de que el ente rector los convoque en estos días a una nueva reunión para hablar de este asunto.

“La orientación de la institución (CCSS) pareciera ser solicitar apoyo para pacientes no covid, liberando espacios en hospitales públicos para enfermos covid, y asegurar un poco más de continuidad en la atención de otras enfermedades. Ese es el punto en el cual estamos.

“En este momento, no se han dado traslados”, confirmó Manzi este martes, y reiteró la importancia de estas alianzas público-privadas en momentos como este, cuando el país debe funcionar como un único sistema nacional de salud.

El director ejecutivo de la Cámara confirmó que todavía no hay ningún convenio firmado. El instrumento legal que se firme, aclaró, será con cada centro privado de salud y la CCSS.

Manzi recordó que, desde setiembre del año pasado, hay un decreto que regula el uso de establecimientos de salud privados durante esta emergencia.

“De tarifas no se ha hablado. Lo que siempre se ha dicho es que la institución tiene sus costos bastante claros. La Caja definirá cuánto es su costo, y como sector privado tendremos que adecuarnos a esas indicaciones”, dijo Manzi.

Lo que estarían facilitando los centros privados son las instalaciones, el uso de la cama y los equipos que vengan con ellas. Personal y otros insumos serían aportados por la CCSS.

“Lo que estamos haciendo a nivel de organizaciones es establecer todas las pautas, y de parte nuestra, como Cámara, facilitar las conversaciones y mantener actualizado el mapeo de nuestros servicios”, agregó.

Según ese mapeo, este 4 de mayo, alrededor de un 40% de las camas en centros privados están ocupadas por algún paciente. La mayoría, por enfermedades no relacionadas con la covid-19.

“Por dicha, la institución está logrando dar abasto hasta este momento. Entendemos que somos un recursos que va a ser utilizado cuando la institución no dé abasto. Quizá ese momento no esté tan lejos, pero hasta ahora la CCSS ha logrado salir con este aumento exponencial”, agregó Manzi.

En espera

Hace cinco días, el gerente general de la Caja, Roberto Cervantes Barrantes, confirmó la existencia de una agenda de trabajo.

“Es mucho lo que nos pueden ofrecer. Hicimos una agenda de trabajo, y esperamos, al final de la semana, estar plasmando esta colaboración”, manifestó.

Este 3 de mayo, solo quedaban diez camas libres para recibir enfermos de covid-19 en condición crítica, según el reporte enviado por la institución.

Las cifras globales del informe institucional, con datos de ocupación en las diferentes categorías de Unidades de Cuidados Intensivos (UCI), obtenidas a las 7 a. m., muestran un porcentaje global de 94,95%: 376 camas estaban con paciente; 20 libres y 6 no estaban disponibles.

La situación se complica conforme pasan las horas. Este lunes, las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI) de todo el país alcanzaron 403 internamientos relacionados con la covid-19, según el reporte del Ministerio de Salud.

De esas hospitalizaciones, seis correspondían a centros médicos privados: 3 estaban en la UCI del Hospital La Católica, 2 en la del CIMA y una persona más en la UCI del Hospital Clínica Bíblica. En esos centros, además, había 15 internados en camas de salón.

Además, por primera vez en lo que va de la emergencia nacional por la pandemia, la cantidad total de hospitalizados por esta causa sobrepasó el millar: hay 1.024 enfermos internados en todo el país.

Los hospitales públicos están a un paso de rebasar la capacidad máxima de 402 camas para enfermos que necesitan cuidados intensivos.

La Nación consultó a la CCSS y al Ministerio de Salud sobre el avance en este tema, pero al cierre de esta nota todavía no habían contestado.

Ángela Ávalos

Periodista de Salud. Máster en Periodismo de la Universidad Complutense de Madrid, España. Especializada en temas de salud.