Salud

Convenios y arreglos de pago con CCSS ya se pueden tramitar en oficina virtual

Patronos físicos y jurídicos así como trabajadores independientes pueden cancelar sus cuotas casi un mes después de ‘hackeo’

Patronos y trabajadores independientes pueden tramitar sus convenios y arreglos de pago con el acondicionamiento que hizo la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) en su oficina virtual, casi un mes después del hackeo que paralizó servicios de salud y financieros.

Esto es posible luego de que se reiniciaran algunas funciones del Sistema Centralizado de Recaudación (Sicere), la semana anterior, lo cual permite a la Dirección de Cobros de la entidad facturar las cuotas de los convenios y arreglos de pago de junio.

“Al habilitar Sicere, logramos realizar la facturación del mes de junio. Por lo tanto, se puede realizar el pago por medio de la oficina virtual CCSS mediante débito a la cuenta bancaria en tiempo real como habitualmente lo hacen. A los pagos de este tipo de facturas que se realicen hasta el 1.° de julio no se les cobrará intereses o multas”, declaró Luis Diego Calderón Villalobos, director de Cobros.

Hasta abril anterior, la CCSS registraba 21.491 convenios de pago con un saldo de ¢71.502 millones, y 1.825 arreglos de pago por ¢7.527 millones.

Al suscribir el acuerdo de pago, el patrono o trabajador independiente adquiere la condición de estar “Al día”, requisito para diversos trámites en la Administración Pública, entre ellos, participar en procesos de contratación administrativa, solicitar permisos, autorizaciones, exoneraciones fiscales y las inscripciones de documentos en el registro público.

En marzo anterior, la Junta Directiva de la CCSS amplió al 30 de junio del 2023 la posibilidad de que patronos y trabajadores independientes morosos aprovechen la flexibilización de medidas y suscriban acuerdos de pago con la Caja. Es la quinta prórroga en esa vía que se da desde el 19 de julio del 2019.

Luego del ciberataque, la CCSS ha ido restableciendo paulatinamente algunos sistemas informáticos, principalmente en el área financiera. Entre ellos, la página web institucional, que volvió a funcionar el 21 de junio en una versión simplificada que incluye, entre otros servicios, la oficina virtual para que los patronos puedan presentar sus planillas.

El Expediente Digital Único en Salud (EDUS), en el que se llevan los registros de citas, exámenes y procedimientos de los asegurados, todavía no ha sido reiniciado por lo que las citas y servicios como el de farmacia y laboratorio se siguen haciendo con expedientes de papel.

El presidente ejecutivo de la Caja, Álvaro Ramos Chaves, manifestó, el 15 de junio, que espera reiniciar computadoras en dos meses o menos: “Irlanda tardó tres meses. Nosotros esperamos durar menos. Tenemos un calendario preliminar a lo interno pero lo estamos afinando, el cual depende de qué tan rápido se puedan ejecutar ciertas tareas. Conservadoramente, (el ‘apagón’ tardará) dos meses. Esperamos durar menos”.

Hasta el 22 de junio, se habían examinado 40.957 equipos en total (entre computadoras y otros dispositivos), de los cuales 11.386 estaban infectados (un 27,7%). MicroCLAUDIA ya protege a 29.571 terminales (un 72% del total).

Ese día, la Dirección de Tecnologías de Información y Comunicación (DTIC) informó de que está en la etapa final de inspección y análisis de los equipos informáticos, con un 99,5% de las computadoras y 99,7% de los servidores revisados.

Esa Dirección está bajo investigación por orden del presidente de la República, quien pidió, desde el primer día, indagar las razones por las cuales solo 13 de más de 40.000 equipos estaban protegidos contra ciberataques con programas informáticos. La CCSS separó temporalmente al subgerente de la Dirección, Roberto Blanco Topping, y a la jefa del Área de Seguridad y Calidad, Mayra Ulate.

Ángela Ávalos

Ángela Ávalos

Periodista de Salud. Máster en Periodismo de la Universidad Complutense de Madrid, España. Especializada en temas de salud.

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.