Daniela Cerdas E., Joselyne Ugarte. 31 octubre, 2018
El presidente Carlos Alvarado llegó a compartir con los alumnos del Liceo de Santa Ana esta mañana. Fotografía: José Cordero

El Ministerio de Educación Pública suspendió la aplicación de la prueba de Matemáticas por filtración del examen.

Una pista inicial indica que la fuga se habría dado desde colegios de Guadalupe o Coronado, según manifestó el ministro de Educación, Édgar Mora, quien aseguró que llevará el caso a la Fiscalía.

“Esto es grave, muy grave. Todos deben entrar en condiciones iguales y aquí las condiciones de igualdad se rompieron porque algunos tuvieron acceso previo”, declaró el jerarca desde el Liceo de Santa Ana.

Mora informó a las direcciones regionales de la suspensión del examen a las 8 a. m., y acto seguido dijo que la prueba se reprogramó para el próximo miércoles 7 de noviembre.

“Estamos explorando sobre una pista que nos señala que efectivamente hay una razón de lucro detrás de la filtración de la prueba”, dijo el ministro, quien se disculpó con los estudiantes que se vieron afectados.

Por su parte, el mandatario Carlos Alvarado fustigó el hecho y llamó a establecer responsabilidades por el hecho.

"Aquella persona responsable de propagar esta prueba no tuvo un impacto en su entorno inmediato sino en todo el país, declaró el presidente, quien compartía un desayuno con los muchachos del Liceo de Santa Ana que se preparaban para el segundo de los seis examenes que conforman bachillerato.

Poco después de que trascendiera la noticia, la Asociación de Profesores de Segunda Enseñanza reprodujo un comunicado en el que responsabilizó al MEP por la fuga y exigió una investigación a fondo.

"Rechazamos categóricamente algunas acusaciones tendenciosas que afirman que la fuga ocurrió por culpa de trabajadores de la educación que estamos en huelga. No es posible que los docentes hayan divulgado la prueba, ya que la misma debe ser custodiada únicamente por el personal MEP a cargo de ello.

“La principal responsabilidad de la fuga de estas pruebas recae en el propio Ministro de Educación Pública, Édgar Mora Altamirano, y su insistencia en confiar el cuidado de estos exámenes a personas voluntarias, muchas de las cuales no son docentes ni tienen formación en esta área”, se lee en el documento que viene firmado por Mélida Cedeño y Roblin Apú, presidenta y secretario general de la organización.

Siguiendo un protocolo

Edgar Mora explicó que el protocolo establecido para bachillerato obliga a hacer una valoración previa y posterior a las pruebas y con base en ese protocolo se decidió cancelar la aplicación del examen este miércoles.

“Se recibieron reproducciones audiovisuales de la prueba de Matemáticas que circularon los días 30 y 31 a nivel nacional mediante mecanismos tecnológicos. El MEP no puede garantizar la contabilidad y validez de los resultados de esta prueba, situación que motiva la implementación de medidas administrativas”, agrega la circular enviada por el Ministerio esta mañana.

Además, Mora sostuvo que aumentarán las medidas de seguridad en el manejo de las evaluaciones restantes.

La noticia tomó por sorpresa a los alumnos del Liceo de Santa Ana, quienes esperaban en las aulas el inicio de la prueba ya suspendida por el fraude cometido por desconocidos. A eso de las 9:25 a. m., el propio ministro les comunicó la situación.

Mora trató de tranquilizarlos, les aseguró que hay pruebas alternas. Según dijo, con la información que tenían "no había otra decisión que tomar”, expresó.

Ya fuera de las aulas, los muchachos tenían una mezcla de alivio y frustración.

“Todos sorpendidos, con ganas de irse a la casa y pensar que ya no lo quieren hacer. Yo sinceramente sentí alivio, porque no estaba preparado, por un poco de vangancia. ahora tengo que prepararme de verdad”, comentó Brandon Acuña, alumno del Liceo de Santa Ana.

Rachel Carmona, estudiante de quinto año del Liceo de Santa Ana. Foto: Daniela Cerdas.
Rachel Carmona, estudiante de quinto año del Liceo de Santa Ana. Foto: Daniela Cerdas.
Julián Monge, estudiante de quinto año del Liceo de Santa Ana. Foto: Daniela Cerdas.
Julián Monge, estudiante de quinto año del Liceo de Santa Ana. Foto: Daniela Cerdas.

Su compañera, Rachel Carmona, también se enteró de lo que pasaba cuando ya estaba lista para completar la prueba en su escritorio y un docente les comunicó que alguien había fistrado el examen.

“La reacción de todos fue de sorpresa porque habíamos estudiado y estábamos preparados para este momento, Entonces tuvimos que esperar impacientes hasta que nos dijeron que nos fuéramos. Ahora voy a repasar y prepararme mejor. Llame a mi mamá a contarle y ella me dijo que en las noticias estaban diciendo que se aplazaba el examen”, manifestó.

“Yo estaba en el aula listo, teníamos la prueba en la mesa, luego nos las quitaron y nos dijeron que habían suspendido el examen. Hubo felicidad porque había más tiempo para estudiar y obstinación porque ya la gente se había preparado. Uno se siente aguevado porque uno está deseando salir del bachi y se alarga finalizar los exámenes”, agregó Julián Monge.

49.000 muchachos de colegios académicos diurnos y nocturnos fueron convocados a las pruebas de bachillerato que comenzaron este martes con Español.

Para llevarlas a cabo fue necesario tomar una serie de medidas de compensación y llamar a voluntarios, pues los docentes permanecen en huelga desde hace 52 días, contra la reforma fiscal.

Para este jueves está programado Estudios Sociales y para el viernes Ciencia.

Hace cuatro años

Otro caso de fraude con un examen de bachillerato trascendió en noviembre de 2014 en Matina, Limón.

Doce jóvenes aceptaron haber cometido fraude, lo que les permitió acogerse a una salida alterna al juicio, denominada suspensión del proceso a prueba. El requisito fundamental es que los imputados admitan los hechos que les atribuye la Fiscalía y cumplan un plan reparador del delito cometido.

Entre tanto, el director del centro educativo, de apellido Acevedo, y un delegado del MEP, de apellido Zapata, seguién en el proceso judicial por el delito de cohecho propio.

También en esa ocasión se utilizó la aplicación de WhatsApp para difundir respuestas de uno de los diagnósticos.

Un poco más atrás, en el 2009, también fue suspendido un examen de Biología, en ese caso solo fue para 70 estudiantes del Liceo de Moravia.

La denuncia de fraude fue presentada por profesores de esa misma institución educativa.

(Video) Prueba de Matemáticas suspendida este miércoles y se trasladará