Interés Humano

¿Volverá Donald Trump a Twitter luego de la compra de Elon Musk?

Red social eliminó el 8 de enero del 2021 la cuenta del expresidente, que tenía casi 89 millones de seguidores, por ‘riesgo de incitación a la violencia’

Washington. El expresidente de Estados Unidos Donald Trump descartó volver a la red social Twitter, de la que fue vetado en enero del 2021, a pesar de la compra de la plataforma por parte del multimillonario Elon Musk, anunciada el lunes.

El líder republicano dijo que usaría su propio sitio web, Truth Social, aunque desde su lanzamiento en febrero solo parece haber publicado una vez ahí. “No me voy a Twitter, me quedaré en Truth”, dijo Trump a Fox News, refiriéndose a la plataforma creada como una alternativa conservadora a Facebook, Twitter y YouTube.

“Espero que Elon compre Twitter porque la mejorará y es un buen hombre, pero yo me quedo en Truth”, enfatizó. “Estamos recibiendo a millones de personas, y lo que estamos viendo es que la respuesta en Truth es mucho mejor que estar en Twitter. Twitter tiene bots y cuentas falsas”, explicó a la cadena.

Twitter eliminó el 8 de enero del 2021 la cuenta de Trump, que tenía casi 89 millones de seguidores, aduciendo “riesgo de incitación a la violencia” en los mensajes del entonces mandatario estadounidense. Dos días antes, miles de simpatizantes del multimillonario republicano atacaron violentamente el Capitolio en Washington para evitar que los legisladores certificaran la victoria del demócrata Joe Biden en las elecciones presidenciales de noviembre del 2020.

El hombre más rico del mundo, llegó el lunes a un acuerdo para comprar Twitter por $44.000 millones, lo cual le dará el control de una de las redes sociales más influyentes del planeta, fundada en el 2006.

La plataforma de microblogs con sede en California recibió fuertes críticas de los conservadores, que la acusaron de sesgo en su contra y violación de sus derechos de libertad de expresión mediante suspensiones por infringir las reglas.

Legisladores pidieron la modificación o derogación de una ley de 1996 que protege a las plataformas de redes sociales de la responsabilidad por sus prácticas de moderación de contenido y por las publicaciones de terceros.

Musk, cuya inmensa riqueza se deriva de la popularidad de los vehículos eléctricos de Tesla, así como de otras empresas como SpaceX, se autoproclamó un “absolutista de la libertad de expresión” y se espera que adopte un enfoque menos estricto para regular contenidos.

El grupo progresista Media Matters for America advirtió que Trump podría regresar a Twitter y pidió mantener los estándares actuales. “Cualquier negociación para vender Twitter a Musk debe incluir mecanismos exigibles claros para defender y mantener los estándares comunitarios existentes, incluida la eliminación de quienes violen esos estándares”, dijo el presidente del grupo, Angelo Carusone, en un comunicado.

Más de un millón de usuarios descargaron la aplicación de Trump, Truth Social, luego de su lanzamiento, pero el interés parece haber disminuido en medio de fallas técnicas y largos tiempos de espera para acceder a las cuentas.

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.