Negocios

Ausencia de incubadoras empresariales en las regiones limita apoyo a nuevos negocios fuera de la GAM

En las zonas hay claridad de la necesidad de promover centros de emprendimiento debido a las desigualdades sociales, económicas y productivas existentes, así como debido a la migración de talento formado en las regiones

Los negocios surgen en cualquier lugar y nadie está limitado por su ubicación para iniciar un emprendimiento, pero fuera del Valle Central quienes sueñan aportar a su región creando un negocio rentable, de base tecnológica y con potencial de internacionalización (startups), carecen de apoyos como incubadoras o aceleradoras.

“Las razones de no contar con incubadoras o aceleradoras radican, principalmente, en la falta de financiamiento, lo que proviene del desconocimiento y de un ecosistema emprendedor estable”, dijo Jonathan Zúñiga, de la división de iniciativas de emprendimientos locales de la Agencia de Desarrollo de Pérez Zeledón, que impulsa la iniciativa de la Zona Económica Especial (ZEE) en ese cantón con el fin de promover su desarrollo.

En las zonas hay claridad de la necesidad de promover centros de emprendimiento y de inversión externa directa, debido a las desigualdades sociales, económicas y productivas existentes, así como debido a la migración de talento formado en las regiones con grandes esfuerzos familiares y tras décadas de inversión en infraestructura educativa técnica y universitaria.

A la par los representantes de las regiones destacan las ventajas en comparación a la Gran Área Metropolitana (GAM), que padece mayor agotamiento y saturación de la infraestructura vial, de servicios y ambiental (polución y gestión de aguas y desechos), aunque hay déficits en áreas como las telecomunicaciones.

“Lo que nos está pasando es que la inversión que hace el país en educación en zonas de menor desarrollo se rentabiliza en el GAM y lo que queda entonces en esa zonas es necesidad, subsistencia y poca generación de nueva riqueza”, alertó Marcelo Lebendiker, presidente de la incubadora y aceleradora ParqueTec.

Carencias

En las regiones, las oportunidades de empleo y creación de negocios para los técnicos y profesionales formados en centros educativos son limitadas, ni se encuentran iniciativas permanentes de incubadoras, aceleradoras y de inversión.

Los programas de apoyo estatales, de organizaciones no gubernamentales y de asociaciones a pequeños productores son con enfoques tradicionales.

En Pérez Zeledón hubo algunos proyectos temporales, como uno de capacitación con financiamiento del Sistema de Banca para el Desarrollo (SBD) y algunos programas similares, que no lograron establecer una base permanente y a largo plazo. “La mayoría de los casos de éxito han sido apoyados por iniciativas y fondos concursables o de inversión externos a la región”, dijo Zúñiga.

Tampoco se vislumbra el establecimiento de ningún centro para emprendedores para este 2021. Lo cual, además, sería insuficiente.

ParqueTec creó en Upala la “primera incubadora fuera del GAM”, que apoyó a empresas y emprendimientos de la zona. El fin era impulsar un ecosistema emprendedor con apoyo de los gobiernos locales, las instituciones públicas presentes —de educación y agropecuarias— y de otros sectores locales. Fue misión imposible.

La falta de articulación institucional obligó a cerrar el proyecto. “La incubadora por si sola no hace milagros”, dijo Lebendiker.

“Era muy importante demostrar que la forma más genuina de generar nueva riqueza y nuevas empresas en esas zonas era a través de la creación de capacidad instalada, con incubadoras y aceleradoras”, añadió.

Virtuales y a la distancia

A pesar de las experiencias los centros de incubación y aceleración no dejan de mirar a los cantones fuera de la GAM.

La Agencia Universitaria para la Gestión del Emprendimiento (Auge) había adelantado que durante el 2021 impulsaría iniciativas regionales con el apoyo del SBD, que quedó pendiente del proceso de diagnóstico y reorganización de los programas de emprendimiento por parte de las nuevas autoridades de la Universidad de Costa Rica, a la que pertenece Auge.

Abanico de acciones
Programas del Centro de Emprendimiento de Incae:
Programa de Innovación y Emprendimiento Asociativo (PIEA): tiene el apoyo del SBD y es coordinado por el Centro de Estudios y Capacitación Cooperativa. Incluye acciones de sensibilización, formación de mentores y aceleración de emprendimientos.
Apoyo a empresas de turismo sostenible: fue lanzado junto con la Asociación Costa Rica el año anterior y se enfoca en herramientas y asesoría en las áreas de operaciones, estrategia, mercadeo, innovación y finanzas.
Aceleradora Virtual: formación en línea y sin costo (estrategias de crecimiento e internacionalización, mercadeo, operaciones, gestión de equipos, gobierno corporativo y finanzas). Se realiza junto con Mastercard y Mujeres Connectamericas del Banco Interamericano de Desarrollo (BID); han participado 4.000 empresarias de Latinoamérica.
Fuente: Incae

Quienes tengan interés pueden participar en la convocatoria que ya hizo ParqueTec para brindar apoyo virtual a emprendedores “de todo el país” mediante programas de generación de valor, internacionalización, capital semilla e inversión, coaching y acompañamiento empresarial.

El Centro de Emprendimiento de Incae, asimismo, anunció que cuenta con tres programas “nacionales” (PIEA, turismo sostenible y Aceleradora Virtual) donde pueden participar emprendedores de las regiones, tanto startups como empresas de sectores tradicional, de mujeres y con iniciativas sostenibles.

Durante el 2021 uno de los principales proyectos será la realización de los llamados campos de entrenamiento (bootcamps) de la Aceleradora Virtual, para finanzas y de empresa innovadora. “Adicionalmente, estarán publicándose las convocatorias del PIEA”, dijo Francisco Pérez, director del Centro de Emprendimiento del Incae.

Carlos Cordero Pérez

Carlos Cordero Pérez

Carlos Cordero es periodista especializado en temas tecnológicos. Escribe para El Financiero y es autor del blog "La Ley de Murphy".