Jorge Arturo Mora, Carlos Soto Campos. 1 marzo
Foto tomada en el 2008, en la casa del poeta y sacerdote Ernesto Cardenal. Foto: Esteban Felix
Foto tomada en el 2008, en la casa del poeta y sacerdote Ernesto Cardenal. Foto: Esteban Felix

De inmediato, el presidente nicaraguense Daniel Ortega ha declarado luto nacional. Sin embargo, el duelo no es solo del país que vio nacer una de las voces más relevantes de Hispanoamérica, sino que la tristeza se esparce por todo el mundo de las letras en el mundo.

El inevitable llanto se ha expresado internacionalmente, pues la muerte de Ernesto Cardenal representa una gran pérdida para la literatura. El escritor y vigoroso sacerdote falleció este domingo 1.° de marzo a los 95 años, tras varios días hospitalizado.

El gran escritor nicaragüense Sergio Ramírez, ganador del Premio Cervantes 2017, fue uno de los primeros en reaccionar al conocer el deceso. “Al morir Ernesto Cardenal pierdo a un hermano mayor, amigo entrañable y vecino de muchos años, un guía moral, un modelo literario, y con él se va parte esencial de mi propia historia”, escribió en su cuenta de Twitter.

La poeta Gioconda Belli, quien visitó a Cardenal en el hospital poco antes de su deceso, le dijo a la agencia Associated Press. “Nuestro gran poeta acaba de morir a sus 95 años, después de una vida de entrega a la poesía y la lucha por la libertad y la justicia”, afirmó.

El sacerdote y artista era muy cercano a Costa Rica y querido aquí, por lo cual la noticia también consternó a escritores y políticos

“Cardenal fue uno de los grandes poetas sin los cuales no se explica la transformación de la herencia de Pablo Neruda en la segunda mitad del siglo XX, gracias a su poesía tan realista e histórica que fue llamada como “exteriorismo”, incluso por él mismo”, reflexiona el escritor Carlos Cortés, quien tuvo una serie de encuentros con Cardenal desde que el nicaragüense fue invitado a un festival literario en Francia organizado por María Lourdes Cortés. Posteriormente, logró tener breves intercambios del 2013 al 2017, en las visitas que realizó Cortés a Nicaragua con motivo del festival literario Centroamérica Cuenta.

“Además, Cardenal debe de ser el único gran escritor en ser perseguido por el papa Juan Pablo II a causa de su defensa de la Teología de la Liberación, así como por una dictadura populista”, agregó.

También la poeta Arabella Salaverry se refirió a la muerte del nicaragüense. “Don Ernesto fue un faro para Latinoamérica. Levantó su voz en momentos en que la paz estuvo comprometida en épocas convulsas”, dijo.

“Era un poeta muy respetado y, aunque vengo de una tradición más clásica, su obra me capturó. Además tuvo un gran peso con situaciones políticas y visibilizó problemas como la pobreza. Fue fundamental”, agregó.

Luis Guillermo Solís, expresidente de la República, se sumó al luto por este deceso. “Ha muerto Ernesto Cardenal, pero su voz poderosa no se acalla. Amó la Libertad y la defendió. Grande entre los grandes, nunca perdió la humildad. Me honró con su amistad”, escribió en su cuenta de Twitter.

Reacción del gobierno de Nicaragua

Según la agencia AFP, el lunes se llevará a cabo una misa en la catedral de Managua y los funerales se realizarán en Solentiname, isla del Gran Lago de Nicaragua, donde el escritor, teólogo y escultor fundó una comunidad de campesinos, pintores y poetas en la década de 1970 que apoyaron a las guerrillas del Frente Sandinista.

El gobierno de Nicaragua emitió un comunicado en el que anunció tres días de duelo nacional por la muerte del poeta.

Ernesto Cardenal falleció a los 94 años este domingo. Foto: INTI OCON / AFP.
Ernesto Cardenal falleció a los 94 años este domingo. Foto: INTI OCON / AFP.

“Reconocemos su aporte a la lucha del pueblo nicaragüense. Reconocemos igualmente todos sus méritos culturales, artísticos, literarios y su extraordinaria poesía en la que siempre supo alabar a Dios, en el cielo, en la tierra, y en todo lugar”, detalló el comunicado firmado por Ortega y su esposa, la vicepresidenta Rosario Murillo.

Son conocidas las diferencias que mantuvo el poeta con el gobierno de su país. Incluso, en una entrevista del año pasado a DW, Cardenal manifestó su deseo por la no continuidad de Ortega como presidente de Nicaragua.

“Lo sigo diciendo: no al diálogo. Queremos simplemente que la pareja presidencial se vaya, no hay nada que dialogar”, manifestó en esa ocasión.

En su patria, los lamentos no pararon. “Adiós al amigo Ernesto Cardenal, quien ahora puede cantar su Salmo 15 delante de Dios”, comunicó Silvio José Báez, obispo auxiliar de la Arquidiócesis de Managua, Nicaragua.

“(...) falleció el padre Ernesto Cardenal, el poeta más enorme que ha tenido Nicaragua tras Rubén Darío”, expresó el escritor y periodista nicaragüense Wilfredo Miranda. “Que el viaje al cosmos le sea grato, querido poeta”.