Crímenes

Caso de Christian Tijerino: Concluye sin resultados positivos búsqueda en propiedad de Guanacaste

Para tratar de dar con el joven de 33 años, desaparecido desde el pasado 18 de febrero, el OIJ rastreó terreno de 2.000 metros cuadrados, el cual tiene en un sector una pendiente de 50 metros. Diligencia se realizó dos días después de que madre se quejara de lentitud en proceso de ubicación de su hijo

El Organismo de Investigación Judicial (OIJ) concluyó sin resultados positivos la búsqueda de Christian Tijerino López en una propiedad en Tamarindo de Santa Cruz, Guanacaste.

Durante este miércoles, 14 agentes judiciales con diferentes especialidades trabajaron en un terreno de 2.000 metros cuadrados, después de recibir un informe confidencial que detallaba que el joven podría estar en ese sitio.

Sin embargo, al llegar la noche no se encontró ningún indicio que pueda servir para la investigación del caso, según precisó la Policía Judicial.

El joven, de 33 años, fue visto por última vez el pasado 18 de febrero, cuando manejaba su carro por Liberia.

Desde entonces, las autoridades judiciales aseguran que han realizado diversas diligencias, entre estas la localización de su vehículo en Bagaces y la aprehensión de tres sospechosos de privar de libertad a Tijerino.

“Hoy (miércoles) realizamos una búsqueda cerca del aeropuerto de Villarreal (Tamarindo), con el fin de localizar indicios importantes relacionados con la desaparición y la privación de libertad de Christian Tijerino.

“Es importante destacar que esta investigación no ha cesado, nos hemos mantenido realizando diligencias y por ello es que procedimos a verificar la información confidencial que recibimos”, aseguró Marcos Badilla, investigador de la delegación del OIJ en Liberia.

La finca donde se hizo la búsqueda no pertenece a ninguno de los sospechosos, dijo el OIJ a La Nación. Además, en el sitio hay una pendiente de al menos 50 metros, por lo cual fue necesario utilizar equipo especial.

También, se contó con el acompañamiento del perro Argos, especialista en la búsqueda de restos humanos.

“Agentes del OIJ de Liberia, con colaboración de la Unidad Canina del OIJ, se encuentran en el sector de Villarreal (Tamarindo) de Santa Cruz, esto en las cercanías del aeropuerto, donde hay una pista de aterrizaje.

“En ese sitio se encuentran realizando un rastreo con el can Argos, especialista en la búsqueda de restos humanos, ya que recibieron una información confidencial de que en ese sector se podría encontrar Christian Tijerino López, de 33 años”, había informado la Policía Judicial por medio de su oficina de prensa durante la mañana.

Queja de la madre

Los trabajos de este miércoles se realizaron dos días después de que Patricia Seibert, madre de Tijerino, reclamó por la lentitud de la Policía Judicial para ubicar a su hijo, quien fue visto por última vez hace casi 10 meses.

“Yo no puedo hacer el trabajo de ellos, no tengo una placa, sino yo voy (...). Les he dicho que esto es un secuestro, donde la vida de mi hijo está en peligro, la seguridad y la integridad de un ser humano está en peligro, les he dicho que hay que usar el método 24– 48 que se usa en Estados Unidos y lo que me dicen es que esto no es Estados Unidos, que es Costa Rica, pero no se trata de eso, se trata de la importancia de la vida humana”, recriminó el lunes anterior la mujer.

El ingeniero en sistemas y carpintero es tico– estadounidense y solía venir de vacaciones a Costa Rica para celebrar su cumpleaños y fechas especiales, así como para visitar a familiares.

Días después de su desaparición, el OIJ confirmó que el automotor que conducía y en el que fue visto por última vez fue ubicado en Bagaces. Estaba abandonado.

Desde entonces han pasado 302 días y, ante la falta de noticias sobre el paradero de su hijo, Seibert tomó un vuelo de Estados Unidos hasta Costa Rica para alzar la voz y buscar respuestas.

Esta es la segunda vez que está en suelo nacional desde que Tijerino desapareció, pero la angustia ahora es mayor, debido a que sigue sin conocer el paradero de su hijo, a pesar de que el 10 de noviembre anterior la Policía Judicial capturó a tres sujetos como sospechosos de privarlo de libertad.

Los individuos, de apellidos Ugarte Villalobos, Fallas Gutiérrez y Woodley Britton, en apariencia, eran amigos de la víctima y, en la actualidad, solo el primero cumple con arresto domiciliario con monitoreo electrónico y otras imposiciones por tres meses, pese a que la Fiscalía Adjunta de Liberia pidió medidas cautelares contra todos.

Por ello, ese despacho presentó una apelación y está a la espera de que se programe una nueva audiencia, en la que reiterará su petición de prisión preventiva contra Ugarte y arresto domiciliario con monitoreo electrónico para Fallas y Woodley.

Patricia Seibert también hizo un llamado a los sospechosos, para que digan dónde está su hijo, ya que en la actualidad no tiene trabajo por la pandemia y, ante esto, ha tenido que pedir prestado y aceptar ayudas para venir a Costa Rica buscando respuestas sobre el caso de su primogénito.

“Le pido a las personas que tienen a mi hijo que tengan compasión, que me entreguen a mi hijo, es lo único que les suplico.

“Todo esto ha sido una pesadilla, pensando por qué el OIJ se ha esperado tanto tiempo para rescatar a mi hijo. Les he dado tiempo, silencio, me han dicho qué no hacer para no entorpecer la investigación y yo cooperando con tal de que encuentren a mi hijo, si hubiese sido el hijo de ellos, ¿cuánto habrían durado? Mi hijo tiene el mismo valor que el de cualquier persona de aquí, son 10 meses y nada (...).

“Yo amo a mi hijo, lo adoro y quiero saber dónde está, que me lo devuelvan, les he rogado (a los del OIJ) que se olviden del papeleo, eso no es importante, lo que es importante es encontrar a mi hijo, que le pregunten a Ugarte, él debe saber dónde está Christian, qué fue lo que sucedió”, explicó Seibert el lunes anterior, en la plaza de la Justicia del Poder Judicial.

Información actualizada a las 6:30 p. m. con más datos.

Eillyn Jiménez B.

Eillyn Jiménez B.

Periodista de la Sección de Sucesos y Judiciales. Bachiller en Periodismo de la Universidad Internacional de Las Américas y licenciada en Comunicación de Mercadeo de la Universidad Americana.

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.