Servicios

Sutel advierte de que acumulación de espectro en manos del ICE amenaza competencia en servicios 5G

Superintendencia señala que situación ‘desbalanceada’ puede frenar ingreso de otros proveedores en nueva tecnología de Internet celular

Costa Rica comenzó a dar pasos para abrir el mercado de telefonía móvil en la llamada red de quinta generación 5G, que implicará mayor velocidad en el trasiego de datos y mejor servicio.

Sin embargo, la Superintendencia General de Telecomunicaciones (Sutel) hace la advertencia de que la concentración de espectro radioeléctrico que tiene el Instituto Costarricense de Electricidad (ICE) podría afectar la competencia en ese mercado.

Para la Sutel, hay una situación “desbalanceada” que pone al ICE en una posición ventajosa para adelantarse a sus competidores en el despliegue de infraestructura y servicios 5G, mientras el Estado apenas alista una licitación para reasignar espectro a otras empresas interesadas.

Ese concurso podría tardar hasta dos años, como lo señala el Informe sobre Asignación de Espectro para Despliegue Futuro de Redes 5G desde la Perspectiva de la Competencia, emitido por la Superintendencia el 19 de mayo.

Cuando llegue ese momento, dijo, el avance que tendría el Instituto volvería menos competitivo el mercado, lo que podría ir en contra de los intereses de los usuarios.

Para desplegar 5G, se necesita reasignar espectro radioeléctrico, un bien del Estado compuesto por todas las ondas electromagnéticas que viajan por el espacio y gracias a las cuales son posibles las telecomunicaciones modernas.

Ante ese escenario, Sutel alertó al Ministerio de Ciencia, Tecnología y Telecomunicaciones (Micitt) de la urgencia de recuperar espectro ocioso en poder del Instituto.

El viernes 25 de junio, precisamente, el Ministerio dio la orden para concretar la recuperación.

Según la ministra Paola Vega Castillo la decisión se tomó ante la falta de voluntad política del Instituto para llegar a un acuerdo de cesión con el Gobierno.

5G es tecnología valiosa porque brinda un mayor ancho de banda que se traduce en velocidades para trasiego de datos de hasta 10 Gigabits por segundo (Gb/s), según la Asociación GSM. Un Gb/s equivale a 1.000 Megabits por segundo (Mb/s).

Las redes podrían llegar a ser tan poderosas como para disputarle clientes a los proveedores actuales de Internet fijo y dinamizar negocios.

Incluso mejora la competitividad de los países por el aumento exponencial previsto de aparatos conectados a Internet, que van desde vehículos hasta robots de uso industrial, infraestructura urbana y aparatos domésticos.

Concentración

Para implementar 5G en Costa Rica, explica Sutel en su informe, se necesita una combinación de varios grupos de bandas o frecuencias por lo cual es necesario subastar parte del espectro radioeléctrico.

Desde la apertura del mercado de las telecomunicaciones en el 2011, el ICE tiene en concesión una cantidad de 550 MHz en seis bandas o frecuencias de transmisión. Sus rivales comerciales, Claro y Movistar, se reparten entre ambos 200 MHz.

La cantidad de espectro para 5G ideal para concesionar entre Claro y Movistar está entre 80 y 100 Megahercios (MHz) de las frecuencias de 2.600 Mhz y 3.500 MHz; según aseguraron a la Sutel dichas empresas.

El ICE que es el único proveedor con espectro en dichas bandas: 190 MHz en la frecuencia de 2.600 MHz y 225 MHz en la de 3.500 MHz (415 MHz entre ambas).

“Debe procurarse evitar que un operador tenga más espectro del realmente requerido en bandas 5G, parte de las cuales, en el caso del ICE, se encuentran sin uso o subutilizadas, esto con el objetivo de prevenir que dicha situación dificulte despliegues 5G de otros operadores”, indica el análisis de Sutel.

La entidad reitera que las bandas de 3.500 MHz y 2.600 MHz tienen cualidades a nivel de cobertura y capacidad que las hacen particularmente útiles para 5G.

“No se puede descartar que el estado actual de tenencia de bandas medias para 5G le pueda conceder al ICE eventuales ventajas derivadas del despliegue anticipado de infraestructura compatible en las bandas de 2.600 MHz y 3.500 MHz”, advierte el informe.

Sutel añade que esto “podría representar una ventaja no replicable para las demás empresas de telecomunicaciones móviles que en los futuros concursos puedan disponer de espectro en dichas bandas”.

Desventaja

Sin fecha prevista para la recuperación del espectro del ICE y su eventual licitación, Sutel teme que ICE incursione en servicios 5G lo cual constituiría una “ventaja difícil de alcanzar” para sus rivales y, con ello, un problema de competencia.

El Departamento de prensa del Micitt admitió que desconoce cuánto tiempo tomará recuperar el espectro ocioso del ICE.

“Los plazos de cada procedimiento están definidos por ley, pero se podrían extender por las acciones que realicen las partes en el ejercicio del debido proceso. Según experiencias previas, ha habido casos que han tomado al menos seis meses y otros han sido más extensos de acuerdo con su complejidad”, informó el Ministerio al ser consultado.

Para la Superintendencia, la incertidumbre sobre la disponibilidad futura de ese bien puede incluso disuadir a otros proveedores de invertir en los mismos servicios, “reduciendo así la rivalidad del mercado y la existencia de una competencia agresiva”.

En octubre del 2019, Luis Adrián Salazar, entonces ministro del Micitt, planteó a Irene Cañas, jerarca del ICE, la necesidad de discutir un plan de trabajo ―enviado meses antes― para definir segmentos de frecuencias a devolver al Estado así como “el establecimiento de un acuerdo mutuo entre el ICE y el Poder Ejecutivo” para una discusión conjunta.

Cañas le respondió el 20 de noviembre siguiente que el ICE estaba haciendo sus propios cálculos sobre adopción y usos actuales y futuros de 5G por parte del Grupo ICE, según el oficio 0060-510-2019.

Juan Fernando Lara Salas

Juan Fernando Lara S.

Redactor en la sección Sociedad y Servicios. Periodista graduado en la Universidad de Costa Rica. Ganó el premio Redactor del año de La Nación (2012). Escribe sobre servicios públicos, infraestructura, energía y telecomunicaciones.