Patricia Recio. 26 agosto
Buses como los de San Pedro, Guadalupe y Tibás, donde ya hay carriles exclusivos serían los primeros en dejar de parquear en las vías de San José. Fotografía José Cordero
Buses como los de San Pedro, Guadalupe y Tibás, donde ya hay carriles exclusivos serían los primeros en dejar de parquear en las vías de San José. Fotografía José Cordero

Procurar que las rutas de buses urbanos que entran a San José no hagan paradas finales sobre las calles y avenidas de la capital sería el siguiente paso en el proceso de sectorización del transporte público.

La intención es que los servicios únicamente hagan paradas de tránsito como las que realizan en su recorrido y no que se queden estacionados al llegar a la ciudad, provocando mayor congestionamiento.

De acuerdo con el viceministro de Transportes, Eduardo Brenes, para mitad del próximo año se tendrían los planes operativos para las rutas de 12 sectores del área metropolitana.

A partir de ahí empezarían a ejecutar algunas de estas acciones, dentro de las cuales estaría obligar a los buses a un movimiento constante.

Brenes dijo que las líneas con las que se empezaría a implementar estas medidas serían las que dan servicio en los comunidades en las que ya se aplicaron otras etapas de la sectorización, por ejemplo los carriles exclusivos para buses que ya se utilizan en rutas como las de Tibás- Santo Domingo, Guadalupe- Moravia y Montes de Oca.

“Lo más importante es entender que el centro de la ciudad, aunque los buses lleguen a una parada, no puede ser una terminal (...) hay que entender que las rutas urbanas que entran a las ciudades no requieren una terminal”, agregó el jerarca.

Brenes dijo que no se tiene una fecha prevista para aplicar dicha medida, pues dependerá de de que se cumplan una serie de requerimientos, por ejemplo la cantidad de kilómetros de carril exclusivo que se puedan implementar en un sector.

“Lo que sí podemos hacer a mediano plazo es definir algunos carriles exclusivos en el centro de la ciudad y hacer que las empresas autobuseras cumplan en que los buses no parqueen en grupos de tres o cuatro porque eso es lo que hace la presa, esa medida tenemos que irla estudiando conforme avanzamos”, explicó.

Para esto dijo, han tenido acercamientos con la municipalidad josefina, como parte de un acuerdo sobre movilidad que se firmó entre ese ayuntamiento y el ministerio.

El viceministro insistió en que el proceso de sectorización, por el que los usuarios han esperado más de dos décadas, no se concluirá en este gobierno.

“Los carriles exclusivos va ser un proceso que nos va a llevar mucho tiempo, cuando la sectorización (el decreto del 2017) se publicó, nunca se pensó que esa solución iba a ser resuelta en el cortísimo plazo, requiere de mínimo 8 a 10 años de trabajo.

“Estamos hablando de una gran cantidad de rutas y sectores y acciones urbanas de manera que no debemos confundir el hecho de que se hable de la sectorización como un tema de cortísimo plazo”, enfatizó.

FUENTE: Archivo La Nación. DISEÑO/LA NACIÓN.

Un panorama similar, es el que se presenta cuando se habla de cobro electrónico.

La intención del Gobierno es que el piloto de esta modalidad se comience a aplicar con el tren interurbano, pero para los autobuses aún no se ha revelado una fecha estimada.

Manuel Mora, representante de los autobuseros, quien también es propietario de los buses que prestan servicio entre San José y Santo Domingo de Heredia, dijo desconocer sobre la intención mencionada por el viceministro y aseguró que hasta tener detalle sobre esta, no podría emitir un criterio.

En tanto, el gerente de la empresa CESMAG (buses de Montes de Oca), Orlando Ramírez, aseguró que para las líneas que opera su empresa, este tipo de solución no representaría “mayor trastorno” pues los conductores tienen la indicación de no demorar más de lo necesario en subir y bajar pasajeros en la parada final de la capital.

Carriles exclusivos en Moravia y Hatillo y nuevas obras

El jerarca insistió en que para llegar a esa fase, primero deben avanzar en la implementación de los carriles exclusivos y una serie de obras de infraestructura necesarias para hacer efectivo el proceso.

Dentro del cronograma del Ministerio de Transportes se establece que en setiembre iniciarían obras en la ruta entre San Pedro y Curridabat, para posteriormente extender el carril de buses hasta La Galera.

Esas obras incluyen la construcción de una rotonda en las cercanías de Plaza del Sol, una nueva intersección en el sector conocido como Los Figueres y un túnel en La Galera, para conectar el fin de esa ruta, con la autopista Florencio del Castillo.

Paralelo a esto, se tiene prevista la finalización de las obras en la ruta entre Tibás y Santo Domingo, donde se busca crear un par vial en la Puebla, que permita extender la vía exclusiva hasta Santo Domingo.

El próximo año, las demarcaciones de vías para buses se implementarían en Hatillo y Moravia.

En ambos casos se están realizando estudios a fin de determinar los derechos de vía existentes.

En el caso de Moravia, el carril exclusivo iría desde la gasolinera ubicada en el cruce de Guadalupe hasta el centro de Moravia.

Mientras que en Hatillo, se extendería desde las cercanías del cruce de la Numar hasta el puente sobre el río María Aguilar.