Interés Humano

Matrimonio entre personas del mismo sexo es legal en una treintena de países

Chile se unió a este grupo de países luego de la aprobación este martes de un proyecto de ley en el Congreso

Santiago. El matrimonio entre personas del mismo sexo, aprobado por el Congreso de Chile este martes, ya está reconocido en unos 30 países de todo el mundo.

Europa, la pionera

En 1989, Dinamarca fue pionera en permitir las primeras uniones civiles de parejas homosexuales. Sin embargo, fueron los Países Bajos los que, en abril del 2001, se convirtieron en el primer país en legalizar el matrimonio entre personas del mismo sexo, otorgándoles más derechos.

Desde entonces, 16 países europeos han seguido su ejemplo: Bélgica, España, Noruega, Suecia, Portugal, Islandia, Dinamarca, Francia, Luxemburgo, Irlanda, Finlandia, Malta, Alemania, Austria, Reino Unido y, más recientemente, Suiza.

En tanto, las uniones civiles siguen siendo el único estatus permitido para las parejas del mismo sexo en Hungría, Croacia, Grecia, Chipre, Italia y la República Checa. En este último país, el proceso legislativo para permitir el matrimonio de parejas del mismo sexo está en marcha, aunque su resultado es incierto.

Eslovenia, que reconoce la unión civil, rechazó el matrimonio gay en un referéndum del 2015. Estonia se convirtió en octubre del 2014 en la primera república exsoviética en conceder uniones civiles a los homosexuales.

En Rumanía, donde el matrimonio gay no está permitido, un referéndum para consagrar la prohibición en la Constitución fue invalidado en octubre del 2018 debido a una gran abstención.

Progreso en América

Canadá fue el primer país de América en legalizar el matrimonio entre personas del mismo sexo, en junio del 2005. En Estados Unidos, no fue hasta junio del 2015 cuando el Tribunal Supremo legalizó el matrimonio gay en todo el país, mientras que 14 estados de los 50 lo prohibían.

En el 2019, el primer matrimonio entre personas del mismo sexo de la historia de Estados Unidos (1971) fue validado oficialmente tras una batalla legal de casi medio siglo. El registrador de Minnesota que llevó a cabo la unión en ese entonces no se dio cuenta de que la pareja era del mismo sexo.

En América Latina, el matrimonio para todos ya es legal en seis países: Argentina desde julio del 2010, Uruguay, Brasil, Colombia, Ecuador desde el 2019 y Costa Rica desde el 2020.

En Chile, donde hasta ahora ha estado en vigor un pacto de unión civil para las parejas del mismo sexo, tras la aprobación este martes del proyecto de ley en el Congreso solo queda que sea firmado por el presidente conservador Sebastián Piñera, que en junio decidió acelerar su trámite legislativo.

La Ciudad de México fue la primera de América Latina en permitir las uniones civiles entre personas del mismo sexo, en el 2007. Luego, en el 2009, legalizó el matrimonio, que se ha ido permitiendo gradualmente en 18 de los 32 estados mexicanos.

Cuba, ante el rechazo de una parte de la población y de las iglesias católica y evangélica, renunció a incluir el matrimonio gay en su nueva Constitución aprobada en el 2019. Hace unos meses, se creó en la isla una comisión para redactar un nuevo Código de la Familia, que debería incluir el matrimonio homosexual antes de ser sometido a votación en la Asamblea Nacional y después en un referéndum nacional.

Taiwán, el único en Asia

En Taiwán, el Parlamento legalizó el matrimonio entre personas del mismo sexo en el 2019, dos años después de una sentencia histórica de la Corte Constitucional. En Japón, donde el matrimonio homosexual sigue estando prohibido, el Tribunal de Distrito de Sapporo dictaminó en marzo del 2021 que el no reconocimiento del matrimonio entre personas del mismo sexo era inconstitucional, algo inédito.

En Medio Oriente, cuyas sociedades son muy represivas, Israel es una tímida excepción. Aunque no es ilegal, el matrimonio gay no es posible en Israel por falta de una institución facultada para declararlo, aunque se reconoce cuando se contrae en el extranjero.

En Oceanía, Nueva Zelanda legalizó el matrimonio gay en el 2013. Australia permitió este tipo de uniones en diciembre del 2017, por votación del Parlamento.

Excepción en África

En un continente africano donde una treintena de países prohíben la homosexualidad, destaca Sudáfrica, que ha legalizado el matrimonio gay desde el 2006.