Medidas ayudan a proteger tanto a animales domésticos como a los silvestres

Por: Michelle Soto 4 julio, 2016

En algunos casos bastó colocarle una campana a los terneros y ese sonido ahuyentó al puma que merodeaba en la finca.

En otros casos se requirió electrificar las cercas, colocar luces con sensores de movimiento y resguardar el ganado durante las noches.

Lo cierto es que medidas tan simples como esas fueron suficientes para reducir en un 96% la depredación de jaguares, pumas y manigordos en 59 fincas que implementaron las recomendaciones de la Unidad de Atención del Conflicto con Felinos (UACFel).

De esta forma, los finqueros alejaron a los felinos sin necesidad de lastimarlos.

“Es muy satisfactorio ver a los finqueros contentos porque se les resuelve un problema que tradicionalmente les causaba pérdidas millonarias, y a la vez estamos evitando que maten a los pumas o jaguares”, comentó Daniel Corrales, biólogo de la organización Panthera.

UACFel está integrada por 20 funcionarios del del Sistema Nacional de Áreas de Conservación (Sinac), quienes cuentan con el apoyo de Panthera.

Gracias a la investigación que se realiza en el país, los funcionarios de UACFel son capaces de identificar la especie de felino que perpetró el ataque a partir de las pistas que este dejó en el sitio. Sabiendo esto se diseñan medidas basadas en el comportamiento del animal para evitar otra agresión.

El modo de ataque y presas difieren entre felinos. Los pumas, por ejemplo, depredan animales pequeños. | CORTESÍA DE PANTHERA
El modo de ataque y presas difieren entre felinos. Los pumas, por ejemplo, depredan animales pequeños. | CORTESÍA DE PANTHERA

Desde setiembre de 2013 hasta diciembre de 2015, UACFel atendió 152 casos. Eso sí, no todos los finqueros estuvieron dispuestos a acatar sus recomendaciones.

“Tenemos dos zonas críticas. Una ubicada en los alrededores de Maquenque, en San Carlos, donde los ganaderos tradicionalmente se han mostrado reticentes a las organizaciones que se dedican a la conservación y a los funcionarios del Sinac.

”La otra es en Upala donde, aparte de haber ganaderos negativos a proyectos como este, muchos finqueros tienen contacto con ‘tigreros’ (cazadores). En Costa Rica hay dos o tres ‘tigreros’. Los ganaderos prefieren llamarlos para eliminar al felino y el ‘tigrero’ además les paga”, comentó Corrales.

Números de contacto de Unidad de Atención del Conflicto con Felinos (UACFel)
Números de contacto de Unidad de Atención del Conflicto con Felinos (UACFel)

Futuro. UACFel es pionero en América Latina y Caribe y, a la fecha, ha funcionado como un proyecto piloto.

No obstante, la intención es ampliar su ámbito de acción e involucrar al Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG) para mejorar el manejo de las fincas.

“No se trata solo de implementar medidas antidepredatorias. El trabajo incluye realizar cambios en el manejo ganadero, modernizarlo, y eso se traducirá también en una mayor producción”, comentó Corrales.

Resguardar el ganado, sobre todo las hembras con crías, es una medida que ayuda a alejar a los felinos de las fincas. Eso se complementa colocando luces con sensores de movimiento o alarmas. | CORTESÍA DE PANTHERA
Resguardar el ganado, sobre todo las hembras con crías, es una medida que ayuda a alejar a los felinos de las fincas. Eso se complementa colocando luces con sensores de movimiento o alarmas. | CORTESÍA DE PANTHERA

Uno de los compromisos que adquiere el finquero con UACFel es no permitir la caza en su propiedad para conservar las presas naturales de los felinos y así evitar que estos busquen animales domésticos para comer.

Aunque Roberto Salom –director de Panthera en Costa Rica– descarta el mecanismo de compensación (pagarle al finquero por la res) porque este no resuelve el problema como sí lo hacen las medidas antidepredatorias, el biólogo sí considera que podría desarrollarse un mecanismo de Pago por Servicios Ambientales (PSA). Ello para reconocerle económicamente a ese finquero por las medidas de reforestación, conservación de la cobertura forestal y preservación de presas de los felinos.

“Una propuesta de PSA enfocada a jaguar o puma, como la que propone el exministro Carlos Manuel Rodríguez, no existe y podría ayudar significativamente a solucionar el problema”, manifestó Salom.