Lysalex Hernández A.. 13 septiembre
Santiago y Luigi Castillo ofrecieron, por primera vez, un concierto en Costa Rica. Para el dúo fue la oportunidad de saldar una deuda con sus seguidores. Fotografía: Melvin Molina para La Nación
Santiago y Luigi Castillo ofrecieron, por primera vez, un concierto en Costa Rica. Para el dúo fue la oportunidad de saldar una deuda con sus seguidores. Fotografía: Melvin Molina para La Nación

Santiago y Luigi Castillo sabían que tenían una deuda con el público de Costa Rica, luego de que algunos de sus temas cuando pertenecían a la agrupación Voz Veis se convirtieran en éxitos de las radioemisoras de corte romántico entre los años 2004 y 2005. Para el dúo venezolano, cantarle en vivo a sus seguidores era una excelente ocasión para demostrar la evolución que han tenido como artistas y que los han llevado a colaborar con algunos de sus colegas, entre los que destacan Marc Anthony, Ricardo Montaner, Prince Royce y Silvestre Dangond.

Bajo la producción de Move Concerts Costa Rica, el espectáculo que ofreció SanLuis en el Jazz Café de Escazú fue la promesa cumplida de interpretar durante poco más de dos horas esas canciones con las que han logrado conquistar a su público y que los ha llevado a ocupar los primeros lugares de las listas Billboard.

Acompañados únicamente por el teclado y la guitarra, los hermanos comenzaron puntualmente su presentación a las 9 p. m. de este jueves con Niña dura, un tema con el que logran un balance de romanticismo y género bailable. Sus letras, que son definidas por algunos como un canto al amor lleno de contenido y sentimiento, llevaron al público a refugiarse en la nostalgia de su adolescencia y juventud a lo largo del recital.

“Soy fanática de ellos desde que tenía como 14 años, cuando estaban en la agrupación Voz Veis porque interpretaban el principal de una novela que se llamaba Cosita Rica. Desde allí, siempre veía sus videos en YouTube y trataba de escuchar las canciones que estrenaban cada cierto tiempo, porque creo que son de los pocos músicos que en la actualidad le encantan al amor de una forma tan única, sencilla y genuina, así que eso es muy valioso para mí”, expresó la alajuelense Karla Vega.

Precisamente, esta es una de las principales razones que llevó a Marc Anthony a apostar por el talento de SanLuis, luego de que los escuchara interpretar el tema Reconozco, incluido en su más reciente disco llamado Opus, y en el cual los venezolanos compusieron siete de las 10 canciones que forman parte del álbum. Además, previo al concierto que ofrecieron en el país, el dúo informó que fue invitado a unirse como teloneros en la gira que realizará el salsero en los Estados Unidos.

Los cantautores, quienes a lo largo de su recital en formato acústico expresaron su agradecimiento para con el público que ocupó en su totalidad el Jazz Café Escazú, expresó que con De cerca, el tour con el que se han presentado distintas ciudades de Latinoamérica, han disfrutado el poder tener un contacto más directo con sus fanáticos, a los que invitan a acompañarlos como coristas en canciones Como yo, No soy, El plan y Segundo plato.

SanLuis apuesta por un formato acústico e íntimo en su concierto, lo que hace que el público se sienta en una noche entre amigos. Fotografía: Melvin Molina para La Nación
SanLuis apuesta por un formato acústico e íntimo en su concierto, lo que hace que el público se sienta en una noche entre amigos. Fotografía: Melvin Molina para La Nación

Uno de los momentos más emotivos de la noche del jueves, fue cuando SanLuis interpretó Mis ilusiones, una composición dedicada a su natal Venezuela, y que llevó hasta las lágrimas a algunos de sus coterráneos que asistieron a su presentación. Tal fue el caso de Carlos Jiménez, quien tiene seis años de residir solo en Costa Rica, y quien expresó que el concierto fue una oportunidad para sentirse un poco más cerca de su país, lo cual agradeció.

“Costa Rica, queremos darles las gracias no solo por habernos tratado tan bien en esta visita, por su actitud pura vida, sino que queremos hacerlo especialmente por hacer de este país un cálido hogar para tantos compatriotas que llegaron aquí en busca de un mejor futuro. No tienen idea de la esperanza que ustedes le comparten a tantos venezolanos que tienen la suerte de vivir en esta hermosa tierra”, expresó Luigi.

La noche llegaría a su fin en medio de temas como La niña de mis ojos, Mi gran amiga, Dónde estabas tú, Un pedacito de tu querer y, finalmente, El farolito, esta última lo hicieron con la promesa de volver pronto al país, ya que están sumamente agradecidos con el público que desde hace años les abrió las puertas en el camino a su internacionalización.