Jessica Rojas Ch.. 29 julio
Jimmy Bolaños es el director general de ACAM. Foto: ACAM
Jimmy Bolaños es el director general de ACAM. Foto: ACAM

La Asociación de Compositores y Autores Musicales de Costa Rica (ACAM) anució el martes 28 de julio que comenzarán a cobrar una licencia para los eventos virtuales donde se exponga al público obras musicales, decisión ante la que el gremio de artistas tiene muchas consultas.

Jimmy Bolaños, director general de ACAM, contestó y aclaró varias de las dudas más frecuentes que se han externado..

-¿Cuándo se aprobó el cobro de licencia a transmisiones virtuales?

-En la sesión del 2 de julio (de junta directiva) se aprobó el tarifario, posterior a una serie de reuniones y consultas tanto a nivel nacional como internacional.

-¿Por qué se publicó hasta ahora?

-Porque requiere un proceso administrativo. Dentro de la normativa tiene que ser aprobado por la junta directiva, tiene que ser depositado en el registro de derechos de autor y derechos conexos. Finalmente para empezar a cobrar tiene que publicarse en un medio masivo y precisamente se convirtió el Facebook en una herramienta para eso. Tuvimos que cerrar (las oficinas) una semana porque estamos en zona naranja, todo eso atrasó el anuncio como tal que se vino a dar ayer (28 de julio), desafortunadamente de una forma un poco fría, pero esa es la razón.

-¿Cómo se elaboró ese tarifario?

-La CISAC (Confederación Internacional de Sociedades de Autores y Compositores) de la que nosotros somos parte, nos ayudó en el proceso con una orientación sobre lo que otras sociedades ya habían trabajado sobre el tema. Hemos tenido reuniones con ellos y obviamente naturalizamos la realidad económica del país. También creamos un comité que integramos asociados que no tienen relación con la junta directiva y la administración de ACAM para crear de manera objetiva ese tarifario que se aprobó en la sesión del 2 de julio.

-¿Cuáles son las especificaciones de los alcances del cobro?

-Tenemos hace más de un año una negociación con Facebook, tenemos una licencia con la plataforma que abarca la comunicación de obras al público que cualquier artista, compositor, autor que transmita gratis a través de Facebook un concierto no se le va a licenciar porque ya está cubierto por esa licencia.

Cosa diferente es cuando existe un lucro por parte del artista en ese evento como tal. Si al final y al cabo un artista hace un concierto que va a cobrar o que tenga un patrocinador, ya existe ahí una marca entrando indirectamente a través del evento porque la marca no lo hace por convicción, en realidad es porque a la marca le interesa estar a la par de ese artista.

En estos casos no están cubiertos por la licencia de Facebook, esos son los casos que contempla el tarifario.

-¿Cuándo publicaron el tarifario?

-Se subió el martes 28 en el mismo momento en que se generó la otra comunicación.

-¿Se puede considerar patrocinio de una marca que realice un evento aunque se soliciten donaciones del público? ¿Cómo se categoriza cada transmisión?

-En el tarifario hay una parte que dice negociable porque es muy difícil visualizar todos los posibles eventos que puedan existir. Cuando algún evento no encaja dentro del tarifario existe la posibilidad de ser “negociable”, porque hay canjes, activaciones, rifas o similares que pueden entrar en esa apertura.

Un ejemplo es Teletón que se licencia pero no se cobra porque existe un fin muy diferente al lucro y aunque alguien de una donación y sale su marca en la transmisión sabemos que en el fondo se trata de un evento benéfico y de ayuda para un fin. Siempre ha existido la posibilidad de evaluar cada evento como tal de acuerdo al fin.

Hay tantas posibilidades que podría establecer una tarifa para todos los eventos y mañana sale algo nuevo.

-¿Cómo debe de hacer cada productor para saber cómo se categoriza su evento?, ¿lo consulta con ACAM?

-Yo diría más bien que consulten el tarifario que está en la página web. El tarifario es muy claro: si por ejemplo tiene un evento con presencia de marca sin cobro de entrada se fija en la cantidad de personas que esperan que entren a la transmisión y ahí está el porcentaje a cancelar. Si no existe una definición en el tarifario de una modalidad del evento, se puede comunicar con ACAM.

-¿Qué pasa con los eventos que ya se publicaron?

-Nosotros nos hicimos esa misma pregunta. Voy a dar una respuesta en principio legal como referencia: en teoría sí tendríamos que cobrarlos porque se hizo la utilización de las obras; el tema es más de oportunidad de si debemos o no de cobrar ese evento por un tema de que ya pasó y se hizo en un ambiente de desconocimiento, así que desde ese punto de vista no estamos gestionando ni es la idea gestionar eso hacia atrás, es de aquí hacia adelante. No es que no se deba de cobrar, pero consideramos que no es prudente.

-¿Y lo que ya se grabó y está por publicarse?

-Ahí sí aplica. Hemos hablado de comunicación al público que es cuando pone a disposición del público la obra, todo lo que se grabó fue en un ambiente privado pero en el momento en que se va a publicar en ese momento es cuando se genera la comunicación al público y ahí se va a generar el derecho y es un evento que se cobraría.

-¿Qué pasa si no se paga la licencia?

- Aquí hay un tema sobre la capacidad que tenemos de monitorear lo que se está haciendo. Consultamos si tiene la autorización, si no la tiene informamos a Facebook para que se haga la comprobación del licenciamiento y si no la tienen ellos procederán a bajar la transmisión; es la única herramienta que tenemos. Por un tema de lo que es nuestra responsabilidad lo que hacemos es una auditoría de que los eventos que se estén generando tengan los licenciamientos respectivos y si no lo tienen hacemos la denuncia a Facebook.

-¿Y en otras plataformas como Instagram y YouTube?

-Empezamos a complicar un poco el tema, tenemos un licenciamiento para Facebook que creo que involucra a Instagram. Si hablamos de otra plataforma esas no están licenciadas y ahí no aplican la cobertura que tiene Facebook; estamos en un proceso de aprendizaje, viendo la manera de solicitarle a las plataformas la información de la necesidad de un licenciamiento respectivo.

Muchas de estas plataformas utilizan el concepto de puerto seguro que significa que ellos no tienen responsabilidad sobre lo que sucede en su plataforma. La responsabilidad de la comunicación es de quien la usa, no de la plataforma; ellos como tal no tienen la responsabilidad de que X usuario utilizara X o Y obra.

-¿Qué pasa cuando son transmisiones desde páginas web particulares?

- Hay URL que se han creado para hacer estos conciertos y con cobros, ahí va a estar bastante complicada la acción preventiva de parte de ACAM. Lo único que se puede hacer es establecer un proceso judicial porque se dio el uso de la obra y no se licenció, pero seamos honestos: si la tarifa máxima es de $300 no se puede iniciar un proceso que me va a costar $5.000; eso va de acuerdo a la posibilidad. Como indicaba al principio, todo esto es un mundo nuevo para nosotros.

Los Ajenos fueron una de las primeras bandas que hicieron un concierto virtual en redes sociales. Como contaron con el aporte de patrocinios de empresas, ellos hubieran tenido que pagar la licencia de ACAM en ese momento. Foto: Archivo/David Chacón.
Los Ajenos fueron una de las primeras bandas que hicieron un concierto virtual en redes sociales. Como contaron con el aporte de patrocinios de empresas, ellos hubieran tenido que pagar la licencia de ACAM en ese momento. Foto: Archivo/David Chacón.

-¿A quién se le cobra la licencia?

-Al productor, pero en esta situación resulta ser que la mayoría de las veces los artistas son los productores también. El artista mientras que sea artista, todo bien y ojalá que reciba remuneración por sus obras, pero cuando ese artista se convierte en productor se vuelve muy complicado porque él como productor tiene que cuidar todos los extremos financieros y le va a impactar el tema del pago a ACAM. Ahí se pregunta cómo le voy a pagar a ACAM para que después ellos me pagan a mí y me llega menos por el porcentaje de la gestión.

-¿Sean o no asociados de ACAM?

-Todos. Este licenciamiento se generó para todos aquellos productores que utilicen obras musicales para los eventos, pero eso obviamente incluye a los asociados que no les queda otra que producir sus propios eventos.

-¿Si se pide una donación o un aporte aunque no se cobre obligatoriamente una entrada al espectáculo, cómo se interpreta para el pago de la licencia?

-Si el artista dice “si usted quiere me deposita pero igualmente si no hace una donación puede ver el evento”, eso se considera una donación, no pagaría la licencia. Si el cobro es impositivo para poder disfrutar del evento sí se cobra la licencia.

-¿Puede haber cambios en el tarifario?

-Este jueves (30 de julio) tendremos sesión de junta directiva. No sé si por lo que hoy resulte de la reunión en Zoom con los artistas exista alguna consideración o reconsideración en la forma del tarifario porque, por ejemplo, nosotros consideramos unas variables, como el número de visitas que para unos pueden ser altas y para otros ser bajas.

-¿Cómo mejorar la comunicación entre ACAM y los asociados?

-Hoy (29 de julio) tuvimos una reunión previa en la mañana, en la tarde tenemos otra antes de la reunión en Zoom. La idea es que todos los artistas participen aunque no necesariamente sean asociados porque todos se ven impactados y se manifiestan; la intención es hacer una inducción más puntual con el tema del tarifario.