Cine

Con aroma a Centroamérica, así comenzó la Feria Internacional del Libro

Esta mañana, en la Antigua Aduana, la ministra de Cultura Sylvie Durán y el escritor nicaragüense Sergio Ramírez dieron por inaugurado el esperado evento literario. Primeros visitantes comenzaron a llegar desde tempranas horas.

Este viernes, durante la inauguración oficial de la Feria Internacional del Libro 2019 (FILCR19) y Centroamérica Cuenta (CAC), la cuentera nacional Ana Coralia Fernández sedujo con su mágico histrionismo y sin pensarlo dio en el clavo de lo que pretende proyectar esta sinergia de eventos culturales.

Relatando una aventura infantil sobre el mar, conchas y el amor de una madre, este viernes Fernández conmovió a una audiencia que, a pesar de representar diversas nacionalidades, no entendía de divisiones ni fronteras. Inmersos en el hermoso relato todos eran de los mismos en el Teatro de la Aduana y estaban allí por la misma razón: el amor a la literatura, el arte y la búsqueda de una identidad regional.

Minutos antes, el escritor nicaragüense Sergio Ramírez había hablado justamente sobre ese fenómeno. Él, como fundador y presidente de Centroamérica Cuenta –invitado de honor de este año– dijo que tanto el evento que dirige como la Feria Internacional del Libro, aportan para que la región conforme una identidad propia "no desde la homogeneidad, sino desde la diversidad” que representa al istmo.

Sus sentidas palabras fueron compartidas por Sylvie Durán, ministra de Cultura, quien durante el acto de apertura mostró su complacencia de que la Feria Internacional del Libro y Centroamérica Cuenta hayan coincidido, por primera vez, en un mismo espacio.

Centroamérica Cuenta, uno de los festivales clase A del mundo de las letras, se realiza desde el 2012 en Nicaragua pero por la situación política del vecino país migró temporalmente a Costa Rica.

“Esta es una fiesta que nos merecemos. Una fiesta compartida que siempre nos alegra, pero sobre todo nos alienta a que sea en nuestro barrio (en referencia a Costa Rica). Hoy abrimos las puertas para todos y eso es gratificante”, expresó la ministra.

“Esta ha sido una gran tarea, la tarea de que el cuento de Centroamérica Cuenta cale en todos los centroamericanos. Es claro que cada uno con lo suyo no es el camino. Es por medio de la integración y del conocimiento de lo propio que se avanza”, agregó Durán.

Con este delicioso aroma a istmo, las autoridades dieron el banderazo de salida a una fiesta que se extenderá hasta el 19 de mayo, abriendo las puertas a todos los amantes de la lectura.

Piezas literarias, de autores provenientes de 21 países, son el banquete que ticos y extranjeros están invitados a devorar en un evento gratuito y abierto a todo público.

Pero hay más: complementando las actividades locales con las de Centroamérica Cuenta, se contabilizan 86 presentaciones de libros, 67 conversatorios, 32 talleres, 12 recitales, 10 actividades infantiles, 18 conferencias gratuitas así como encuentros, exposiciones, foros y simposios.

Por si fuera poco habrá actividades especiales en el Centro Cultural de España, ya que la embajada española se sumó a la iniciativa.

¡A curiosear!

Luego de que un grupo de niños de la Escuela de la León XIII cortara la cinta inaugural de la Feria Internacional del Libro, ya los stands del evento comenzaron a recibir visitantes.

La ministra Durán, flanqueada por Ramírez y Luis Bernal Montes de Oca, de la Cámara Costarricense del Libro, comenzaron a recorrer sus pasillos encontrando reacciones de todo tipo en su camino.

Algunos curiosos pedían fotos a Ramírez, otros se conformaban con saludarlo, y las sonrisas iban y venían. Sin embargo, lo más llamativo es que desde tempranas horas ya comenzaba a respirarse el ambiente clásico de este singular evento.

“Nunca me pierdo la feria, al punto que véame, estoy aquí desde el primer día, desde el primer minuto. Es que necesito tiempo para verme todo, todo, todo”, expresó Aracelly Rojas, estudiante universitaria que no perdió oportunidad para saludar a don Sergio Ramírez.

“Además a don Sergio claro que tenía que hablarle. Decirle algo, felicitarlo. Semejante eminencia, es un orgullo para nosotros”, agregó.

Además de universitarios, admirando los puestos de libros también se vieron estudiantes de colegio, adultos mayores e incluso niños. Es importante recordar, que la Feria del Libro ofrece opciones para todas las edades.

“Yo ando viendo libros de suspenso. Me encantan. Leer es uno de mis hobbies y la verdad es que aquí siempre he encontrado excelentes opciones”, comentó María Madrigal, de 63 años.

Inversión.

Para la realización de esta edición de la feria, el aporte del Ministerio de Cultura es de ₡188 millones, mientras que la Cámara del Libro (coorganizador del evento) aporta ₡102 millones. En estos montos no se contempla el aporte de la Embajada de España, pues su contribución se realiza directamente a Centroamérica Cuenta.

Entre las figuras invitadas, que sobresalen en el festival, está el mismo Ramírez, pero también son esperadas las actividades con Gioconda Belli, Ángeles Mastretta, Martín Caparrós, Jon Lee Anderson, Claudia Piñeiro, Joselo Rangel (guitarrista de Café Tacvba), Guillermo Arriaga, Ray Loriga, Horacio Castellanos Moya, Rodrigo Fuentes y Miguel Huezo Mixco.

Esta edición estará dedicada a Ulises Juárez Polanco, Eunice Odio (por los 100 años de su natalicio) y la EUNED y Editorial Costa Rica, sellos que cumplen 40 y 60 años de existencia respectivamente.

Alexánder Sánchez

Alexánder Sánchez

Periodista del suplemento Viva de La Nación. Bachiller en Periodismo de la Universidad de Costa Rica. Su formación académica la complementó con trabajos estudiantiles en medios de comunicación universitarios.