Sergio Salazar. 27 noviembre, 2018
Antes de convertirse en Tik Tok, Musical.ly acumuló 200 millones de usuarios (Foto: tomada de stereogum.com)
Antes de convertirse en Tik Tok, Musical.ly acumuló 200 millones de usuarios (Foto: tomada de stereogum.com)

La fórmula de la aplicación es muy sencilla: las personas se graban bailando, haciendo lip sync, cocinando, o realizando cualquier tarea cotidiana y, luego, editan su video agregando filtros, música de fondo, lo aceleran o lo ralentizan.

Se trata de Tik Tok, una herramienta que se presenta como un destino para videos móviles de formato corto, cuya misión es capturar y presentar la creatividad, el conocimiento y los más preciados momentos de la vida, directamente desde celular.

Esta app también permite que sus usuarios sigan a otros y comentar o “dar un corazón” a los videos que les gusten, así como compartirlos en otras redes sociales.

La rapidez con la cual se pueden subir los videos, las sencillez de su interfaz, la creatividad y lo divertido de crearlos, son un imán para los jóvenes, que también es el mercado para aplicaciones como Facebook o Instagram.

La demanda de la aplicación crece en forma exponencial, siendo descargada aproximadamente 800 millones de veces alrededor del mundo.

De esta forma, se coloca en el cuarto puesto de las apps más descargadas en la Play Store de Google y primero en la App Store en los Estados Unidos. Incluso, supera el número de descargas de aplicaciones como Facebook, Instagram y Youtube.

Para nadie es un secreto que Facebook desea una “tajada” de todo en lo que pueda participar; no obstante, recientemente comenzó a perder popularidad entre los jóvenes.

Con la llegada repentina de Tik Tok y su aceptación de esta población, la red social no se podía quedar atrás.

Por esa razón, lanzó Lasso, un clon de Tik Tok. La aplicación tiene las mismas funciones: los videos no son de más de 60 segundos, se puede agregar música, así como editarlo. La principal diferencia es que al formar parte de la familia de Facebook, los videos se pueden compartir en los perfiles de Facebook e Instagram de la persona.

Lasso no ha recibido la aprobación que se esperaba. Entre los aspecto más criticados se encuentra la falta de una opción para comentar los videos, la ausencia de una barra de búsqueda, de filtros y lentes. Además, los usuarios no tienen la posibilidad de ajustar el volumen de la música y la aplicación superpone el sonido de ambiente al de la música.

Su historia

Tik Tok se lanzó en el 2016; sin embargo fue hasta el 2017, que tomó fuerza como una aplicación que llamara la atención.

Ese año, ByteDance, empresa de Internet china que desarrolló la aplicación, compró y convergió a Tik Tok con Musical.ly, una aplicación de videos de formato corto, centrada en el lip sync y el baile.

Con esta convergencia, Musical.ly cerró y Tik Tok adoptó su aspecto más característico: el formato de videos cortos con música.

A partir de ese momento, la aplicación no ha dejado de ganar popularidad e inclusive triplicó sus ingresos en cuestión de un año, recaudando aproximadamente $3,5 millones.

Su popularidad podría llevarla a convertirse en la primer aplicación social exitosa a largo plazo en los Estados Unidos, que sea propiedad y operada por una compañía asiática.

Estrellas

Es normal que los famosos y figuras públicas participen de las redes sociales y, Tik Tok no es la excepción. Estrellas como Jake Paul y Tony Hawk tienen cuentas; sin embargo, quien se roba el foco de atención es el comediante Jimmy Fallon.

“Lo que es es que publicas videos cortos de ti haciendo cosas divertidas como el lip sync o un clip de película o representando una escena tonta con tus amigos, o incluso con tus mascotas”, comentó el comediante, a modo de introducción para un segmento de su programa The Tonight Show starring Jimmy Fallon de NBC.

Fallon invita a sus espectadores y fans a utilizar la aplicación y a realizar una serie de retos que él mismo crea. Esto ha ayudado a popularizar la app en Estados Unidos y otros mercados.

Pero eso no es todo. Cada vez más marcas han comenzado a trabajar de la mano con Tik Tok para idear estrategias de marketing. Recientemente, se unieron a la marca de ropa Guess para una campaña de ropa de mezclilla enfocada en los millennials y la generación Z.