Eillyn Jiménez B.. 8 mayo
Agentes del OIJ allanaron este jueves por la mañana la Municipalidad de Los Chiles, como parte de una investigación contra el actual vicealcalde Juan Abel Beteta Ocampos. Foto: Edgar Chinchilla, corresponsal GN
Agentes del OIJ allanaron este jueves por la mañana la Municipalidad de Los Chiles, como parte de una investigación contra el actual vicealcalde Juan Abel Beteta Ocampos. Foto: Edgar Chinchilla, corresponsal GN

El segundo vicealcalde de Los Chiles, Juan Abel Beteta Ocampos, quedó libre y sin medidas cautelares, pero la investigación judicial en su contra continúa.

Al verdiblanco se le señala como sospechoso de confeccionar, en el 2011, una escritura falsa de una finca que luego habría vendido al ayuntamiento.

La Fiscalía de ese cantón alajuelense informó este viernes que las otras tres personas imputadas en este caso, de apellidos Quesada, Ortega y Molina, también siguen ligadas al proceso sin ninguna restricción.

A los cuatro involucrados se les detuvo el jueves por la tarde, luego de dos allanamientos hechos por agentes del Organismo de Investigación Judicial (OIJ) en la Municipalidad de la localidad y un bufete de abogados.

“La Fiscalía les tomó la declaración indagatoria y luego de corroborar que cuentan con todos los arraigos procesales (laboral, familiar y domiciliar), no se requirieron medidas cautelares en su contra. Sin embargo, siguen apegados al proceso de investigación”, detalló el Ministerio Público por medio de su oficina de prensa.

De acuerdo con las pesquisas de este caso, al parecer, en setiembre del 2011 Beteta, quien es notario público, se alió con una mujer de apellidos Quesada, un hijo de esta de apellido Molina y otro hombre apellidado Ortega, para hacer una escritura falsa y, tres meses después, en diciembre de ese año, presentaron el documento ante el Registro Nacional en Ciudad Quesada.

La Fiscalía precisó que, aparantemente, las personas investigadas “mintieron al indicar que la víctima (dueña de la finca) estuvo presente en el momento de segregar y vender una parte de su terreno”, por lo que al llevar la escritura al Registro, “lograron despojarla de gran cantidad de su propiedad”.

Dicha escritura fue inscrita a nombre de la sospechosa de apellido Quesada.

"Se sospecha que, posteriormente, (los imputados) ofrecieron la venta de esta finca a la Municipalidad de Los Chiles, para la creación del cementerio. Esto se conoció en una sesión del Concejo Municipal y, aparentemente, el hijo de una de las personas investigadas (Quesada), quien fungía como regidor, dio su voto a favor.

De igual manera, lo hizo Beteta, regidor suplente en aquel momento”, explicó en un comunicado de prensa el Ministerio Público.

Presuntamente, la Municipalidad de Los Chiles compró la propiedad y pagó, al menos, ¢20 millones por esta.

Las diligencias de este jueves tenía como principal objetivo encontrar prueba de relevancia para el caso, el cual se desarrolla dentro del expediente 19-000426-0801-PE.

Tanto al actual vicealcalde como a Quesada, Molina y Ortega se les investiga como sospechosos de los delitos de falsedad ideológica, uso de documento falso y administración en provecho propio.