Por: Daniel Jiménez.   15 mayo

Michael Barrantes genera mucha preocupación en el Saprissa, debido a que transcurría el minuto 74 del partido y un choque con Óscar Esteban Granados lo dejó tirado en el campo, con dolor evidente.

Los dos mediocampistas pegaron rodillas y la derecha del futbolista morado fue la que llevó la peor parte.

Michael Barrantes fue titular con el Saprissa ante el Herediano. Fotografía José Cordero
Michael Barrantes fue titular con el Saprissa ante el Herediano. Fotografía José Cordero

El volante de contención intentó ponerse de pie; sin embargo, el dolor se lo impidió, tuvo que tirarse en el césped sintético del Estadio Eladio Rosabal Cordero.

Inmediatamente ingresó al campo el médico tibaseño, Esteban Campos, quien le movió la rodilla al jugador y de una vez hizo al banquillo la señal de hacer el cambio.

Barrantes no pudo salir caminando y tuvo que ser trasladado en camilla.

De momento se desconoce la gravedad de la lesión; no obstante, el asistente técnico tibaseño, Víctor Cordero, manifestó que esperan las evaluaciones que se harán hoy.

“Esperemos que no sea nada grave y que se recupere pronto, por este día solo queda que repose y que esté tranquilo a ver si está al 100% el próximo domingo”, declaró. entrevista en página 28.

Por otra parte, Vladimir Quesada decidió guardarse algunos jugadores, pero que sí actuaron en el partido del domingo pasado en el que la S empató 1 a 1 con la Liga Deportiva Alajuelense, en Tibás.

El goleador Ariel Rodríguez, por ejemplo, solamente jugó cuatro minutos, ya que ingresó en el minuto 86 por el artillero Jonathan Moya.

El hondureño Jerry Bengtson fue otro que guardó reposo. El catracho no fue tomado en cuenta para el cotejo.

Bengtson había actuado hasta el minuto 60 frente a los manudos, mientras que Rodríguez actuó hasta el 74’.

Cordero también declaró que Jerry guardó descanso por decisión de Vladimir Quesada.

David Ramírez jugó 80 minutos ante Alajuelense y ante Herediano jugó 67’.

En este caso, Quesada acudió a Luis Stwart Pérez para descansar a su número 24.

Luego de preparar un partido a la carrera, porque apenas tuvo 50 horas de descanso entre el clásico nacional y el primer encuentro de la final, Saprissa consiguió salir vivo del negocio que propuso el Team al hacer el cotejo con pocas horas de recuperación para su rival.

Vladimir tendrá ahora cinco días para preparar la vuelta del duelo definitorio del Clausura 2018, porque ahora debe ocuparse en buscar un plan B en caso de que Michael Barrantes no esté listo para la vuelta.