Editorial

Editorial: Jugosas dietas municipales

La Municipalidad de Alajuela es el ejemplo más asombroso del festival de dietas pagadas a regidores y síndicos en el país, en muchos casos, por su sola presencia en las sesiones del Concejo. Los concurridos encuentros reúnen entre 45 y 50 personas cuyos ingresos van de ¢400.000 a ¢1,6 millones mensuales por asistir a seis sesiones.








LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.