Servicios

Jefe de Proveeduría de Cen-Cinái evita multar al CNP por atrasos ‘para no atacar al Estado’

Funcionario aceptó que irrespeta las condiciones contractuales previstas para sancionar atrasos en la entrega de alimentos para miles de menores de edad

El director de Proveeduría de los Cen-Cinái, Wilber Dormond Salazar, reconoció ante los diputados de la Comisión de Control de Ingreso y Gasto Público que no aplica las multas al Consejo Nacional de Producción (CNP) cuando hay atrasos en la entrega de alimentos para miles de niños pobres “por no atacar al Estado”, pese a que las sanciones están previstas en el contrato.

El funcionario fue llamado al foro legislativo dentro de la investigación que realiza por aparentes irregularidades e incumplimientos en la compra y despacho de productos para los Cen-Cinái.

Como parte de ese proceso, Carlos Ricardo Benavides, diputado del Partido Liberación Nacional, cuestionó a Dormond por no sancionar al Consejo cuando cae en atrasos de hasta 15 días en el suministro de pedidos o sustitución de productos defectuosos. El legislador le hizo ver que, según el contrato firmado entre el CNP y los Cen-Cinái, se puede fijar un 1% de multa con respecto al valor total del pedido por cada día de atraso, hasta por un máximo del 25%. Cuando los retrasos sean mayores a 25 días, se podría rescindir el acuerdo u orden de compra por considerar infracciones graves.

No obstante, el director de Proveeduría ha hecho caso omiso de las disposiciones contractuales. “No podemos atacar al mismo Estado”, dijo para justificar su inacción.

“Las consecuencias que traería el ejecutar el contrato contra el CNP ¿Serían sanciones para quién? ¿Para mi persona? No, serían, en este caso, consecuencias para la comunidad”, agregó.

Benavides le reiteró al servidor público que, sin consultar a la Contraloría General de la República, decidió no fijar las medidas correctivas para hacer cumplir el contrato entre los Cen-Cinái y el CNP.

“Perdón, pero es la primera vez que escucho que un funcionario público viene aquí a argumentar que no va a cumplir un contrato público, porque interpreta que no debe cumplirlo, quisiera saber si usted está claro de la gravedad de lo que está diciendo”, reclamó el legislador liberacionista.

En las últimas semanas, varios departamentos de los Cen-Cinái han expresado molestias por incumplimientos en las entregas del CNP, mal estado de productos y mal servicio al cliente. Por ejemplo, un informe de noviembre de 2021, elaborado por la Contraloría de Servicios de esa entidad reiteró las inconformidades con la calidad de los productos.

El documento, firmado el 22 de noviembre anterior por Lucrecia Barboza Chacón, jefa de Atención al Cliente y Contraloría de Servicios de los Cen-Cinái, señala que constantemente reciben frutas y verduras “de segunda y tercera calidad”. Además, cuando los funcionarios reportan a los proveedores del CNP los problemas con los productos, afirma el informe, reciben un trato irrespetuoso y les exigen que firmen la órdenes de entrega pese a las insatisfacciones.

También indican que, en múltiples ocasiones, a la hora de realizar pedidos, no encuentran disponibles productos clave como tortillas, pan, huevos, mantequilla, repollo, ayotes y apio, entre otros. Esa deficiencia obliga a los Cen-Cinái a cambiar los menús que ofrecen a los menores de edad.

A pesar de esos hechos, el diputado del Partido Acción Ciudadana (PAC), Luis Ramón Carranza, defendió la labor del Consejo Nacional de Producción; su argumento es que el servicio a los Cen-Cinái es valorado con un 95% por parte de los beneficiarios.

Diego Bosque

Diego Bosque

Periodista en la sección Sociedad y Servicios de La Nación. Graduado de Periodismo en la Universidad Latina. Escribe sobre infraestructura y transportes.