Rebeca Madrigal Q.. 6 febrero
Equipos periodísticos esperaron al exmandatario Oscar Arias en las afueras de su vivienda, este martes, para obtener una declaración, pero sus abogados insisten que no se referirá a los casos. Carlos González/AGENCIA OJO POR OJO.
Equipos periodísticos esperaron al exmandatario Oscar Arias en las afueras de su vivienda, este martes, para obtener una declaración, pero sus abogados insisten que no se referirá a los casos. Carlos González/AGENCIA OJO POR OJO.

El expresidente de la República y Nobel de la Paz, Óscar Arias, no se referirá a las nuevas acusaciones de abuso sexual en su contra planteadas por dos periodistas, hechos que habrían ocurrido en 1986 y 1990.

El abogado penalista Erick Ramos, defensor del exmandatario, aseguró que no habrá comentarios sobre estos casos y que están abocados al proceso penal que se sigue contra Arias.

“Como no son denuncias planteadas oficialmente ante alguna autoridad y tienen relación con el proceso que se investiga, no va a haber ningún comentario. Somos respetuosos del derecho que tiene la señora Antillón y de la otra persona de apellido Daly sobre sus manifestaciones... Nosotros estamos abocados en el proceso judicial”, indicó Ramos, ante la consulta de La Nación.

En esta ocasión, Arias no envió un comunicado rechazando las acusaciones como sí lo hizo en referencia a una denuncia penal que pesa en su contra.

(Video) Óscar Arias, premio Nobel de la paz, denunciado por violación

Este lunes, el nobel fue denunciado penalmente por una psiquiatra activista contra el desarme nuclear, quien asegura que el exmandatario le tocó los senos y la penetró con los dedos sin su consentimiento en diciembre de 2014.

Tras esa denuncia, otras voces se levantaron en el país y en el extranjero.

Las denuncias públicas son de las periodistas Eleonora Nono Antillón, expresentadora de televisión, y de Emma Daly, encargada de comunicaciones de la organización Human Right Watch, que vela por los derechos humanos a nivel mundial.

Antillón denunció que el expresidente la atacó cuando trabajó para él durante la campaña presidencial con miras a los comicios de 1986, donde triunfó por primera ocasión.

“Estaba sentada frente a su escritorio, se me acercó, me tomó la mano y me la puso en su pene que estaba erecto. Yo lo empujé y me puse de pie y él se me lanzó. Me cogió por los hombros, me tiró contra un ropero y me empezó a toquetear. Con el ruido, comenzaron a tocar la puerta. De ahí en adelante no volví a aceptar estar sola con él cuando me citaba a solas”, relató la periodista costarricense.

La historia de la activista trascendió fronteras y eso motivó a Daly, una periodista de 53 años, a denunciar que Arias abusó de ella en 1990, durante una cobertura periodística en Nicaragua.

“Él me reconoció y le veo y le digo ‘don Óscar, por favor’. Y le hice una pregunta, no recuerdo cuál y, en vez de responderme, me mira y con la mano me toca como debajo del cuello y tira su mano por mi cuerpo entre mis senos y me dice ‘oye, pues no llevas sostén’ o algo así. Y me quedé tan sorprendida que lo único que le respondí fue ‘pero sí lo llevo’”, dijo la periodista, cuyo primer relato trascendió en el diario The Washington Post.