Política

Nombre de trocha fronteriza revive espíritu nacionalista

Expresidente lideró campaña contra los filibusteros y concretó el tratado de límites

Los Chiles, Alajuela. No es casualidad que la nueva trocha fronteriza con Nicaragua fuese nombrada oficialmente carretera 1856 – Juan Rafael Mora Porras, en homenaje a quien lideró la lucha contra los filibusteros, a mediados del siglo XIX.

La presidenta Laura Chinchilla decidió que ese sea el nombre de un camino de lastre que empezó a construirse en la mitad del 2011, después de que el Ejército nicaraguense invadió una porción de territorio costarricense en isla Portillos-Calero, en el Caribe norte.

Siglo y medio siglo antes, el presidente Mora impulsó en esa misma zona la campaña de la Vía del Tránsito, que logró cortar el ingreso de suministros y hombres para los filibusteros a través del río San Juan. Durante la gestión de Mora se terminaron las negociaciones que llevaron a la firma, en 1858, del tratado limítrofe Cañas-Jerez, entre Costa Rica y Nicaragua.

“¿Cómo defiende Costa Rica sus intereses nacionales y cómo defiende Costa Rica su soberanía? Con la misma valentía y determinación de nuestros antepasados, que, jefeados por Juan Rafael Mora Porras, entendieron que en ese momento solo a través de empuñar el fusil podían defender nuestra soberanía y marcharon al llamado de la historia.

”Muchos años después de que Costa Rica ha venido asentando su desarrollo sobre ese pilar tan vital y tan fundamental que es la paz, los costarricenses entendimos que las agresiones de siempre había que enfrentarlas con firmeza, con determinación, pero ya no recurriendo a las armas y al fusil”, declaró la mandataria durante una visita al puesto fronterizo de Delta Costa Rica, en Sarapiquí, Heredia.

Chinchilla reiteró que la construcción de la vía de 160 kilómetros, que corre por la margen costarricense del río San Juan, es la respuesta pacífica a la “agresión nicaraguense”, y se traducirá en progreso y desarrollo para las comunidades ribereñas.

El mismo nombre. Declarar la ruta fronteriza con el nombre de un héroe nacional, revive el espíritu nacionalista. Además, serán dos las vías bautizadas en homenaje al exgobernante.

Según reconoció Francisco Jiménez, ministro de Transportes, también la avenida segunda de San José lleva el nombre de Juan Rafael Mora Porras.

El funcionario aseveró que la Comisión de Nomenclatura permite que los nombres se repitan, siempre y cuando exista una distancia de un kilómetro a la redonda entre los sitios bautizados.

Ayer, durante la inauguración del único tramo de la trocha que está terminado (entre Fátima y Delta Costa Rica), Jiménez aseguró que en dos meses empezará la colocación de los seis puentes que se requieren en la carretera.

Esto permitiría que el camino sea transitable todo el tiempo, desde Los Chiles, Alajuela, hasta Delta Costa Rica, en la ribera del río Colorado, muy cerca de su desembocadura en el mar Caribe.

Hasta el momento, se han invertido ¢10.000 millones y esta semana Jiménez anunció que se inyectarán ¢6.000 millones adicionales para canalizar aguas, construir alcantarillas y lastrar.

Chinchilla aseguró que pasar del lastre al asfalto dependerá de la situación fiscal y la capacidad de endeudamiento del país en los próximos meses. Dijo que le gustaría entregar, al final del Gobierno, en el 2014, el financiamiento garantizado y el asfaltado en proceso.

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.