Bayardo Arce afirmó que esto se debe a que Luis Guillermo Solís excluyó a Managua de su gira de presentación por Centroamérica

 25 abril, 2014

Managua

El martes, el gobernante de Guatemala, Otto Pérez (derecha) recibió al presidente electo de Costa Rica, Luis Guillermo Solís.
El martes, el gobernante de Guatemala, Otto Pérez (derecha) recibió al presidente electo de Costa Rica, Luis Guillermo Solís.

El presidente nicaragüense, Daniel Ortega, podría no viajar a Costa Rica luego de que el mandatario electo costarricense, Luis Guillermo Solís, excluyera a Nicaragua de su gira de presentación centroamericana, informó este el asesor económico presidencial, Bayardo Arce.

Solís asumirá el poder el próximo 8 de mayo y a su toma de posesión se espera la presencia de varios presidentes centroamericanos.

“Posiblemente no vaya el nuestro (presidente) allá (Costa Rica)”, dijo Arce a periodistas, cuando fue consultado sobre las relaciones entre ambos países.

Solís realizó esta semana una gira por Centroamérica y República Dominicana en la que excluyó a Nicaragua, debido a los conflictos limítrofes que se disputan en la Corte Internacional de Justicia (CIJ) .

“El nuevo presidente viene de las universidades, uno hubiera esperado algo más inteligente, más a la altura de un académico”, sostuvo el asesor presidencial.

“Afortunadamente, el sector empresarial centroamericano es más inteligente y más práctico”, señaló.

A juicio de Arce, la distancia entre los presidentes de Costa Rica y Nicaragua no va a afectar las relaciones entre costarricenses y nicaragüenses.

“Ha decidido (Solís) seguir el mismo camino de la señora (Laura Chinchilla, presidenta saliente), pero eso no afectará ni la hermandad entre ticos y nicaragüenses, ni las relaciones comerciales”, resaltó.

Las relaciones diplomáticas entre Nicaragua y Costa Rica llegaron a su punto más bajo durante los cuatro años de gobierno de Chinchilla.

Entre 300.000 y 500.000 nicaragüenses viven en Costa Rica y se dedican a labores domésticas, trabajo agrícola y la industria de la construcción, según diversas fuentes.

Costa Rica fue en 2013 el segundo mejor socio económico de Nicaragua en Centroamérica, al comprarle productos por el orden de los $118,6 millones.