Negocios

Directivo externó preocupación por impacto de subastas sobre industria farmacéutica

Patricia Leitón

El directivo de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), Adolfo Gutiérrez Jiménez, expuso ante la Junta Directiva de la entidad, en el 2011, su preocupación por el impacto en la industria farmacéutica que podría tener la participación de la institución en el sistema de subastas a la baja que permite Mer-Link.

Este sistema de compras electrónicas abre la posibilidad de hacer estas subastas, en las cuales los proveedores pujan por ofrecer el precio más bajo, para que la institución compradora acepte su oferta. En el caso de la CCSS esta podría ser una vía para comprar medicinas, equipo u otros bienes a menor precio.

En el acta de la Junta Directiva número 8511, del 9 de junio del 2011, se le atribuye al directivo: “Hablan de la subasta para la baja; este es un tema que ha estado conversando con el ingeniero Carrillo Cubillo (Ubaldo, quien era gerente de Logística en ese momento), si es cuando se defina la licitación o es que la subasta ya implica en automático que siempre va a haber subasta a la baja, porque desde el punto de vista del sector privado tiene entendido que hay una seria preocupación”.

Añade la misma acta: “Entonces lo que quiere saber (Gutiérrez) es si la subasta a la baja es cuando previamente se haya definido que va a haber y ya la gente lo entiende o siempre, en todas las licitaciones, va a haber subasta a la baja, porque ahí tendrían un punto, por ejemplo con Asifan (Asociación de la Industria Farmacéutica Nacional), que no estaría de acuerdo, por lo menos hasta donde él conoce”.

Quiere reglas claras. Ante esta intervención se le consultó al directivo: ¿Por qué la Junta se preocupa por el efecto que pueda tener en la industria farmacéutica (la participación de subastas a la baja) cuando su atención debe ser la situación financiera de la CCSS?

Gutiérrez respondió que el momento en el cual se hizo el comentario, era el inicio de la discusión de este tema y se cuestionaban detalles de algunos elementos que a esa fecha no estaban claros.

“No tengo ningún problema de que haya subastas a la baja, siempre que sean en beneficio de la CCSS y los asegurados”, dijo.

Añadió que es importante que las reglas del juego estén siempre claras para todas las partes y así evitar que existan posibles incumplimientos en el servicio, la entrega y la calidad de los medicamentos, que puedan perjudicar la salud de los pacientes.

Consultada sobre la posición de la entidad sobre este tema, la gerente de Logística de la CCSS, Dinorah Garro, señaló que las subastas a la baja son una alternativa de compra que deben valorar muy bien.

Añadió que no descartan su aplicación, pero resaltó que en materias tan complejas, la prudencia es buena consejera.

Patricia Leitón

Patricia Leitón

Periodista en la sección de Economía. Economista y periodista graduada por la Universidad de Costa Rica. Ganó el premio “Redactor del año” de La Nación (2001) y Premio Academia de Centroamérica del Periodismo Profesional en el Área Económica" (2004).

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.