Eillyn Jiménez B.. 27 febrero, 2018

La Policía decomisó más de dos toneladas de cocaína en el Pacífico sur de Costa Rica en los últimos 15 días.

Así lo dio a conocer este martes el Ministerio de Seguridad Pública (MSP), que detalló que la droga venía en dos navíos que fueron interceptados a más de 100 millas naúticas de Punta Burica, en Pavón de Golfito, Puntarenas.

La droga decomisada entre las dos embarcaciones supera las dos toneladas. Foto: MSP para LN
La droga decomisada entre las dos embarcaciones supera las dos toneladas. Foto: MSP para LN

El primer decomiso ocurrió el pasado 14 de febrero a 188 millas de la costa costarricense, cuando las autoridades detuvieron a la embarcación Cherokee II, dedicada a la pesca artesanal y matrícula PQ-8824.

A bordo de este barco viajaban cinco personas, tres de apellido Bonilla, uno apellidado Romero y otro Mena. De los cinco, solo uno de los Bonilla tienen antecedentes por desobediencia a la autoridad, precisó Seguridad.

Luego de contabilizar el estupefaciente incautado, la Policía determinó este martes que los cinco sujetos transportaban 1.000 paquetes de cocaína, de un kilo cada uno. Estos iban ocultos en 39 bultos.

Por otra parte, la segunda embarcación, de nombre Andrey II y matrícula PG-9555, fue interceptada hace siete días, el 20 de febrero anterior, a 114 millas naúticas de Punta Burica, al sureste de la entrada al golfo Dulce.

La cocaína estaba oculta en bultos. Foto: MSP para LN
La cocaína estaba oculta en bultos. Foto: MSP para LN

En esta viajaban tres hombres, cuyas identidades no trascendieron. Ellos trasladaban 1.060 paquetes de un kilo de cocaína en 53 bultos.

Los ocho sujetos llegaron a Costa Rica este martes y quedaron a las órdenes de las autoridades.

Según información divulgada por Seguridad, se desconoce de dónde salieron las embarcaciones y cuál era su destino final.

Eso sí, precisó que los operativos para interceptar a las lanchas son parte del patrullaje conjunto con Estados Unidos y el bloque sur regional, compuesto por Colombia, Ecuador y Panamá.

"Mantenemos una lucha a escala regional para combatir el narcotráfico y generar espacios seguros. Acciones como estas, que han sido reiteradas en nuestro país, descalifican posiciones como la reciente de un medio de comunicación colombiano que dice erróneamente que Costa Rica es un paraíso del narcotráfico; al contrario, es un centro regional líder en el combate al narcotráfico, que no le cede espacios al tráfico internacional ni nacional de drogas y que se convierte en una amenaza para los narcotraficantes en razón de los contundentes golpes", explicó el ministro de Seguridad, Gustavo Mata.

Este cuerpo policial alega que este es el primer gran golpe de las autoridades ticas al narcotráfico en lo que va del 2018, luego de que en el 2017 se incautaran más de 30 toneladas de cocaína, la cifra más alta en la historia del país, número que solo fue superado por Panamá (aunque la cifra de aquel país no fue divulgada).

Durante el 2016 los decomisos alcanzaron las 25 toneladas de ese tipo de droga y en el 2015 fueron 15 toneladas.