Eillyn Jiménez B.. 13 agosto
La fuga se registró el el Juzgado Penal de Hatillo, en San José. Foto: Archivo/ Alonso Tenorio
La fuga se registró el el Juzgado Penal de Hatillo, en San José. Foto: Archivo/ Alonso Tenorio

El Organismo de Investigación Judicial (OIJ) abrió este martes una investigación para determinar cómo se fugó, de una audiencia preliminar en el Juzgado Penal de Hatillo, un sospechoso del delito de tráfico de droga.

Wálter Espinoza Espinoza, director de la Policía Judicial, detalló que el caso se registró a las 4 p. m., cuando el sujeto estaba siendo custodiado por agentes de la Sección de Cárceles.

Según el jerarca, el joven, de apellidos Perlaza Varela y de 23 años, forma parte del grupo narco denominado Los Lara, desarticulado en diciembre anterior luego de 25 allanamientos.

“Nos informaron que el sujeto logró evadir la custodia policial y huyó del sitio, por lo que tenemos un operativo en la zona dirigido a su localización.

"En este momento lo que más nos interesa es capturarlo y remitirlo de nuevo a tribunales, pero a nivel interno se ordenó a la oficina especializada en investigaciones que aborde el caso para que determine cuáles fueron las circunstancias que determinaron el hecho y si hubo alguna negligencia para que el sujeto escapara”, explicó Espinoza.

En el despliegue policial para dar con el hombre participan funcionarios del OIJ y Fuerza Pública.

El grupo

Según los datos brindados en diciembre por la Policía Judicial, la banda Los Lara se dedicaba, principalmente, a la venta de ketamina, aunque también comercializaban cocaína y marihuana.

Los expertos afirman que la ketamina es conocida como ‘gato’ en el mercado de las drogas y además es altamente adictiva, alucinógena y de bajo costo.

Un gramo de esta sustancia posee un valor aproximado de ¢5.000 en el mercado, de acuerdo con el Instituto Costarricense sobre Drogas (ICD).

La droga, también utilizada en la medicina veterinaria, tiene un efecto que puede durar de dos a cuatro horas, según la dosis.

Expertos afirman que a corto plazo la ketamina puede generar problemas en el sistema digestivo, náuseas y taquicardia, pero un mayor consumo puede dejar secuelas como problemas de memoria y ansiedad.

El OIJ también le atribuye al grupo una serie de extorsiones y amenazas, mediante las cuales en apariencia mantenían el control en barrio Sagrada Familia, San José, una de las comunidades intervenidas en las diligencias judiciales para la captura de varias personas.