Daniel Jiménez. 26 junio

¿Cómo se imagina el cierre de la final?

Son muchas cosas en las que estamos pensando. Es muy difícil decir cómo se visualiza. En estos días he estado jugando el partido desde el punto de vista técnico. Todos los detalles son importantes. Quiero analizar el rival y tenerle respeto. Nosotros tenemos que demostrar para no ser sorprendidos.

Wálter Centeno durante el partido de ida de la final en el Morera Soto. Fotografía: John Durán
Wálter Centeno durante el partido de ida de la final en el Morera Soto. Fotografía: John Durán

¿Qué significa estar cerca del primer título nacional con Saprissa?

Estoy enfocado en el lunes, a partir de lo que hagan ellos en el campo que sea lo que Dios quiera.

¿Buscará marcar primero ante la obligación que tiene la Liga?

Nosotros estamos trabajando en todos los momentos que se puedan presentar y darles herramientas a los jugadores. Sabemos lo que nos ha pasado. Habrá espacios o no y eso depende de cómo lleguen los jugadores.

¿Cómo hizo para mantener concentrados a los jugadores que no han sido regulares como Byron Bonilla o Esteban Rodríguez?

Aprendí que cuando no juega tiene que trabajar doble, más del que está jugando. La historia dice que los que no juegan normalmente son los que más entrena, no es casualidad que ellos estén jugando bien, Han trabajado bien. Cuando no se juega es difícil porque se siente sin motivación, ese trabajo mental se lo hemos dado por medio del preparador físico. Pese a no jugar nunca se quejaron, al final el fútbol premia al que trabaja día a día y es profesional.

¿Cómo es su relación con su cuerpo técnico?

Así como en el camerino son un equipo ellos como futbolistas, nosotros como cuerpo técnico tenemos que hacerlo. Me gusta delegar funciones y darle participación a mi cuerpo técnico. Hemos trabajado como equipo todos. A mí me gusta escucharlos a ellos. A partir de ahí yo tomaré las decisiones, pero me gusta darle esa libertad a mi cuerpo técnico.

¿Cómo manejar la parte mental del jugador sabiendo que van arriba en la serie?

Estamos en una etapa crucial donde el futbolista tiene que aislarse y visualizar lo que va a ser el partido. Para manejar las emociones la única manera que conozco es estar aislado y relajado. El tiempo me ha enseñado a eso. Hay que enfocarse.

¿Qué les ha pedido a los jugadores para no salirse de foco?

Yo creo que lo que ha pasado alrededor del virus, hemos aprendido todos a manejar nuestras ansiedades de una forma diferente. Yo he estado tranquilo porque tenemos que estar en casa. Yo prefiero que duerman con sus esposas y no en un hotel donde el tiempo se hace muy largo y es un poco aburrido. Es mejor estar en casa. Ellos son profesionales. Nadie hará nada indebido y tengo confianza. No veo problema en que no se concentren, es una ventaja porque se puede ahorrar un poco de dinero en las concentraciones.

¿Cuánto aprendió de los golpes del pasado para llegar aquí?

Uno como cuerpo técnico aprende, pero estamos conscientes que no tomamos las decisiones en la cancha. Yo aprendí desde la parte del banquillo, pero me tocan tomar decisiones. Ahora esto es diferente porque ya hay experiencia y ataca sus errores. Aprendimos la lección y falta pasar el examen final.