Política

Presidenta de Honduras otorga amnistía a funcionarios de gobierno de su esposo

Sectores anticorrupción consideran que la norma no solo puede favorecer a funcionarios de Zelaya procesados producto de su derrocamiento, sino a otros que podrían estar envueltos en actos ilícitos

Tegucigalpa. La nueva presidenta de Honduras, la izquierdista Xiomara Castro, quien llegó al poder con la promesa de combatir la corrupción, promulgó este sábado una ley que exoneró de delitos diversos a funcionarios del gobierno de su esposo, el derrocado Manuel Zelaya (2006– 2009). Esa norma fue aprobada la noche del jueves por el Parlamento que preside Luis Redondo, leal a Castro, cuando aún no se ha resuelto el dilema de la legalidad del Congreso.

La legitimidad de la presidencia del Parlamento se la disputan la directiva que preside Redondo y la conformada por Jorge Cálix, elegido por disidentes del partido de gobierno y apoyado por parte de la oposición. Las negociaciones prosiguen y en ellas participa Manuel Zelaya, coordinador del gobernante Libertad y Refundación (Libre).

Pese a la situación, Castro promulgó la norma, publicada este sábado en La Gaceta oficial, lo que la vuelve válida, en una decisión rechazada incluso por su recién nombrado ministro asesor en materia de Transparencia. La Ley para la Reconstrucción del Estado Constitucional y para que los Hechos no se Repitan, concede “amnistía general, amplia e incondicional (...) a funcionarios, empleados o autoridades electas durante la administración gubernamental del periodo comprendido del 27 de enero del 2006 al 28 de junio del 2009″.

Incluye a “acusados o procesados criminalmente por oponerse y protestar contra el Golpe de Estado (contra Zelaya) y por actos propios del ejercicio de su función pública, procesos que fueron calificados como políticamente motivados”, agrega. La amnistía también favorece a quienes fueron encarcelados por manifestarse contra la reelección del presidente Juan Orlando Hernández en 2017, antecesor de Castro.

Zelaya fue derrocado en 2009 por una alianza cívico– militar, que le cuestionó su acercamiento al chavismo en la Venezuela socialista. Sectores anticorrupción consideran que la norma no solo puede favorecer a funcionarios de Zelaya procesados producto de su derrocamiento, sino a otros que podrían estar envueltos en actos ilícitos.

Algunos funcionarios del gobierno de Zelaya están procesados por supuesta corrupción, incluyendo uno de los diputados cercanos a Redondo y un exministro que huyó a Nicaragua. ”No podemos permitir que los delitos contra la administración pública puedan ser eximidos”, expresó Odir Fernández, representante del Consejo Nacional Anticoccrupción (CNA), una instancia de la sociedad civil.

"Un nuevo pacto de impunidad", escribió en su cuenta de Twitter Edmundo Orellana, ministro asesor en materia de Transparencia y Combate de la Corrupción nombrado por Castro, tras asumir el poder el 27 de enero.

El abogado del gremio de empresarios, Gustavo Solórzano, denunció que “es un abuso que se pretende dar, es un pacto de impunidad que nosotros no compartimos”. Añadió que esta disposición no debería tener validez por el conflicto sobre la legalidad del Congreso.

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.