Patricia Recio. 24 febrero, 2017
Los peces anchoveta suelen habitar aguas someras y estuarios en el trópico. Algunas especies son capaces de vivir en agua dulce.
Los peces anchoveta suelen habitar aguas someras y estuarios en el trópico. Algunas especies son capaces de vivir en agua dulce.

Los miles de peces anchovetas que aparecieron muertos en playas de Abangaritos y Manzanillo en el golfo de Nicoya, perecieron a causa de altas temperaturas y disminución del oxígeno.

Así lo confirmó el Servicio Nacional de Salud Animal (Senasa) tras los análisis realizados por el Centro de Investigación en Estructuras Microscópicas de la Universidad de Costa Rica.

Senasa afirmó que consumir el pescado proveniente del golfo de Nicoya es seguro.

Según los análisis, los resultados de mediciones de temperaturas en diferentes puntos de la zona oscilaron entre 27.5°C a casi 34°C, además se encontraron niveles de oxígeno de hasta 0,1 miligramos por litro, lo que es considerado incompatible con la vida para esta especie.

Además, según Senasa, se determinó una floración de algas del tipo cianobacterias del género Synechocystis, las cuales pudieron contribuir con los cambios ambientales mencionados.

Una situación similar se presentó en el 2002 en las costas del Pacífico, específicamente en Caldera, donde cianobacterias produjeron la muerte de peces de todo tipo.

Pantalla completa Reproducir
1 de 4

Según Senasa, se descartó la presencia de contaminantes químicos y biotoxinas.

El 17 de febrero pasado, la estación biológica marina de la Universidad Nacional (UNA) también había descartado que algas nocivas fueran la causa de muerte.

Los peces fueron hallados por vecinos de estas playas el miércoles 15 de febrero a lo largo de dos kilómetros de playa; sin embargo, la misma marea se encargó de retirarlos de las playas en los días siguientes.

Inicialmente las autoridades de Salud habían recomendado abstenerse de consumir peces de esa zona o ingresar al mar hasta conocer la causa de la muerte.

(Video) Cientos de peces aparecen muertos en diferentes playas del Golfo de Nicoya