Marcela Quirós. 16 mayo
La Unesco declaró el 17 de mayo como Día Mundial del Reciclaje. Con estas bolsas, Grupo Nación añade una iniciativa más a sus esfuerzos por solucionar problemas globales de contaminación. Fotos: Melissa Fernández
La Unesco declaró el 17 de mayo como Día Mundial del Reciclaje. Con estas bolsas, Grupo Nación añade una iniciativa más a sus esfuerzos por solucionar problemas globales de contaminación. Fotos: Melissa Fernández

Desde hace algunos días es posible que el periódico le haya comenzado a llegar a su casa dentro de una bolsa de plástico diferente a la anterior. Si no es así, pronto -con la llegada de la época de lluvia-, lo hará. Se trata de una bolsa que tiene como novedad haber sido fabricada con plástico 100% reciclado.

El nuevo empaque es para los diarios La Nación, La Teja y El Financiero, y posee la misma calidad de la bolsa anterior, únicamente tiene un tono menos transparente y lleva impreso el signo de reciclaje tan conocido por todos.

La decisión de cambiar la bolsa en que viajaba el periódico forma parte de las acciones de sostenibilidad del Grupo Nación, junto con otras ya implementadas como los paneles solares del edificio de GN Medios y de Sabores, la planta de tratamiento de aguas residuales del grupo, la implementación del centro de acopio, el reciclaje de las planchas y el uso de papel de bosque certificados.

“Lo que queremos con esto es entrar en una economía circular, es decir, reingresamos al círculo productivo plástico una bolsa que de lo contrario es muy posible que hubiera terminado en ríos, océanos y botaderos”, comentó Yorleny Gamboa, encargada de sostenibilidad del Grupo.

El momento de divulgar esta información no puede ser más oportuno, pues la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) declaró el 17 de mayo como Día Mundial del Reciclaje.

“Esta es una iniciativa que -junto con la eliminación de los plásticos de un solo uso como pajillas y platos desechables- brinda soluciones a los problemas globales de contaminación”, agregó Gamboa.

Las bolsas, al cumplir su cometido, pueden entregarse en los centros de valorización de Ecolones. Para saber dónde se ubican se puede visitar: https://ecolonescr.com/centros-valorizacion/

“Los centros de valorización necesitan los materiales #LimpiosSecosSeparados para ser eficientes y generar más valor a su trabajo. El reciclaje no es la respuesta a un problema ambiental, es una oportunidad económica para mi, el país y el planeta”, dijo la directora de Ecolones, Karla Chaves.

El proceso de reciclado

En el proceso de creación de las bolsas intervienen dos empresas: Mundorep e Implastic. La primera se encarga de recolectar el plástico, procesarlo, y hacer los pellets, que es la resina en forma de cilindros pequeños.

Implastic por su parte, fabrica las bolsas con los pellets como materia prima.

Mundorep tiene 14 años de estar en el negocio del reciclado plástico y es uno de los productores de resinas plásticas recicladas más grandes del país. Cuando comenzó, su capacidad de reciclado era de 200 toneladas al año, hoy es de 5.000 toneladas.

“En Mundorep hemos ido desarrollando nuestras propias resinas recicladas. Ya no solo las reciclamos sino que las formulamos. Esto nos permite procesar la resina de tal forma que podemos acercarnos a las características técnicas de una resina virgen”, comentó Jaime Cerdas, director de reciclado Mundorep.

Implastic, por su parte, es una empresa dedicada a la fabricación de plásticos flexibles, es decir, de polietileno y que son utilizados en su mayoría para el empaque de productos.

“En este momento se la está dando mucho énfasis a la eliminación del plástico por contaminación, pero el plástico no va a desaparecer. Yo pienso que ese enfoque de reutilizarlo, es el correcto”, opinó Andrés Chaves, gerente de cuentas claves de Implastic.

Chaves explicó que en una primera etapa se decidió, junto a Grupo Nación, agregar a la resina un aditivo oxiobiodegradable que lo que hacia era que, a partir del momento en el que el producto era desechado y se ponía en contacto con el medioambiente, comenzaba a degenerarse. Ahora se crea el proyecto de la reutilización del plástico.

“El plástico -y por lo tanto, estas bolsas- tiene el gran beneficio de que se puede reciclar todas las veces que quiera”, puntualizó Chaves.