Política

TSE permitirá votar a personas con orden sanitaria, pero apela a responsabilidad

Tribunal de Elecciones explica que no se le puede negar el voto a nadie por ese motivo; no obstante, apela a la responsabilidad de costarricenses para que se queden en casa si son positivos con covid-19

El Tribunal Supremo de Elecciones (TSE) permitirá que las personas con orden de aislamiento por covid-19 acudan a votar en las elecciones nacionales del domingo 6 de febrero próximo.

El TSE también descarta exigir requisitos como el código QR o el certificado de vacunación contra el coronavirus. Ninguna autoridad nacional podrá impedir que un costarricense ejerza su derecho al sufragio por motivos sanitarios.

No obstante, el órgano electoral apela a la responsabilidad de cada ciudadano y recomienda no presentarse a votar en caso de que tengan el virus, con el propósito de evitar contagios masivos durante los comicios.

Así lo explicó Gustavo Román, asesor político del Tribunal Supremo de Elecciones (TSE), ante dudas o noticias falsas que han surgido sobre las elecciones nacionales y las medidas sanitarias.

“En relación con las personas con orden sanitaria, hemos dicho dos cosas con toda claridad: lo legal es que esa personas tienen derecho a votar y, si van a votar, tienen garantizado su derecho al voto; nadie se los va a impedir, pero también hemos señalado lo ético, lo de responsabilidad individual, lo que tiene que ver con el cuidado de uno mismo y con el cuidado de las personas que lo rodean.

“Una persona con una orden sanitaria no debe ir ni a trabajar, ni a un mall, ni tampoco ir a votar. En ningún país, ni en Alemania, ni en China, ni en Uruguay. En ningún país, una persona con una orden sanitaria, con una prescripción médica de quedarse en casa debe salir de su casa, pero ese es un asunto de responsabilidad individual.

“Yo quisiera que quede claro que el Tribunal Supremo de Elecciones va a velar por la libertad electoral de todas las personas, incluidas las que tengan una orden sanitaria; pero eso no impide que responsablemente le digamos a la ciudadanía, que si una persona tiene una orden sanitaria debería quedarse en casa”, afirmó el funcionario.

Gustavo Román expuso que el derecho al voto tiene un fundamento constitucional: “El artículo 91 de nuestra Constitución Política establece que los derechos políticos solo se suspenden porque un juez, en una sentencia, así lo establezca. Esa es la razón por la cual una persona pueda verse impedida de votar, no hay ninguna otra razón”.

El numeral 91 dice que la ciudadanía solo se suspende por interdicción judicialmente declarada o por sentencia que imponga la pena de suspensión del ejercicio de derechos políticos.

Los lineamientos sanitarios emitidos por el órgano electoral, para minimizar los riesgos de contagio, establecen que los electores entrarán al centro de votación solos, sin familiares o guías electorales.

Para estos comicios, no habrá equipos de sonido, comparsas o toldos de los diferentes partidos.

Además, los votantes deberán guardar 1,8 metros de distancia mientras esperan su turno para emitir el voto. En los centros electorales habrá dispositivos de higiene personal y de desinfección de las instalaciones.

Debido a que las elecciones nacionales se desarrollarán en un momento de alto contagio, por la variante ómicron, el Tribunal Supremo de Elecciones no descarta implementar otras medidas sanitarias.

“Yo quisiera aclarar qué cosas están absolutamente fuera de las posibilidades de una eventual medida de contingencia: el TSE no va a posponer la fecha de la elección, bajo ninguna circunstancia, porque la fecha la decide la Constitución Política.

“El TSE no va a exigir carné de vacunación ni código QR para votar, porque para votar lo que se necesita es la cédula de identidad y estar empadronado; y el TSE no va a permitir que a ningún elector se le descalifique porque tenga una orden sanitaria; ese no es impedimento legal para votar y ningún miembro de mesa, autoridad de Policía o autoridad de Gobierno va a poder impedir que un costarricense vote porque tenga una orden sanitaria”, afirmó.

El funcionario aclaró que el Tribunal tiene imperio sobre el proceso electoral, por lo que las medidas sanitarias que podrían implementarse dependen exclusivamente del órgano electoral y no del Poder Ejecutivo.

“La dirección del proceso electoral en Costa Rica, desde 1949, es del Tribunal Supremo de Elecciones. La administración electoral ha trabajado en conjunto, de la mano con las autoridades del Ministerio de Salud, para definir los lineamientos para minimizar el riesgo de contagio a la hora de ir a las urnas. La decisión final, última, respecto a las decisiones en que vamos a votar es del TSE y de nadie más”, dijo Román.

Juan Diego Córdoba González

Juan Diego Córdoba González

Bachiller en Periodismo de la Universidad Latina de Costa Rica. Estudiante de la Maestría en Comunicación y Mercadeo. Periodista de la mesa de Sociedad y Servicios de La Nación.