Interés Humano

OMS pide moratoria de vacunas de refuerzo contra covid-19 hasta setiembre por la disparidad mundial

Jefe de la entidad pide poner dosis a disposición de los países que solo inmunizaron a una pequeña parte de su población

Ginebra. La OMS pidió este miércoles aplazar hasta setiembre las dosis de refuerzo de las vacunas contra la covid-19 pero Estados Unidos se opuso.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) sostuvo que una moratoria de los refuerzos al menos hasta finales de setiembre ayudaría a reducir la desigualdad en la distribución de dosis de vacunas entre países ricos y pobres y ayudar a combatir la pandemia que se ha cobrado ya 4,2 millones de muertos en el mundo.

“No podemos aceptar que países que ya utilizaron la mayor parte del suministro mundial de vacunas utilicen aún más, mientras que las personas más vulnerables del mundo siguen sin protección”, afirmó el jefe de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus.

Sin embargo, Washington rechazó la idea.

“Sentimos que es una elección falsa y que podemos hacer ambas cosas”, afirmó la secretaria de prensa de la Casa Blanca, Jen Psaki. Agregó que Estados Unidos ha donado más dosis que ningún otro país.

“Tenemos suficiente suministro para que, si la FDA decide que los refuerzos son recomendables para una parte de la población, podamos proveerlos”, comentó.

La OMS considera que la moratoria permitiría llegar a la vacunación de 10% de la población mundial a fines de septiembre.

Al menos 4.270 millones de dosis se han inoculado en todo el mundo hasta ahora, según un recuento de AFP.

En países considerados de altos ingresos por el Banco Mundial, 101 dosis cada 100 personas han sido inyectadas. Pero en los 20 países de ingresos más bajos, la cantidad cae a 1,7 cada 100 personas.

Israel, un país con elevada tasa de vacunación, comenzó a aplicar la semana pasada una tercera dosis a los mayores de 60 años y Alemania anunció que hará lo mismo desde setiembre.

Empero, la jefa de vacunas de la OMS, Kate O’Brien, manifestó que no hay pruebas convincentes sobre la necesidad de la tercera dosis.

De su lado, China endureció las restricciones para la movilidad, con suspensiones en los transportes a nivel local o limitando los desplazamientos al extranjero tras registrar un aumento de casos.

No obstante, se abstuvo de prohibir los viajes al extranjero.

Desde mediados de julio, se han registrado cerca de 500 casos de covid-19 en todo el país.