Conflictos

Masacre en Bucha: Imágenes muestran una ciudad abrumada por la muerte y destrucción

Autoridades ucranianas crearon fosas comunes para depositar los cuerpos encontrados, algunos con quemaduras en sus rostros, otros maniatados y casi momificados por el tiempo que llevaban en la intemperie

Lo que antes era una tranquila ciudad al noroeste de Kiev, en Ucrania, se transformó en un escenario que parece sacado de una película de terror. Las mismas calles y jardines donde los niños solían jugar, fueron testigos de la masacre a inocentes perpetuada por las tropas rusas. Hoy es una región abrumada por la muerte y la destrucción.

El domingo anterior, luego de que los rusos desocuparan la capital ucraniana, decenas de voluntarios, equipos de rescate y soldados se trasladaron a las zonas donde habían tomado poder las tropas ofensivas.

Al llegar, no encontraron más que soledad, edificios en ruinas, destruidos por completo, pero lo más impactante que encontraron fueron los cuerpos de civiles en las vías públicas. Como si se tratara de una venganza, los rusos tomaron a los inocentes que caminaban por Bucha y los amordazaron, a unos incluso les amarraron las manos para poderlos matar.

“Justo delante de mis ojos, dispararon a un hombre que iba a buscar comida al supermercado (...). Al principio, había sobre todo jóvenes soldados (rusos). Después, llegaron otros más mayores, tenían más de 40 años. Eran crueles. Maltrataron a todo el mundo. Y es entonces cuando empezaron las masacres”, relató una mujer a la AFP, quien vivió en primer plano toda la ultrajada a Bucha.

Las matanzas a civiles, que solamente en Kiev suman poco más de 410 víctimas mortales, fueron cometidas al azar y “deliberadamente”, según Elizabeth Throssell, Alto Comisionado de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) para los derechos humanos.

“Se tiene que investigar, pero aunque podemos entender que un edificio, por ejemplo, sea bombardeado en un contexto militar, es difícil de imaginar cuál sería el contexto militar de un individuo tendido en el suelo con una bala en la cabeza o de tener su cuerpo quemado”, mencionó Throssell durante una rueda de prensa en Ginebra.

Un día después del descubrimiento de los cadáveres el presidente ucraniano, Volodímir Zelenski —quien urgió Consejo de Seguridad de la ONU poner fin a los crímenes de guerra— visitó el lugar para ver con sus propios ojos las muertes de civiles.

Con lágrimas en los ojos, Zelenski calificó lo cometido por Rusia como un “genocidio”. “Ustedes ven lo que pasa cada día cuando nuestros combatientes entran y recuperan territorios”, declaró el mandatario a medios de comunicación vestido con chaleco antibalas y acompañado de militares ucranianos, en una calle de Bucha devastada por los combates.

Las autoridades ucranianas crearon fosas comunes para depositar los cuerpos encontrados, algunos con quemaduras en sus rostros, otros maniatados y casi momificados por el tiempo que llevaban en la intemperie.

De su lado, el Kremlin negó su responsabilidad y desmintió “categóricamente todas las acusaciones” de Ucrania. Según el Ministerio de Defensa ruso, todo el material audiovisual es una “falsificación”, aún cuando las imágenes de los satélites de la firma estadounidense, Maxar Technologies, demostraron que los cadáveres estaban en las calles desde y durante la toma rusa.

A continuación imágenes de las escenas que fueron encontradas en Bucha, luego de que las tropas rusas desocuparan la capital. Se recomienda discreción.

Fátima  Jiménez Quirós

Fátima Jiménez Quirós

Estudiante de periodismo y comunicación en la Universidad Internacional de las Américas. Escribe noticias de última hora nacionales e internacionales. Anteriormente trabajó en la sección de verificación de datos: No Coma Cuento.

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.