Aarón Sequeira. 23 abril, 2018
Abelino Esquivel, diputado de Renovación. Fotografía José Cordero
Abelino Esquivel, diputado de Renovación. Fotografía José Cordero

El diputado Abelino Esquivel, jefe de la fracción legislativa de Renovación Costarricense, reconoció la tarde de este lunes que el dinero que les cobraba a sus empleados entraba a una cuenta de su hermana, Uray.

El legislador alegó que no se trataba de ningún aporte para él, sino para la agrupación política y que su hermana lo manejaba como subtesorera del comité ejecutivo de Renovación, para actividades partidarias y del despacho.

Aunque reconoció que ese dinero entraba a esas cuentas, aportado por Shirley Marín y Joselyn Rodríguez, negó saber nada del monto mayor, los ¢400.000 mensuales que Álvaro Oconitrillo asegura que le cobraban a él y que pagaba en efectivo, directamente a la hermana del congresista.

(Video) Abelino Esquivel reconoce que dinero cobrado a empleados entraba a cuenta de su hermana

Entre los tres, debían dar ¢575.000 mensuales.

En entrevista con La Nación, Esquivel reconoció que ese dinero no pasaba por las cuentas del partido, tal como lo establece la legislación electoral cuando de aportes de los militantes se trata.

Esta es la entrevista con el diputado evangélico:

– Explíquenos su posición sobre los alegatos de sus empleados, quienes dicen que desde agosto o setiembre del 2017 se les empezó a pedir un monto mensual, diferente para cada uno de ellos, de su salario.

– Que no es cierto. Es decir, conforme al comunicado de prensa que he dado, he dicho que ellos, efectivamente, han hecho algunos depósitos con el detalle que dice: “aportes al PRC”, de manera que no es que se les pida, ni que se les demande, menos que se les exija.

"Apegados a lo que dicen nuestros estatutos, nos autorizan para que los funcionarios aporten. El artículo 44, en el inciso b, dice que los partidarios que resulten electos mediante elecciones populares, o que laboren en fracciones del partido, ya sea legislativas o municipales, y los que hagan en el partido previamente, deben cotizar para el funcionamiento del partido, con un 5% de su salario o dieta.

"Es decir, un mínimo del 5%, entonces una persona puede aportar de ahí, a lo que quiera. Es un aporte al partido, de tal manera que ni se les ha exigido ni se les ha condicionado absolutamente.

"Tienen tres o cuatro años de trabajar aquí y cuatro días antes de irnos de la Asamblea salen con este tema.

"Si en algún momento ellos estaban disconformes, era un tema que se debía hablar a lo interno: no queremos aportar, estamos aportando mucho o queremos aportar menos. Es un tema que, siendo ellos empleados de confianza, tenía que hablarse si no estaban de acuerdo, lo hubieran puesto sobre la mesa, pero no como lo hicieron.

¿Por qué desde agosto o setiembre del año pasado?

– Siempre, al partido le hemos aportado siempre. Yo le puedo decir que en los estados auditados del partido, viejos, de la campaña anterior, hay una deuda que el partido tiene conmigo, de ¢10 millones, de aportes que hicimos y que no pudimos cobrar con la deuda política. De tal manera que siempre hemos aportado.

Ellos alegan que nunca se les explicó para qué era ese dinero.

– Son profesionales, son personas que tienen el nivel para poder entender las cosas. Si no se les había explicado, ¿por qué incluyen en el detalle del depósito “aportes al PRC”?. Está muy claro. Un profesional creo que lo debe entender perfectamente.

¿En qué cuenta se está depositando ese dinero?

– Eso se está depositando en la cuenta de la subtesorera del PRC, que es Uray Esquivel, de tal manera que ella es la subtesorera.

¿No se debería depositar en cuentas directas del partido?

– Bueno, esos fondos, es decir, se manejan en la fracción de tal manera que cumplen el cometido de apoyar las actividades partidarias en la provincia, el tema de las municipales, las elecciones nacionales. Se supone que todos contribuimos, pues la meta era traer un diputado y que ellas se quedaran trabajando con ese diputado. Todos contribuimos para eso, no hay otra forma de financiar el partido.

"Así es como se hicieron las cosas, no hay ni una exigencia, ni una ocurrencia, ningún condicionamiento. El mismo detalle del depósito dice “aportes al PRC”. Llevan tanto tiempo y hasta ahora salen con esto".

En el caso del otro asesor, Álvaro Oconitrillo, él asegura que le daba el dinero en efectivo a doña Uray.

– Lo de Álvaro Oconitrillo es otro tema. Yo no sé de dónde sacó eso. Yo me puedo referir a lo de la licenciada Shirley y a lo de Joselyn Rodríguez. Lo de Álvaro, no sé de dónde él saca ese tema e, inclusive, usa términos cuando le contestó al periodista Esteban Mata, que yo no uso para referirme. Los periodistas me conocen, son términos que yo no uso.

"Él dice que yo dije… Yo con él no he hablado nada, este es un tema administrativo. Yo salgo a dar declaraciones porque es mi fracción, están diciendo que me han dado a mí, a mí no me han dado nada.

"En algún momento se usó un término económico malicioso, en la prensa, el término diezmo, que creo que el fondo de ese tema lo que quería era afectar de esa manera al sector cristiano".

¿Me está diciendo usted que don Álvaro no les dio dinero?

–Don Álvaro… Yo no sé absolutamente nada si aporta, yo creo que Álvaro es el que no ha aportado nunca nada.

¿No les ha dado dinero ningún mes?

– No señor.

Ellos dicen que fueron despedidos de forma informal, la mañana de este lunes, en una reunión de su despacho.

– Sí, están despedidos al 30 de abril.

¿Usted les dio esa fecha?

– Sí, al 30 de abril están despedidos.

¿Les ha dado un documento que diga eso?

– Es decir, el contrato de las personas que están actualmente vence el 30 de abril. No han sido despedidos, como ellos dicen.

Pero usted les dijo, hoy en la mañana, que estaban despedidos.

– Bueno, tuvimos una conversación donde se hablaron varias cosas, pero, en fin, lo único que comentamos es que el clima laboral ya está deteriorado por esta situación que se está dando. Nos quedan tres o cuatro días y nos despedimos de aquí, cuando el contrato laboral de ellos vence y el mandato constitucional también vence.

Don Antonio Ayales, director ejecutivo del Congreso, confirmó que usted envió esta lunes por la mañana una carta en que informaba del despido de estos funcionarios y que luego pidió que se retirara la carta.

– Nosotros no hemos tenido, en ningún momento, la intención de despedirlos arbitrariamente…

Pero sí mandaron la carta a la Dirección Ejecutiva…

– Es decir, en un momento conversamos el tema de la posibilidad de despedirlos antes, pero después… Es decir, conversamos ese tema...

Pero usted envió la carta de despido a la Dirección Ejecutiva, efectivamente…

-Sí, claro, pero siempre estuvo sujeta a que era un tema que lo estábamos procesando, porque además tiene que reunirse el Directorio (de la Asamblea Legislativa), el Directorio es el que tiene que aprobar eso; de tal manera que, después, valorando el tema, nos dimos cuenta de que no tiene sentido despedir a una persona así, cuando faltan tres o cuatro días, como no tiene sentido el hecho de que ellos hayan sacado este tema, habiendo trabajado tanto tiempo en el despacho.

"Yo sigo insistiendo, y ojalá lo publiques en la nota, ¿por qué, como empleados de confianza, no se acercaron y me dijeron: no queremos aportarle más al partido, y hubiéramos conversado, como empleados de confianza?"

¿Eso no habría significado el cese de funciones de ellos?

– Absolutamente, absolutamente. Se podrá constatar que, además de que el estatuto dice eso, la contribución nunca es forzosa, siempre es un acto en que la gente se compromete a dar. Hace tiempo, cuando Justo Orozco era diputado, nosotros aportábamos al partido, yo aporté al partido.

Precisamente, esa es otra pregunta, don Abelino. ¿Esta es una acción que no solo se realiza en su despacho? ¿Lo hace el otro despacho de Renovación Costarricense (el de Gonzalo Ramírez) y lo han hecho los otros diputados del partido en momentos anteriores?

– Bueno, además, no solo lo hacen, como dice aquí, todos los funcionarios que laboran para la fracción de Renovación Costarricense, la práctica de aportar para el funcionamiento de los partidos es una práctica común en la Asamblea Legislativa. Lo hacen las otras fracciones políticas. Esto es muy bueno consignarlo, en honor a la verdad.

"No es un tema en que solo se le pide contribución, no es solo Renovación Costarricense el que pide contribución. Ya les dejo el trabajo periodístico a ustedes, que averigüen cuánto y cómo se aporta en los demás partidos, pero también está dentro de los estatutos.

"Yo tengo entendido que hay incluso diputados que desde el momento en que quedan electos, un porcentaje está comprometido para las fracciones y ojalá lo consignen así, porque creo que no se vale. Es decir, si un empleado de confianza está disconforme con su condición laboral, la práctica correcta es acercarse y conversar el tema en una mesa: estamos de acuerdo o no estamos de acuerdo, cómo lo mejoramos, si podemos aportar más o menos, es mucho lo que estamos aportando, debería ser poco, pero en un contexto de empleados de confianza".

Don Abelino, ¿hay comprobantes de cómo se ha usado este dinero en beneficio del partido?

– Sí, hay, en muchas actividades, usted comprenderá, se hacen reuniones donde hay que cubrir refrigerios, hay que aportar gasolina, es decir, cubrir los gastos que se hacen, eso es un tema que luego, en un procedimiento de liquidación ante el partido, ante los tesoreros, o ante los encargados de recolectar ante el partido, pues se verá en ese escenario.

"Es una liquidación que deberá hacerse oportunamente y en su momento, que todos lo hacen, como tiene que ser".

¿Ese dinero ha pasado en algún momento por cuentas del partido?

– Mucho dinero digamos que se aporta oficialmente se deposita en las cuentas del partido, pero mucho dinero, o digamos algún dinero, como en este caso, son dineros que ingresan a una persona que los está recolectando para cubrir eventos, cubrir actividades donde nosotros mismos estamos, pero también para empujar la campaña.

En este caso particular los manejaba su hermana, la subtesorera...

– Digamos que ella recibía los depósitos, las transferencias de esos aportes de esas dos funcionarias, digamos, pero todos aportamos al partido, es un partido que se sostiene con las contribuciones de todas las personas militantes de este partido, electos en un puesto de elección popular, y otras personas que son funcionarios, tal como lo dice el artículo 44 de nuestros estatutos.