Carlos Cordero Pérez. 22 octubre
Haga su lista de regalos y compras, revise en Internet y en comercios los precios actuales, y compare entre las ofertas. (Foto archivo GN)
Haga su lista de regalos y compras, revise en Internet y en comercios los precios actuales, y compare entre las ofertas. (Foto archivo GN)

Es la temporada alta de las compras. Se inició con los descuentos de setiembre, continúa con las ofertas por Internet en los primeros días de noviembre y luego llega el “viernes negro”. En diciembre, están los obsequios para amistades, compañeros de oficina y familiares, y a principios del nuevo año, espera la cuesta de enero con la lista de pagos que se deben cumplir.

No todos los consumidores terminan bien en sus finanzas después de esta época.

“Nos vemos tentados por las ofertas. Lo que hay que preguntarse primero es si realmente se necesita el producto que pensamos comprar”, advirtió Diego Benítez, director de Empodérate, una empresa que brinda asesoría y acompañamiento a profesionales y pequeñas empresas.

Elaborar un presupuesto, ponerlo en ejecución y hasta aprender a decir “no”, son algunas de las recomendaciones que le ayudarán a llegar con más aire a la cuesta de enero.

1. Prepare un listado

Haga una lista de a quiénes les va a regalar y qué les va a obsequiar. Incluya el monto de ahorros para eventualidades, emergencias o como fondo inicial para el resto del 2020.

Revise la lista varias veces y trate de eliminar en lugar de sumar nombres u obsequios. Priorice sin temor.

Si no puede regalarle a alguien no se preocupe. Muchas personas lo que más necesitan en estas épocas es alguien que las salude y las escuche, más que un objeto material.

2. Haga un presupuesto

Con base en la lista de regalos elabore un presupuesto de acuerdo a sus ingresos. Hay consumidores que aprovechan e incluyen los gastos escolares de una vez.

Tenga en cuenta los ingresos que recibirá y ajuste la lista de regalos a los recursos efectivos.

Torres recomendó establecer objetivos financieros concretos y realizables, así como las acciones para lograrlos.

3. Controle el plan

Lleve un control de los gastos en los que va incurriendo. No supere lo que se planteó.

Conforme va realizando las compras vuelva a la lista: escriba el check out a lo ya comprado y fíjese en lo que sigue o falta.

Vuelva a hacer ajustes, siempre pensando en reducir los gastos, no en aumentarlos.

No se deje llevar por las ofertas y descuentos. Compare y pregunte sobre las garantías. (Foto Melissa Fernández / Archivo GN)
No se deje llevar por las ofertas y descuentos. Compare y pregunte sobre las garantías. (Foto Melissa Fernández / Archivo GN)
4. Sepa decir no

Cuando vea una oportunidad, por más atractiva que le parezca, pregúntese si realmente necesita ese producto, si puede postergar la compra o si definitivamente debe impedir hacer el gasto.

Esta es una época en que las emociones pueden hacerle excederse. No le haga caso a los impulsos ni deje llevar por la buena pinta de una oferta, tampoco por lo que le dicen.

María Fernanda Torres, promotora de Coopecaja, recordó que el 90% de las compras y decisiones financieras son emocionales y apenas el 10% son racionales.

5. Valide precios

¿Quiere saber si realmente una oferta, promoción o descuento lo es?

En estas épocas escuchamos a muchos decir que un precio de promoción en realidad es hasta más alto que el normal. ¿Cómo cerciorarse?

Si ya tiene una lista de lo que va a comprar, averigüe los precios en este momento. En Internet puede hacer una primera indagación. Si no aparecen ahí, dé una vuelta por los negocios y pregunte sin pudor. Anote los precios.

Cuando vaya de compras, revise su listado. ¿Le están dando gato por liebre?

6. Compare artículos

Elemental. Pero se nos olvida hacerlo y siempre ocurre que, una vez comprado un artículo, lo encontramos en otro sitio más barato.

Cuando vaya de compras revise nuevamente los sitios web de las tiendas, confirme los precios, dé un recorrido por las tiendas, anote y compare dónde está el mejor precio y la mejor calidad.

Esta es una época en que el impulso se impone sobre lo racional. Evite comprar por impulso, siga fielmente su lista de compras y no recurra al crédito. (Foto José Cordero / Archivo GN)
Esta es una época en que el impulso se impone sobre lo racional. Evite comprar por impulso, siga fielmente su lista de compras y no recurra al crédito. (Foto José Cordero / Archivo GN)
7. Use el pago de contado

Pague al contado, con tarjeta de débito, para no cargar efectivo y no exponerse.

Evite el crédito. Recuerde que los intereses y los cargos de las tarjetas de crédito o de financiamiento comercial borrarán los descuentos comerciales y quedará con más deudas.

“Mucha gente termina sobreendeudada”, dijo Benítez.

8. Cuide las garantías

Consulte sobre las garantías y guarde los documentos.

Si es un gadget o artículo de tecnología que amerite el registro en la página web del fabricante, pregunte y hágalo.

Compruebe, en la entrega del producto, que esté completo, que funciona y que se incluyen los certificados de garantía.

Guarde la factura electrónica en un archivo específico en su Drive (Gmail o Hotmail brindan el servicio gratuito) para que lo encuentre con facilidad.

9. Cargos extras

En las compras por Internet tenga claro cuáles son los costos extras por traslado o entrega, tanto en tiendas en línea locales como en las globales.

Pregunte cuándo será la entrega del pedido, pues el último trimestre del año son usuales los atrasos en transporte y Aduanas.

10. Sea firme

No eche a perder todo lo planificado. Cuide su comportamiento de compras siendo fiel al plan trazado.

La prioridad son las necesidades reales suyas y de su familia, incluyendo los gastos escolares que deberá hacer en enero siguiente.