5 septiembre, 2020
Nicole Austin Díaz y su mamá, la conocida expresentadora Lynda Díaz, quien vive en Florida pero viaja constantemente a Houston para acompañar a su hija durante los tratamientos. Foto IG
Nicole Austin Díaz y su mamá, la conocida expresentadora Lynda Díaz, quien vive en Florida pero viaja constantemente a Houston para acompañar a su hija durante los tratamientos. Foto IG

A pesar de su juventud se podría pensar que Nicole Austin Díaz es una“chiquilla” pero no, resulta que se trata de una mujer hecha y derecha, esposa y madre de familia quien ha apechugado su situación de salud con una grandeza y valentía increíbles, en mucho inspirada en la fuerza que le prodiga su preciosa bebé Ellie, hoy de año y nueve meses.

Por ser hija de la conocida expresentadora Lynda Díaz, tanto Nicole como sus hermanos han estado en la retina pública desde pequeños, por eso, cuando trascendió su diagnóstico de cáncer en etapa IIIC2, hace unos meses, fue la misma joven la que decidió hacerlo público en su cuenta de Instagram. Ya desde entonces se plantó como una guerrera y en estas semanas nos ha ofrecido una clase de enseñanza de vida que, más allá de lo conmovedora que pueda ser, es aleccionadora.

Una vez que asimiló el diagnóstico, la joven acopió valentía y serenidad y empezó a compartir en redes sus sentires conforme empezaba con los tratatamientos. Lo cierto es que Nicole se ha convertido, sin proponérselo, en la guía de muchas personas que están o han vivido su situación.

Hace año y nueve meses, Lynda Díaz se convirtió en la feliz abuela de Ellie, quien tiene a la familia delirando por su hermosura y lo desenvuelta que es. (FOTO IG)
Hace año y nueve meses, Lynda Díaz se convirtió en la feliz abuela de Ellie, quien tiene a la familia delirando por su hermosura y lo desenvuelta que es. (FOTO IG)

La hermosa joven incluso ha compartido momentos difíciles, como cuando tuvo que raparse después de las primeras sesiones de quimioterapia, pero siempre al final de sus videos o escritos, destaca los aprendizajes de vida que le va dejando esta experiencia, siempre asida a aquel adagio de vivir “un día a la vez”.

Su esposo, su bebecita, su comprometida mamá, Lynda Díaz, y ni qué decir de sus hermanos... en fin, toda la familia se ha vuelto un núcleo primario alrededor de la increíble Nicole, cuya batalla contra el cáncer nos alecciona y nos envalentona: su transparencia nos hace llorar de sensibilidad y de fortaleza, esa con la que nos engalana ella cada vez que nos comparte sus posts, que nos provocan risas y hasta diversión, cuando se dirige a su situación con un “Querido Cáncer” y ahí le advierte, con una sabrosa prosa, que le va a dar una lucha feroz.

No tenemos más qué agregar, los posts de Nicole Austin Díaz son una pieza de colección que algún día bien podrían ser el guion de un documental o una película. Obviamente, ella no nos comparte sus vivencias con ese fin, pero Nicole sabe, con solo que vea el apoyo masivo y generoso de sus seguidores en redes, incluso de gente que está atravesando su misma circunstancia, que esta carga se sobrelleva mejor al compartirla con gente querida y bienintencionada.

Les dejamos uno de esos posts que nos provocan tanta admiración ante su actitud, ingenio y hasta buen humor, pues así como le habla a su cáncer en público, igual lo hace con la quimioterapia: “Querida Chemo, llevamos un rato sin vernos, aquí sigo tratando de ser tu amiga y pelear esta guerra al lado tuyo, te pido que seas buena y paciente conmigo, esta ronda me siento diferente, llevamos casi seis semanas sin vernos y me siento un poco nerviosa y desanimada, te pido por favor me des todas las fuerzas posibles, sé que soy fuerte pero por favor no te aproveches de mis fuerzas, no olvides que confío en ti, siempre recuerda que estamos en el mismo equipo, con amor, Coco Roper”.

Años 80. Ese roble que fue como jugador Edwin
Años 80. Ese roble que fue como jugador Edwin "Sarapiquí" Salazar empezaba a figurar y a cosechar una legión de admiradores. Foto Archivo
En Saprissa, Salazar (tercero en el orden usual) compartió con grandes figuras moradas. Foto: Cortesía Lente Morado.
En Saprissa, Salazar (tercero en el orden usual) compartió con grandes figuras moradas. Foto: Cortesía Lente Morado.

En otro tema, pero siempre relacionado con el cáncer, hoy apelamos a la solidaridad del gremio futbolístico y a los costarricenses en general para unirnos a la causa de aquel titán del fútbol nacional, Edwin “Sarapiquí” Salazar, destacado jugador nacional en los años 80 y 90 y quien sufre actualmente un quebranto de salud que lo tiene incapacitado y necesita de la ayuda de la familia del fútbol nacional para salir adelante.

El otrora adalid del fútbol nacional lucha, según fuimos alertados por el querido colega Rodrigo Calvo, ese eje de conocimiento único, enciclopedia nacional, quien recién alertó sobre la batalla que libra Sarapiquí contra un cáncer en la garganta y quien, en consecuencia, por esta razón se alimenta de manera especial, a través de una sonda gástrica.

“Por lo tanto requiere con urgencia de la asistencia de un profesional en enfermería o un asistente de paciente, que lo cuide a tiempo completo. Ante la compleja situación, grupos de exfutbolistas, amigos y periodistas emprendieron una campaña para ayudar económicamente a su familia y obtener donaciones que les ampare en este difícil momento. Los interesados en darle una mano pueden enviar sus donativos a la cuenta CR09015117320010027764 IBAN Banco Nacional o Sinpe móvil 6049-4954, a nombre de Carmen Quesada, su esposa, por medio del WhatsApp.

En el balompié, “Sarapiquí” Salazar actuó con suceso en la Primera División, a partir de 1983, y lo hizo en el Cartaginés, Saprissa, Pérez Zeledón, Uruguay de Coronado, Alianza de El Salvador, Vida de Honduras y nuevamente el Saprissa. Integró la Selección Nacional desde 1986, disputó dos eliminatorias mundialistas, una Copa de Oro y ganó la Copa UNCAF en 1991. Con los morados obtuvo dos títulos más y, en 1997, decidió retirarse a la edad de 33 años.

Tiene tres hijos y ha dirigido diversas escuelas de fútbol. El exfutbolista y la familia le agradecen mucho las oraciones y su valiosa ayuda para que supere este difícil momento”, anotó “Calvito”, quien con su gran corazón, nos hizo del conocimiento de la situación de “Sarapiquí” y no dudamos, ni por un momento, que la gesta del respetado y admirado Rodrigo Calvo tenga un eco gigante en muchos costarricenses que admiramos y añoramos al pundonoroso ‘Sarapiquí’ Salazar. Gracias, queridísimo Calvito, por la alerta.

Arie García y Nancy Dobles serán los conductores de 'La Rueda de la Fortuna', ya casi en Canal 7. Foto Cortesía
Arie García y Nancy Dobles serán los conductores de 'La Rueda de la Fortuna', ya casi en Canal 7. Foto Cortesía

Ahora que el añorable programa La Rueda de la Fortuna pasa a Canal 7, en un horario estelar los sábados a las 6:30 p.m., se nos ocurrió un voladazo. El programa será conducido por Arie García --quien lleva cinco años a cargo del espacio, que se transmitía en Canal 13-- y por Nancy Dobles, a partir del 12 de setiembre.

Sin duda,
Sin duda, "La Rueda de la Fortuna" que dirigió Manuel Fresno en los años 80 y 90, le generaron un cariño sempiterno por parte de la audiencia. Sigue siendo muy querido. Foto Archivo.

¿Qué tal si para el programa inaugural o alguno de los venideros, invitan a Manuel Fresno para que los acompañe en la conducción? Fresno se convirtió en un personaje de consumo obligatorio por parte de miles de costarricenses que se solazaban con su amena conducción y la sabrosa interacción que establecía junto con los participantes, cuando el programa debutó al aire, décadas atrás.

Como se sabe, por el asunto de la pandemia el programa actualmente tiene otra dinámica, pues por ahora se realizará sin público, pero aún así sería un detallazo que nos pusieran a don Manuel un día junto a los dos dinámicos presentadores actuales. Ahí se las dejamos.

Así celebró Maribel Guardia que su prueba de la covid-19 resultó negativa. Nuestras retinas también estuvieron muy felices, con este fotón. FOTO IG
Así celebró Maribel Guardia que su prueba de la covid-19 resultó negativa. Nuestras retinas también estuvieron muy felices, con este fotón. FOTO IG

Tamaño trance de angustia apechugó la querida actriz y cantante nacional Maribel Guardia, pues hace un par de semanas había estado con la conductora mexicana Andrea Legarreta en el programa Hoy, y pocos días después la conductora reveló que había dado positivo en la prueba de la covid-19.

En su contentera, la famosa tica volvió a dejar boquiabierto a medio mundo con la foto que subió mientras celebraba que había salido negativa tras hacerse el examen, obviamente no antes de enviarle sus mejores vibras y cariño a Legarreta, y ciertamente nos desvió por unos momentos del tema de la pandemia porque de verdad nos deja perplejos ver cómo se mantiene ese mujerón a sus 61 años. Volviendo al tema, Maribel escribió: “En fin tenemos que cuidarnos mucho, ahora más que nunca, ayer tuvimos 827 muertos en México. Tenemos que cuidarnos, no hay que bajar la guardia, les mando bendiciones en la distancia”.

Doña Ana, Kianny y Glenda Peraza: la fortaleza de doña Ana ante su diagnóstico de un tumor cerebral incurable a su vez llenó de fuerza y paz a sus parientes. Foto IG
Doña Ana, Kianny y Glenda Peraza: la fortaleza de doña Ana ante su diagnóstico de un tumor cerebral incurable a su vez llenó de fuerza y paz a sus parientes. Foto IG

Le enviamos a la expresentadora y modelo Glenda Peraza un prolongado abrazo virtual por reciente fallecimiento de su madre, doña Ana Isabel Peraza, quien venía luchando contra un tumor cerebral desde hace un par de años.

“Hoy partió mi madre de este paso terrenal para encontrarse con nuestro Padre Celestial en la Vida Eterna, es por eso que esa luna llena salió para recibirte mi valiente”, escribió la presentadora en Facebook (...) Con todo nuestro amor te dijimos hasta siempre y te fuiste con eso rostro bello e iluminado”, agregó Peraza, quien hizo pública la lucha de su madre y, junto a su hija Kianny y el resto de la familia, se esmeraron en consentir a doña Ana todo lo que pudieron, por lo que no dudamos de que sus corazones están confortados. Paz y bien, para Glenda y su familia, quienes por cierto recibieron una tremenda andanada de hermosos mensajes de apoyo en estos momentos.

El sábado pasado, por fin, se cumplió el sueño de don Rubén, abuelo de Brian y Yendrick Ruiz, quien los entrenaba de chiquillos hace 30 años y soñaba con verlos en la misma cancha, tal cual ocurrió en el juego entre Alajuela y Heredia, cuando se enfrentaron como rivales. Acá, Bryan acaba de abrir el marcador, ante el desconsuelo de su hermano. Foto Rafael Pacheco
El sábado pasado, por fin, se cumplió el sueño de don Rubén, abuelo de Brian y Yendrick Ruiz, quien los entrenaba de chiquillos hace 30 años y soñaba con verlos en la misma cancha, tal cual ocurrió en el juego entre Alajuela y Heredia, cuando se enfrentaron como rivales. Acá, Bryan acaba de abrir el marcador, ante el desconsuelo de su hermano. Foto Rafael Pacheco
LA belleza de foto, y ni qué decir del post de Byan Ruiz tras enfrentarse por primera vez a su hermano Yendrick, en un juego oficial:
LA belleza de foto, y ni qué decir del post de Byan Ruiz tras enfrentarse por primera vez a su hermano Yendrick, en un juego oficial: "Más allá de ser profesionales dentro del terreno de juego y defender cada uno los intereses de las instituciones a la que pertenecemos, para nosotros fue una noche histórica y especial... Te amo, mano, y deseo siempre lo mejor!", escribió Byan y remató con una etiqueta que lo dice todo #hermanos por siempre. Foto FB

“Hace 30 años Bryan Ruiz y Yendrick Ruiz compartían, como niños, en un humilde equipo de San Felipe de Alajuelita llamado ‘Los Nietos del Abuelo’. Ahí, ellos junto a un primo y su hermano menor, Rolbin, eran la base de la famosa escuadra de liga menor.

“Aquel plantel dominaba los diferentes torneos de la zona con facilidad, sobre todo por el aporte de dos jugadores: Bryan y Yendrick. El entrenador de aquel club de niños era don Rubén González, abuelo de ambos.

“Ahora, tres décadas después de aquel juego de niños, los dos principales talentos de ese cuadro se volverán a ver las caras, empero no en el mismo equipo sino frente a frente. Bryan Ruiz defenderá los colores de Alajuelense, mientras Yendrick Ruiz los de Herediano, el sábado a las 8 p. m. en el Cuty Monge”, reseñaba una nota del periodista Esteban Valverde, de La Nación antes del encuentro que le sacaría las lágrimas de la emoción a don Rubén González, el abuelo materno de los muchachos y quien atrajo las miradas de la prensa la semana pasada, conforme avanzaron las horas hasta que se dio el ansiado encuentro para don Rubén.

Los muchachos también estuvieron emocionados hasta la médula, excepto por los 90 minutos en la cancha, donde cada quien se dedicó a “fuercearla” por los colores de su equipo, olvidándose de cualquier parentesco. Bryan salió campante la noche del pasado sábado 29 de agosto, cuando su equipo triunfó 2 a 1, pero tras el pitazo final, los unidísimos hermanos se abrazaron y el hoy manudo, bastante reservado en sus emociones, se permitió publicar la hermosa foto con un amoroso post, que anexamos acá. Muy bonita anécdota, máxime en estos tiempos en los que estamos urgidos de notas positivas, lo que podríamos llamar, las pequeñas grandes cosas de la vida.

Tras el delicado proceso judicial que enfrentó el jugador de origen cubano, Marcel Hernández, y el que culminó con una absolutoria en su favor, ahora el delantero brumoso se nota no solo relajado, sino enamorado de su novia tibaseña, la hermosísima voleibolista y fisioterapeuta Goriana Miranda. Foto IG
Tras el delicado proceso judicial que enfrentó el jugador de origen cubano, Marcel Hernández, y el que culminó con una absolutoria en su favor, ahora el delantero brumoso se nota no solo relajado, sino enamorado de su novia tibaseña, la hermosísima voleibolista y fisioterapeuta Goriana Miranda. Foto IG
Impresionante la belleza de Gloriana Miranda, novia del jugador Marcel Hernández. Con semejante motivación, ya lo vemos inundando las redes contrarias de goles. Foto IG
Impresionante la belleza de Gloriana Miranda, novia del jugador Marcel Hernández. Con semejante motivación, ya lo vemos inundando las redes contrarias de goles. Foto IG

“Los goles de Marcel Hernández tienen dueña, el delantero del Cartaginés está enamorado y estaba deseando anotar para poder gritarle al mundo su amor por Gloriana Miranda.

“Así lo hizo este jueves cuando le anotó a Limón, el cubano corrió hacia la cámara de televisión y con sus manos formó un corazón dirigido a una guapa joven vecina de Tibás que juega voleibol, tanto de playa como de salón, y es fisioterapeuta”. De esta manera, el periodista Franklin Arroyo, de La Teja, nos despertó el sospechómetro y, efectivamente, hallamos varias fotos entre Marcel y Gloriana en las que queda más que patente que están viviendo un amor de esos casi adolescente, donde todo es ilusión y perfección: hasta se cruzan fotos del desayuno que él le hace a ella y la guapísima deportista le contesta, literalmente, derretida.

Bueno diay, no queda más que felicitarlos por el nuevo idilio, que disfruten y lo vivan al máximo, y que ojalá Marcel tenga una dosis extra de motivación a ver si llena a nuestro amado Cartaginés de goles a favor. Cédula tres, señores, cédula tres somos estos Topos.

Y para terminar con un
Y para terminar con un "taquito de ojo", como dirían en México, he aquí a la hermosa Andrea Salas, mejor conocida como Andrea Navas, esposa del mundialmente famoso arquero costarricense Keylor Navas, quien nos compartió esta espectacular fotografía mientras se daba un paseíto en yate, allá en aguas internacionales. Madre de tres hijos, evidentemente Andrea se cuida con la alimentación y el ejercicio. Para muestra, un fotón. FOTO IG