Hugo Solano C.. 18 enero
El allanamiento en la casa de Alvarado, conocido como Capullo, permitió a la Policía encontrar indicios que lo podrían relacionar con varios homicidios. Foto: Archivo/ Edgar Chinchilla.
El allanamiento en la casa de Alvarado, conocido como Capullo, permitió a la Policía encontrar indicios que lo podrían relacionar con varios homicidios. Foto: Archivo/ Edgar Chinchilla.

La muerte de un sujeto que apareció quemado y con signos de tortura la semana pasada en Florencia de San Carlos, permitió a la Policía Judicial sacar de las calles al sospechoso, quien estaría relacionado con otros asesinatos en la zona norte.

Su más reciente víctima habría sido José Luis Castillo Luna, de 41 años, cuyo cuerpo apareció a un lado de la carretera que comunica los barrios de Santa Rita y la Vieja.

Castillo, con antecedentes por narcotráfico, se encontraba atado de pies y manos, así como amordazado, con gran parte del cuerpo quemado y con dos impactos de bala en la cabeza.

Según el director del Organismo de Investigación Judicial, Walter Espinoza, el sospechoso de esa muerte sería un sujeto de apellidos Alvarado Segura, conocido como Capullo, a quien también relacionan con la tenencia de granadas de fragmentación, fusiles y otras armas similares.

(Video) Detenido en San Carlos podría estar relacionado con varios homicidios

De igual manera, el jefe policial no descarta que la banda de Capullo sea una de las que en los últimos meses ha hecho crecer la criminalidad al norte del país.

Por esta razón, investigan si el grupo está vinculado con algunos de los cuatro homicidios perpetrados en San Carlos y Sarapiquí en enero.

Zona norte movida en arranque del 2021

Entre los asesinatos más recientes en San Carlos está el de Cindy Johana López Reyes, de 42 años, quien fue ultimada el 7 de enero en Pital.

Ella fue sorprendida en la vía pública por varios sujetos que le propinaron al menos cinco heridas de perdigones en la cara, así como dos impactos en el pie derecho y otro en el muslo derecho con entrada y salida.

En ese hecho también resultó herido de gravedad a Adrián Espinoza Sevilla, de 29 años.

Ese mismo día, en Venecia de San Carlos, se halló otro cuerpo quemado, envuelto en una sábana. Posteriormente fue identificado como Deinor Gerardo Sibaja Salas, de 43 años, vecino de Aguas Zarcas, de San Carlos, quien tenía varias heridas de machete en la cabeza.

A esos asesinatos de estos primeros días del año se unen otros dos en Sarapiquí, por lo que las autoridades presumen que se trata de una lucha entre bandas por territorio para el narco.

En ese cantón del norte fueron ultimados Wenceslao Liu González, de 19 años, el 12 de enero y al día siguiente mataron en Horquetas a Jordin Josué Bustos Flores, de 22 años.

Estos dos últimos asesinatos se perpetraron de múltiples impactos con armas de fuego, al parecer por ajustes de cuentas por líos del narco.

Prisión preventiva

Este lunes, la Fiscalía Adjunta de San Carlos informó de que el Juzgado Penal de ese cantón dictó el sábado dos meses de prisión preventiva contra Alvarado Segura.

Lo anterior, porque una vez que se logró identificar a la víctima quemada (Castillo Luna), se obtuvieron algunos indicios y surgió la sospecha de que Alvarado sería el autor, por lo que se procedió con su detención.

También se le allanó la casa del sospechoso en Pénjamo de Florencia, por la presunción de que en ella hubiese estado Castillo, poco antes de ser asesinado.

Además de varios indicios recolectados, los agentes judiciales decomisaron un vehículo Mitsubishi Montero que estaba en el lugar.

El día del allanamiento, Nils Rojas, subjefe del OIJ de San Carlos, explicó que no descartan realizar más detenciones en relación con ese caso.

El asesinato de presunto líder narco se mantiene bajo investigación dentro de la causa 21-000095-0065-PE, informó la Fiscalía.