Cine

Oscar 2022: las películas ausentes que merecen el aplauso

Más allá de que Lady Gaga no se colara en la selección final por mejor actriz, hay otros intérpretes y filmes destacados que la Academia de los Oscar no valoró. Le contamos

Todos los años ocurre: no hay medio de comunicación que se resista a lo inevitable. Cuando aparecen las nominaciones a los Premios Oscar, no hay forma que la academia satisfaga todos los gustos, y vale la pena señalar esos faltantes.

Los Oscar ofrecieron su lista de candidatos a la estatuilla dorada el pasado martes 8 de febrero, y en Viva realizamos un repaso por algunas de las ausencias más notables, así como otros títulos destacados del año que fueron omitidos por los seleccionadores de las nominaciones, quienes suelen menospreciar industrias fílmicas de otras latitudes.

Sobre las omisiones

Dentro de ese espectro, hay variedad de quejas. Algunas son previsibles, como la ausencia de nominaciones para los dos filmes de Ridley Scott este año: The Last Duel y House Of Gucci. Los reclamos han ido especialmente ligadas a esta última, pues Lady Gaga parecía entrar en la selección final por su interpretación de Patrizzia Reggiani.

Quien de seguro debió entrar a mejor actor también debió ser Bradley Cooper. El cineasta Paul Schrader ha dicho que es su mejor actuación de la vida gracias a las directrices de Guillermo del Toro en Nightmare Alley. Podría no estar equivocado, pues su desempeño como un estafador es memorable.

Aún así, para quien escribe estas líneas, la omisión más importante es la de La crónica francesa, posiblemente el mejor filme de la carrera de Wes Anderson, quien no logró ni una sola nominación.

El cineasta tejano no ha sido lejano a la academia en el pasado (El gran hotel Budapest tuvo gran presencia en la temporada del 2015), pero pareciera que a los seleccionadores les pareció que Anderson ya no es relevante para la industria. Una verdadera pena pues su filme es una celebración al arte de contar historias, un aspecto curioso pues usualmente los Oscar no suelen poner trabas a los filmes que retratan “lo bonito que es el cine”. Extrañas decisiones.

El estudio A24 es otro que se ha ido haciendo campo en estas premiaciones. Que lo diga Get Out! de Jordan Peele, que fascinó a todos los votantes e incluso fue una cinta de terror nominada a mejor película después de treinta años de menospreciar este género.

Por antecedentes como este se creía que La tragedia de Macbeth, nueva versión del clásico shakesperiano a cargo de Joel Coen, podría tener más presencia como mejor película, así como Frances McDormand en mejor actriz. Aún así, la cinta fue nominada a mejor actor (la décima nominación de Denzel Washington) y mejor fotografía.

Las que sí fueron por completo marginadas son obras con otros registros, como la magnífica Titane de Julia Ducournau, ganadora de la Palma de Oro en la pasada edición del Festival de Cannes. El filme cuenta de forma visceral la vida de una mujer que sufrió un accidente de pequeña, y lleva una placa de metal en su cabeza, en una propuesta única e inolvidable. Por cierto, si le interesa este filme, puede mirarlo en exclusiva en la plataforma Mubi.

También es lamentable la ausencia de Annette, un antimusical sobre una pareja de artistas que dan vida a una marioneta. Este título de Leos Carax cuenta con las increíbles actuaciones de Marion Cotillard y Adam Driver, quienes pudieron optar por nominaciones en las categorías histriónicas, lo mismo con varias de sus canciones.

Otro título relevante del año pasado es What We See When We Look at the Sky?, una cinta georgiana que no fue contemplada para mejor película extranjera. La cinta es una reflexión sobre los milagros cotidianos; sobre cómo no se necesitan maravillas para ser feliz, así como una crónica sobre el amor como sentimiento vencedor de cualquier mal. Una verdadera joya oculta.

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.