Cine

‘Annette’, el extraño e imperdible musical que llega a Costa Rica este jueves

La distribuidora Pacífica Grey trae esta maravillosa tragicomedia del francés Leos Carax, en la que Adam Driver y Marion Cotillard tienen una hija títere

Leos Carax, a primera impresión, no es un cineasta que pareciera pretender las primeras planas. Su carrera ha estado del lado más independiente, pero para este año Carax parece haber estirado sus brazos y levantado la mano por mayor atención.

No es para menos: con el título Annette, premiado en el Festival de Cannes de este año (Carax se llevó el galardón a mejor director) y con críticas maravillosas la hacen fuerte candidata para la temporada de premios.

Nueve años después de la increíble y poderosa cinta Holy Motors, Carax hace equipo con los mediáticos Adam Driver y Marion Cotillard para este filme, a estrenarse este jueves 30 de diciembre en nuestro país gracias a la distribuidora Pacífica Grey.

Un particular musical

Annette es un filme dispuesto a sorprender. Aunque en el póster del filme aparezcan Driver y Cotillard, el nombre de la cinta remite a una frágil niña que está bendecida con una voz privilegiada, pero con algo que la hace única: es una marioneta de madera.

Annete es hija del gran comediante Henry McHenry (interpretado por Adam Driver) y de la celebrada cantante de ópera Ann Defrasnoux (Marion Cotillard), por lo que todo se desarrolla en este triángulo de personajes que convierten la historia en un musical.

Esta fábula operística de amor, ascenso a la fama y autodestrucción, pareciera no estar lejos de una trama al estilo La bohème o Madama Buttterfly. Las reseñas al filme hacen ver esta puesta en escena como una revolución de las posibilidades que ofrece el cine, pues mezcla el séptimo arte con la ópera de una forma inédita.

“Desde el primer tema de la película, el filme demanda la atención total de la audiencia. Annette juega con forma teatral y realiza una deconstrucción elaborada del género cinematográfico musical”, dijo Mark Kernolds, en The Guardian.

“La película es extraña y desgarradora. Le pide al espectador que encuentre la humanidad dentro de la irreal historia del ascenso a la fama de una niña títere. Driver, por su parte, siempre ha sido una presencia imponente en la pantalla, pero Carax lo transforma en un bruto semi-salvaje”, expresó el crítico David Sims, para The Athlantic.

“En la película, Henry sube al escenario para una comedia ambientada en una bata de boxeo, reflexiona enojado sobre la muerte y la crueldad, se burla abiertamente de sus espectadores y ni una sola vez ofrece una línea de risa tradicional. La audiencia se lo come. Su monólogo recuerda los colapsos de la vida real de muchas celebridades tóxicas: no importa cuán desagradable sea su material, la multitud solo quiere más”, agrega el experto.

La película estará en cartelera del Cine Magaly y Nova Cinemas a partir de este jueves.

Jorge Arturo Mora

Jorge Arturo Mora

Periodista de cultura y sociedad para Viva, Áncora y Revista Dominical.

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.