Servicios

Incapacidad de municipalidades impide reabrir parques públicos

Entre otros requisitos, ayuntamientos deben garantizar monitoreo del aforo y cumplimiento de las medidas sanitarias, así como aplicar un plan de limpieza de equipos y mobiliario

Observar parques públicos cerrados, con barreras a su alrededor, con bancas vacías y áreas de juegos desoladas se volvió común durante la pandemia de covid-19. Y aunque ahora existen protocolos para reabrir estos espacios sin riesgo para la salud pública, las municipalidades admiten tener dificultades para cumplir con todos los requisitos.

El Ministerio de Salud emitió, el pasado 6 de abril, un documento denominado “Lineamientos para el uso de espacios públicos al aire libre, incluidos los que posean cerramiento perimetral, para fines recreativos y de actividad física (Servicios Públicos)”, el cual detalla las medidas que deben aplicarse para rehabilitar ese tipo de espacios.

Dicha norma indica que la reapertura solo se permite en aquellos cantones que estén en alerta amarilla. No obstante, como en este momento todo el país se encuentra en alerta naranja, el requisito es que los municipios cuenten con un “Plan Cantonal de Prevención por Covid-19″ avalado por el Comité Municipal de Emergencias (CME).

Para recibir el visto bueno, los ayuntamientos deben sacar una nota mayor a 80 en un instrumento que crearon las autoridades, en donde vienen 24 requisitos que determinan la calificación. Los requisitos se dividen en cinco secciones que tienen distintos valores: Comité Municipal de Emergencias (20 puntos), Comunicación (10 puntos), Coordinación (20 puntos), Prevención-Verificación-Control (25 puntos) y Contención-Atención (25 puntos).

Entre otras condiciones, a las municipalidades se les exige contar en sus páginas web con una sección que aborde aspectos referidos al virus, garantizar servicios esenciales como agua potable, recolección de residuos y Policía Municipal, tener un protocolo de control y verificación para el cumplimiento del aislamiento obligatorio, así como habilitar mecanismos de recepción de denuncias por incumplimiento de medidas.

La Comisión Nacional de Emergencias indicó a La Nación que todas las municipalidades tienen un plan, que lo van ejecutando y actualizando cada mes. Sin embargo, no todas pueden cumplir los otros requisitos que pide Salud para reabrir los parques.

Por ejemplo, a los gobiernos locales se les exige generar acciones para monitorear el aforo y cumplimiento de medidas sanitarias dentro de los parques, así como definir un protocolo de limpieza y desinfección de los equipos y mobiliario urbano presentes en los espacios, particularmente aquellas superficies que se tocan habitualmente como pasamanos, bancas, máquinas de los gimnasios al aire libre, etc.

La Unión Nacional de Gobiernos Locales (UNGL) detalló que no todos los ayuntamientos tienen la capacidad de dirigir recursos o personal para concretar estas tareas y que, por eso, no pueden abrir los parques a pesar de tener aprobado el plan de prevención.

Además, aquellos municipios que sí pueden cumplir con esos requerimientos, también deben realizar una selección minuciosa de cuáles espacios se pueden reabrir y deben basarse en el “Protocolo sectorial para la apertura gradual de espacios públicos al aire libre para fines recreativos y de actividad física”, que fue emitido el pasado 9 de noviembre de 2020 por el Ministerio de Vivienda y Asentamientos Humanos (Mivah).

En dicho documento se indica que primero se debe abrir un parque por distrito y que esté ubicado en el centro de población. También solicita que dicho espacio sea lo más abierto posible, de modo que pueda verse ampliamente desde la vía pública. Además, se recomienda que se elijan aquellos que beneficien al mayor número de personas posible, dando preferencia a las poblaciones vulnerables (niñez, adultos mayores).

“Se abrirán parques buscando que las personas deban desplazarse distancias cortas (idealmente menores a 500 metros). Esta distancia es una sugerencia, pues es la distancia determinada en diversos estudios como lo que la gente está dispuesta a caminar para llegar a un parque. Esta dimensión puede variarse según las consideraciones que haga cada Comité Municipal de Emergencia”, agrega el documento.

San José sin aperturas hasta 2022

El director de la Policía Municipal de San José, Marcelo Solano, declaró que la necesidad de cumplir con todo este proceso de requisitos y análisis hace que a los ayuntamientos se les complique concretar las reaperturas. De hecho, indicó que eso es parte de las razones por las que muchos parques en San José continúan cerrados, además del evidente aumento de contagios y hospitalizaciones por covid-19, que también provoca que se mantengan los cierres para evitar más propagación del virus.

“Los lineamientos sanitarios establecen que las municipalidades pueden abrir algunas áreas públicas en tanto puedan garantizar ciertas cosas como desinfección periódica, limpieza, acceso a agua potable, jabón, etc. Y otras áreas públicas quedan a discreción de la municipalidad debido a la dimensión que pueda tener el parque.

“Aunque San José tiene 470 parques y oficialmente solo 95 han recibido una autorización oficial para abrir, lo cierto es que muchos parques por su gran extensión y ante la imposibilidad de establecer un mecanismo de cierre como malla o portones, están abiertos, pero no se pueden habilitar para las personas”, explicó Solano.

Precisamente, la mesa de salud del Comité Municipal de Emergencias de San José ordenó no abrir más parques hasta enero de 2022 y solo se considerará una apertura previa si mejora la situación epidemiológica del país en los próximos meses.

Tanto la UNGL como la propia CNE dijeron no saber cuántas municipalidades tienen parques abiertos actualmente, ya que varios son administrados por asociaciones de desarrollo u otros entes y no se lleva un registro unificado de todas las áreas de este tipo que hay en todo el territorio nacional.

José Andrés  Céspedes

José Andrés Céspedes

Periodista en la sección Sociedad y Servicios de La Nación. Escribe sobre vivienda y trabajo.