Patricia Recio. 26 febrero
La vía paralela a la calle principal de Guadalupe debe ampliarse y señalizarse para convertirse en un par vial. Foto Jeffrey Zamora
La vía paralela a la calle principal de Guadalupe debe ampliarse y señalizarse para convertirse en un par vial. Foto Jeffrey Zamora

El martes 8 de mayo del 2018, después de juramentarse como presidente de la República, Carlos Alvarado, junto a su ministro de Obras Públicas y Transportes, Rodolfo Méndez, firmaron el primer decreto de este Gobierno: prometían intervenir en un plazo de un año, 28 puntos de la Gran Área Metropolitana a fin de aliviar las presas.

Los llamados “cuellos de botellas” o topics, citados en el primer decreto de la administración Alvarado Quesada, incluían desde recarpeteos de calles usadas por conductores para acortar camino o evitar congestión, colocación de semáforos, eliminación de giros, hasta la construcción de puentes o señalización de carriles exclusivos para buses en el Área Metropolitana.

Sin embargo, nueve meses después de esa directriz, ninguna de esas intervenciones se ha concretado y en la mayoría de obras ni siquiera se cuenta con los análisis o diseños necesarios.

“No ha caminado de la manera que yo hubiese querido, ha sido un camino más lento por distintas razones, una de ellas y no quiero que suene a excusa, es por la lentitud en la respuesta del Consejo Nacional de Vialidad”, aseguró Méndez Mata.

Esa lentitud de respuesta se debe, agregó, a la débil ejecución que se ha realizado en el Conavi, a pesar de que se cuenta con los recursos para hacerlo.

(Video) MOPT culpa al Conavi por lentitud en plan para reducir presas

“En distintas formas intervienen fuerzas que hacen que las cosas no se ejecuten de la manera que se tienen que ejecutar, ese es un aspecto que yo voy a abordar (...), tendré que abordar el problema que se genera cuando no hay ejecutividad en las instituciones que tienen los medios para poder hacerlo”, dijo.

El ministro señaló que se trata de un tema de iniciativa y búsqueda de soluciones.

“Cuando se tienen pequeñas cosas que dependen de una decisión más simple es a veces cuando esa simpleza y esa falta de ejecutividad, por miedo, por muchas cosas, hasta por corrupción se produce”, declaró.

Estado de las obras.
Estado de las obras.
No tan simples

El director del Conavi, Mario Rodríguez, reconoció que parte de la responsabilidad en el lento avance de los topics, sí obedece a problemas de coordinación a lo interno de esa entidad, pero aseguró que no todos los puntos a intervenir planteados en el decreto eran tan sencillos de concretar.

En nueve de los proyectos se completó el análisis funcional, mientras que solo en cuatro se han realizado los diseños y ninguno se ha completado, informó el mismo Consejo de Vialidad.

Sin embargo, el director del Conavi apuntó que se ha avanzado en otras obras que no se incluían en el decreto. Citó, por ejemplo, el carril exclusivo para buses en San Pedro de Montes de Oca que opera desde enero o la ampliación entre la empresa Neón Nieto, en Tibás, y el puente sobre el río Virilla, que actualmente está en la fase de ejecución.

Rodríguez añadió que a esto se suman otros problemas. Mencionó que en algunos sitios los trabajos no han empezado pues están esperando que se concluyan las obras de alcantarillado sanitario a cargo del Instituto Costarricense de Acueductos y Alcantarillados (AyA).

En el Conavi aseguran que algunos tramos no se han podido intervenir pues están a la espera que el AyA complete labores de alcantarillado. Foto Jeffrey Zamora
En el Conavi aseguran que algunos tramos no se han podido intervenir pues están a la espera que el AyA complete labores de alcantarillado. Foto Jeffrey Zamora

“La segunda dificultad que hemos tenido es que hay algunos de los topics, que tienen que ver con diseños de puentes, que deben hacerse y ejecutarse; eso está en manos de nosotros, pero los diseños no es tan rápido que podrían salir”, explicó Rodríguez.

Además, han tenido problemas para coordinar con los contratistas a fin de que se ejecuten los trabajos en horas de menor volumen de tránsito y en otros casos surgieron imprevistos durante la marcha, que complicaron su avance.

“Hay un topic, por ejemplo, de Tibás a Heredia por la Puebla: ahí aparecieron cosas que no estaban previstas al principio. Aparecieron tuberías de aguas pluviales que debían cambiarse y aumentarse los diámetros, la idea original del proyecto cambió y ha habido que hacer una serie de actividades adicionales que requieren más recurso y más detalle en el diseño”, dijo.

Para agilizar la ejecución de esas intervenciones menores, el Conavi anunció la creación de una unidad ejecutora que se encargue exclusivamente de la coordinación y que garantice que los proyectos se concreten.

Anteriormente, según consta en la información suministrada por esa entidad, esas labores estaban a cargo de diferentes personas, que a su vez debían coordinar con otros departamentos dentro del MOPT, así como con municipios o entidades públicas, lo que ocasionó que esa coordinación no fuera eficiente.

La nueva promesa del Gobierno es que la totalidad de los topics planteados en el decreto estén al menos iniciados para mayo, cuando se cumpla un año de la firma del decreto.