Patricia Leitón. 20 mayo
La canasta básica actual contiene 195 productos, divididos en partidas. Uno de los productos es el pan de manita. Foto: Archivo.
La canasta básica actual contiene 195 productos, divididos en partidas. Uno de los productos es el pan de manita. Foto: Archivo.

El Ministerio de Hacienda propondrá un proyecto de ley a la Asamblea Legislativa para posponer, hasta enero del 2021, la entrada en vigencia del 1% de impuesto al valor agregado (IVA) sobre los productos de la canasta básica tributaria.

Según la Ley de Fortalecimiento de las Finanzas Públicas y el Reglamento del Impuesto al Valor Agregado, dicho tributo debe empezar a regir el próximo 1.° de julio.

La canasta básica tributaria son 195 productos que actualmente están exentos del IVA. Estos productos se desagregan en una gran variedad de bienes por partida arancelaria o código, principalmente por tipos de presentaciones.

Jorge Rodríguez, viceministro de Ingresos del Ministerio de Hacienda, informó de que propondrán un proyecto de ley sobre exoneraciones en el cual incluirán el planteamiento.

“El Ministerio ha comunicado a los diputados y diputadas en cartas recientes su interés de que se pueda valorar un proyecto de ley sobre la posible posposición de la canasta básica, a la luz de un proyecto que estaremos presentando la semana entrante (esta semana) para disminuir el gasto tributario de algunas exenciones y que incluirá el planteamiento de la posposición de la canasta básica para enero 2021”, informó Rodríguez, el viernes 15 de mayo.

Esta canasta afrontará también un cambio en su composición. La Ley de Fortalecimiento de las Finanzas Públicas estableció que para definir cuáles productos se incluyen se debe considerar el consumo efectivo de bienes y servicios de primera necesidad de los hogares que se encuentren en los dos primeros deciles de ingresos (el 20% de hogares con menos recursos), de acuerdo con los estudios efectuados por el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC).

El estudio que realiza el INEC es la Encuesta Nacional de Ingreso y Gasto de los Hogares (Enaho), la cual hizo una nueva medición entre el 2018 y el 2019, y con base en dichos resultados los ministerios de Hacienda y Economía deberán definir la nueva canasta.

Arnoldo Trejos, jefe de la Dirección de Investigaciones Económicas y de Mercados del Ministerio de Economía, informó de que ya se determinaron los productos que constituirán la nueva canasta, pero deben ser validados.

“Ya se revisó la Encuesta de Ingresos y Gastos de los Hogares realizada por el INEC, por parte de los equipos técnicos del MEIC y del Ministerio de Hacienda, y se determinaron los productos que entrarían y saldrían en el nuevo decreto.

"Esta información debe ser analizada y validada por los jerarcas para presentar la propuesta a consulta pública ciudadana y, posteriormente, publicar el decreto, pero aún no se cuenta con fechas definitivas para que esto suceda”, detalló Trejos.

Cuando se defina la nueva canasta entonces unos productos saldrán y dejarán de estar exentos, o con el tributo del 1%, según se decida, y otros podrían entrar y quedar con el 1%.

Sigue pendiente el tratamiento que tendrá el pescado. Mediante el decreto número 41.861, publicado el 24 de julio del 2019, en La Gaceta, se incluyeron dentro de la canasta básica tributaria nueve especies de pescado debido al reclamo de los pescadores.

Además, se otorgó un plazo de tres meses al Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG) y al de Economía para que hicieran un estudio con el fin de saber si la gente más pobre consume esas especies.

No obstante, otro decreto, publicado el 27 de enero del 2020, amplió el plazo para dicho estudio en seis meses, prorrogables tres meses más.

Germán Morales, socio de Impuestos de Grant Thornton Costa Rica, explicó que, como no se ha terminado el estudio, esos pescados están incorporados en la canasta básica y está hoy exenta, y en julio pasarían a tener el 1% de IVA, en caso de que no se pospusiera el tributo.