Marco Marín, Agencia AFP. 27 agosto
Según las autoridades, la droga iba dentro de la fruta ya que las piñas estaban
Según las autoridades, la droga iba dentro de la fruta ya que las piñas estaban "perfectamente vaciadas y rellenas con cilindros compactos de cocaína". Cada piña almacenaba entre 800 gramos y un kilo. Foto: AFP

Autoridades españolas anunciaron el decomiso de 67 kilos de cocaína que iban escondidos en el interior de un cargamento de piñas, proveniente de Costa Rica.

La Policía Nacional informó este domingo que el hallazgo se realizó en el principal mercado de frutas y hortalizas de la capital española, llamado MercaMadrid

Según las autoridades, las piñas estaban “perfectamente vaciadas y rellenas con cilindros compactos de cocaína”. Cada piña almacenaba entre 800 gramos y un kilo.

(Video) Policía española halla cocaína escondida en piñas de Costa Rica

Las frutas eran recubiertas “con un baño de cera o parafina amarillenta” para disimular “los olores de los productos químicos que contiene la droga y esquivar su detección”, indicó la Policía en un comunicado.

Como parte del operativo, las autoridades detuvieron a siete personas. Tres sospechosos fueron arrestados en Madrid y cuatro más en Barcelona, sospechosos de integrar la red de narcotráfico internacional.

Según los informes, la carga llegó inicialmente al puerto de Setúbal, en Portugal, y luego fue transportado por tierra hasta la ciudad de Madrid, en España. La piña habría sido importada por una empresa investigada por la Policía, la cual, en apariencia, ya había usado el mismo modus operandi.

España es el principal punto europeo de entrada para la cocaína proveniente de Sudamérica.

La semana pasada, la la Policía de Control de Drogas (PCD) y la Fiscalía, con la ayuda de agencias internacionales, desarticularon una red criminal que se dedicaba a trasegar cargamentos de cocaína en tarimas con piña que iban a Europa.

Las pesquisas policiales ayudaron a realizar dos decomisos. El primero de ellos en Holanda, cuando, en febrero de este año, se decomisaron 19,3 kilos de cocaína oculta en la madera de las tarimas de soporte de las cajas con la carga de un contenedor que transportaba piñas.

Luego, en abril, las autoridades nacionales incautaron 8,3 kilos de cocaína en otro contenedor similar que iba con destino a la ciudad de Hamburgo, en Alemania.

El pasado 14 de agosto, las autoridades nacionales también dieron con 133 kilos de cocaína, los cuales viajaban ocultos entre una carga de la misma fruta, la cual, en apariencia, iba con destino a Irlanda.